Te encuentras en la páginas de Blogsperu, los resultados son los ultimos contenidos del blog. Este es un archivo temporal y puede no representar el contenido actual del mismo.

Comparte esta página:

Etiquetas: [MASONERIA]  
Fecha Publicación: 2016-06-15T05:00:00.000-07:00
¿QUÉ SON LOS RITOS MASÓNICOS?


Los ritos masónicos son las formas, métodos y protocolos que tienen los masones para hacer sus trabajos. El concepto de rito no es tan ajeno a la vida cotidiana, puesto que cada día encontramos ritos por todas partes: al saludarnos con un conocido, al celebrar un cumpleaños, al pedir matrimonio, en el funcionamiento de un colegio, en la celebración de un juicio, en los parlamentos, etc. En las logias ocurre lo mismo durante sus trabajos. Los trabajos masónicos consisten en disertaciones y debates y estos están sujetos a unas determinadas formas de proceder que se apoyan en símbolos y mitos que ayudan a la reflexión sobre cuestiones filosóficas o intelectuales.

Aunque existen distintos ritos todos son muy similares en la práctica de los tres primeros grados de la masonería.

Cada logia decide trabajar en un rito concreto según lo acuerden sus miembros. A veces, con el tiempo, algunas logias deciden cambiar de rito. La pertenencia a una organización no siempre condiciona el rito que haya que practicar. Por ejemplo, en el Gran Oriente de Francia hay logias que practican el Rito Francés, otras el Rito Escocés Antiguo y Aceptado, otras el Rito de York, otras el Rito Escocés Rectificado, etc. A veces hay organizaciones (agrupaciones de logias) que se decantan exclusivamente por un solo rito, como laGran Logia Femenina de España cuyas logias solo trabajan en Rito Escocés Antiguo y Aceptado.

Trabajar en un determinado rito no impide a un masón asistir a tenidas (reuniones masónicas) de otros ritos. Por ejemplo, un masón de Rito Escocés Antiguo y Aceptado puede visitar una logia de Rito Francés. Incluso podría, llegado el caso, cambiarse de logia y desde ese momento pasaría a trabajar siempre enRito Francés que sería el rito practicado en su nueva logia.

Así mismo, un maestro masón puede optar por practicar un rito distinto, o incluso varios de ellos, en los grados superiores. Por ejemplo, hay masones que practican el Rito de York en su logia pero luego siguen su camino masónico en los grados superiores del Rito Escocés Antiguo y Aceptado o del Rito de Memphis-Misraïm o de cualquier otro rito.

En cualquier caso, en los tres primeros grados, las diferencias entre uno u otro rito son pequeñas. Donde realmente hay diferencias entre unos ritos y otros en los altos grados. En EEUU, por ejemplo, no se suele decir “yo practico tal o cual rito” cuando se refieren al ritual de la logia. Simplemente se dice que uno hace masonería, y punto. Si oyes a un masón americano decir que pertenecer al Rito Escocés o al Rito de York, casi seguro que está hablando de los grados superiores y no del rito que se practica en su logia simbólica.

http://www.francmasoneria.org/que-son-los-ritos-masonicos/

Etiquetas: [MASONERIA]  
Fecha Publicación: 2016-06-14T05:00:00.000-07:00
La Flaca, la República y los Masones
Gines Marin.

Durante el Sexenio Democrático (1869-1876) la libertad de prensa permitió el nacimiento de la revista satírica la Flaca. Editada en Barcelona y de corriente liberal, la Flaca expresaba inquietudes populares en relación a la política siendo especialmente elocuentes las caricaturas de Tomás Padró Pedret.


En el nuevo mundo político que se había abierto paso mediante las Revoluciones liberales eran necesarias instituciones y también nuevos símbolos. Curiosamente esta revista burlona daría origen a la iconografía de la República en España basándose en modelos franceses. Francia cuna de la revolución había creado como icono la imagen de Marianne.

Esta imagen femenina representa la libertad y la República, como una mujer joven tocada con un gorro frigio y con un pecho al descubierto. Se trata de dos símbolos antiquísimos: el gorro frigio proviene de Frigia, en Asia Menor (Turquía) y se relaciona con el culto del dios persa Mitra. En Roma era el símbolo de los libertos y también lo adoptaron los asesinos de Julio Cesar, en la independencia de Estados Unidos y en la Revolución Francesa se convirtió en símbolo de la libertad. El pecho simbolizaba el carácter maternal de la figura, siendo una iconografía muy habitual en el Mediterráneo.Declaración de los Derechos del Hombre y el Ciudadano. En el centro se ve el gorro frigio.


En la imagen de la Flaca aparece además un gallo. Elgallo figura desde la antiguedad en las monedas galas y se convierte en símbolo de Galia y de los galos como consecuencia de un juego de palabras, ya que el término latino “gallus” significa al mismo tiempo gallo y galo. Napoleón III lo desdeñó, pero el gallo se convirtió en símbolo casi oficial de la III República: las rejas del parque del palacio del Elíseo, forjadas a finales del siglo XIX, están decoradas con un gallo, así como la moneda de oro acuñada en 1899. Durante la Primera Guerra Mundial, el gallo francés no deja de oponerse al águila alemán.


Algunos de estos símbolos también se relacionan con sectas masónicas que intervinieron en las revoluciones liberales. Por ejemplo fíjate en la Declaración de Derechos donde junto al gorro frigio aparece el Uróboros, un antiguo símbolo egipcio que es utilizado por la Alquimia y la masonería. Busca en la imagen de la Flaca el Triángulo y el Caduceo, también importantes símbnolos masónicos. Sin embargo, sobre este tema existe mucha controversia y demasiadas teorías disparatadas y no científicas sobre estas sociedades y sus prácticas, que han dado lugar a películas y novelas. Muchas parten del desconocimiento y el rechazo a estas agrupaciones, otras por el contrario pretende alabarlas y ensalzar su labor.

¿Qué otros símbolos ves en la imagen?
¿Compara las dos imágenes de la República? ¿Qué problema refleja la segunda?
Elige una de las caricaturas propuestas a continuación y comenta su significado.


Analizando la imagen, empezando por la República, ésta está alada, símbolo de la libertad; con su mano izquierda sostiene una balanza romana, símbolo de la justicia (y ésta está nivelada); con el brazo izquierdo sujeta una tabla en la que se lee “RF” (República Federal) sobre laurel, que representa la victoria. Este pilar se soporta en un pilar con un triángulo que reza: “Libertad, igualdad y fraternidad”, frente al cual se yergue un gallo (posible referencia a la Revolución Francesa, en la que surge este lema del liberalismo). Hacia la izquierda del observador se identifican elementos agropecuarios, como una hoz o una naranja; hacia la derecha, elementos de la cultura como un libro, una escultura de un filósofo o un caduceo. Al fondo, en el lado izquierdo, se ve a un hombre arando con ayuda de bueyes, y chimeneas de fábricas; en el lado derecho, se ve un barco de vela, la chimenea de un ferrocarril y el mar. En el cielo se dibuja una bandera de España a modo de arcoíris. Bajo el podio en el que están subidos estos elementos se lee la fecha del 11 de febrero del año 1873, día en que Amadeo de Saboya renuncia al trono de España y en que se proclamó la Primera República Española.


En esta segunda imagen, una caricatura de la revista satírica caralana La Flaca, se ve cómo un hombre unitarista (burgués) y un federalista (campesino) tiran de la República para llevarla hacia su lado. La República está abrumada o mareada, y está sentada sobre un soporte que queda del lado del uninitarista que dice “Constituyente”. Del mismo lado, un perro que porta el lema de “intransigente” se pelea con un gallo, símbolo de Francia (posible referencia a la Revolución Francesa). Comparada con la anterior, esta es bastante menos seria, y considerablemente más crítica.


Caricatura titulada Escenas de Familia, del 28 de agosto de 1873. Nicolás Salmerón aparece meditando mientras que España (la mujer) le dice que la niña (la República) se está descontrolando (por las sublevaciones cantonales representadas por los niños que juegan independientemente del resto, cada uno a lo suyo), pese a las atenciones de Emilio Castelar.

En esta imagen, aparecen los más importantes personajes políticos de la época de la Primera República. En la pared aparece una imagen de la España de la época, que representa el problema del cantonalismo. Los personajes reales más importantes de la imagen, Nicolás Salmerón y Emilio Castelar. Salmerón fue un político y filósofo español, presidente del Poder Ejecutivo de la Primera República durante mes y medio en 1873. Emilio Castelar fue un político, historiador, periodista y escritor español, presidente del Poder Ejecutivo de la Primera República entre 1873 y 1874.

https://ginesmarinsociales.wordpress.com/2016/03/03/la-flaca-la-republica-y-los-masones/
Etiquetas: [religiones]  
Fecha Publicación: 2016-06-13T05:00:00.000-07:00
Bezalel: arquitecto e ingeniero de Dios

Cómo el Señor dotó de conocimiento y habilidades a los artífices del Tabernáculo

“Entonces Moisés dijo a los hijos de Israel: «Mirad, el Señor ha nombrado a Bezaleel hijo de Uri hijo de Hur, de la tribu de Judá.


Y lo ha llenado del espíritu de Dios, en sabiduría, en inteligencia, en ciencia y en todo arte, para proyectar diseños, para trabajar en oro, en plata y en bronce, en la talla de piedras de engaste y en obra de madera, para trabajar en toda labor ingeniosa. Ha puesto en su corazón el don de enseñar, tanto a él como a Aholiab hijo de Ahisamac, de la tribu de Dan, y los ha llenado de habilidades para que hagan toda obra de arte y de invención, de bordado en azul, en púrpura, en carmesí, en lino fino y en telar, para que hagan toda labor e inventen todo diseño.” Éxodo 35:30-35

Los versículos mencionados cuentan parte de la historia del Tabernáculo. Dios dio inteligencia a Bezalel (ilustración), capacitándolo para investigar materiales y estudiar sus beneficios para realizar las obras ordenadas del templo itinerante. Le dio la habilidad para usar piedras, metales, tintas, tejidos y maderas para tan importante trabajo, para “crear invenciones”, como lo dice en el versículo bíblico.

Por ese motivo, Bezalel, puede ser considerado un maestro en varias especialidades: diseñador, científico, arquitecto, ingeniero, artesano, orfebre y decorador. Y otra función muy importante: la del profesor, pues el Señor le encargó, así como a su Aoliabe, enseñar el conocimiento adquirido de ahí en adelante.

Destacando dos de las funciones más importantes citadas, Bezalel es uno de los primeros arquitectos e ingenieros registrados en la historia. Obviamente, ya existían esos profesionales en otras culturas, aunque no se los conociera con esos nombres -pirámides erguidas en Egipto y otras construcciones no habrían sido erguidas sin ellos y sus proyectos.

De un modo simple, ¿en qué difiere un arquitecto de un ingeniero civil?

Un arquitecto estudia las necesidades, las funciones de un inmueble a ser construido: la finalidad, los objetos, los hábitos de los usuarios e incluso sus preferencias estéticas. Con estos datos, elabora un proyecto que atienda todo eso con funcionalidad, aprovechamiento del espacio, versatilidad (en la limpieza y en la manutención, por ejemplo). Y hoy en día en el mejor aprovechamiento de los recursos (como economía de energía), y varios otros. Una interacción eficiente entre el profesional y el cliente (que puede ser una persona física o una institución) es primordial para los buenos resultados.

El arquitecto también define los materiales más adecuados, la posición de la construcción de acuerdo con el terreno, la incidencia del sol, el desagüe de agua pluvial. En suma, optimiza la calidad y la utilización de la futura edificación.

Definidos tales requisitos, entra la figura del ingeniero civil. Él elabora proyectos para la instalación de las estructuras ideadas por el arquitecto. Las “saca del papel” y las transforma en realidad. Planifica las actividades de los profesionales involucrados en la obra(armadores, carpinteros, auxiliares, etc.), gerencia esos equipos, pide o adquiere los recursos, acompaña la ejecución del servicio y observa resultados (si el material tiene la resistencia deseada después de utilizado o si todo encaja en el presupuesto, por ejemplo).

Por lo tanto, las dos especialidades son complementarias.

Existen algunos profesionales que estudian tanto arquitectura como ingeniería. Bezalel puede incluirse en ese caso, puesto que no solo tuvo que entender el proyecto que Dios le entregó a Moisés, sino que debió edificarlo. Estudió los materiales, las formas de utilizarlos y buscó el mejor resultado posible en funcionalidad, resistencia, belleza y facilidad en el montaje, desmontaje y transporte – ya que el Tabernáculo fue pensado para viajar con los hebreos por el desierto.


Los trabajos de Bezalel y su gran equipo no se resumieron al Tabernáculo en sí. Ellos también confeccionaron el mobiliario interno y externo del templo móvil, así como sus accesorios y utensilios, como el Menorah y el Arca de la Alianza, según se explica en Éxodo 37.

“Hizo también Bezalel el Arca de madera de acacia; su longitud era de dos codos y medio, su anchura de codo y medio y su altura de codo y medio.

La recubrió de oro puro por dentro y por fuera, y le hizo una cornisa de oro alrededor.

Además fundió cuatro argollas de oro para sus cuatro esquinas; en un lado dos argollas y en el otro lado dos argollas. 

Hizo también varas de madera de acacia y las recubrió de oro.

Y metió las varas por las argollas a los lados del Arca, para transportar el Arca.

Hizo asimismo el propiciatorio de oro puro, de dos codos y medio de largo y codo y medio de ancho. 

Hizo también los dos querubines de oro, labrados a martillo, en los dos extremos del propiciatorio. Éxodo 37:1-7

Obediencia

Dios le dio a Bezalel la capacidad de tomar materiales brutos de la naturaleza y transformarlos en instrumentos y en arte. Tesoros rústicos de arriba y de debajo de la tierra obtuvieron un valor irrefutable después de manipularlos con inteligencia y destreza. Escogido por el propio Señor, Bezalel, el hombre, como fruto de su obediencia, se convirtió en un gran ejemplo de eficiencia que perduró en la historia de la humanidad. Y esa unión y sumisión están en su propio nombre: Bezalel proviene del hebreo “bajo la sombra de Dios” (bajo Su protección).

La capacitación de Bezalel fue posible por su aplicación, su estudio de los materiales y de la forma como podrían ser utilizados. Su constante curiosidad fue esencial.

Sin embargo, su mayor capacitación fue espiritual. El propio Dios lo dotó del conocimiento necesario, cabiendo al hebreo aplicarlo con empeño, eficiencia y sabiduría – sobretodo por el hecho de ser un trabajo para el propio Padre. El jefe de la obra del Tabernáculo dio total espacio al Espíritu de Dios para que Él actuase en su vida. Habilidad, conocimiento, inteligencia, eficiencia y respeto fueron solamente algunos de los muchos frutos de la sumisión correcta y saludable.

Y tales frutos fueron distribuidos, pues Dios encargó a Bezalel que formara nuevos artífices como él, transmitiendo sus descubrimientos, sus invenciones – su propio conocimiento.

Como ejemplo de esto, funciona en Jerusalén, desde 1906, la Academia Bezalel de Artes y Diseño, renombrada en todo el mundo, que ayudó en la carrera de algunos de los más prestigiosos arquitectos, fotógrafos, diseñadores, ceramistas, joyeros y diversos tipos de profesionales del mundo, referentes en sus áreas de trabajo ( foto, un grupo de diseñadores de 1912 en la academia).

Como todo arte y toda ciencia, los profesionales de la arquitectura y de la ingeniería de hoy, por más que tengan acceso a una tecnología increíble e impensable en los tiempos bíblicos, mucho le deben a aquellos que estudiaron primero, como Bezalel, Aioliabe y el gran equipo que edificó el Tabernáculo bajo las órdenes de Dios.

http://www.universal.org.ar/ciencia-en-la-biblia-bezalel-arquitecto-e-ingeniero-de-dios#sthash.rFa66230.dpuf
Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-12T05:00:00.000-07:00
Inanna-Ishtar: la Diosa mesopotámica 2 de 3

Inanna como Gran Madre

Inanna es una diosa lunar que da la vida como luna creciente para luego arrebatarla como luna menguante, igual que Isis y Cibeles. Es una Gran Madre reina del cielo y tierra. Además de la Luna, se encarna también en Venus y en Sirio. Aparece tocada con cuernos y el bastón de serpientes, tiene un hijo-amante muerto y resucitado, que desciende anualmente al inframundo y vuelve a ascender (mito lunar). Encarna el principio de la justicia derivado de la idea del dualismo de la fuerza lunar: el poder de dar y quitar la vida. Encarna el aspecto cíclico del tiempo. Su mitología gira alrededor de la conexión trazada entre las fases luminosas y oscuras de la luna y la alternancia rítmica de fertilidad y esterilidad de la tierra. Su carácter triple de diosa como madre, esposa y hermana del joven dios refleja la trinidad de las fases lunares luminosas. La cuarta fase, la oscura, está personificada por su hermana Ereshkigal, reina del inframundo, papel que heredará la hebrea Lilith y la Hécate griega, la reina de la noche.

La virginidad pertenece a la gran madre, porque la diosa es la vida misma y la vida, como los ciclos de la luna, nace de sí misma sin necesidad de unión con algo externo.

Sello que muestra el rostro de Inanna, su flor o imagen estelar en forma de roseta de ocho puntas (Venus), y los postes de las puertas de su templo (c. 3000 a.C. Tell Agrab)

Los símbolos majestuosos del poder de Inanna son el caduceo y el hacha de doble filo, que representan el poder de otorgar y arrebatar la vida. Encarna sentimientos tanto amables como llenos de odio, tanto el amor con la cólera. Siempre cambiante, es a la vez siempre la misma.

Inanna con el caduceo de serpientes entrelazadas en su mano.


El origen de la serpiente enroscada en el árbol (Biblia) procede de Sumeria


Diosa de las amapolas de la antigua Creta, sentada bajo un árbol frutal y rodeada de devotos que ofrecen azafranes. Dos serpientes flotan más allá del sol, a su derecha la Luna y a su lado de una "diosa escudo". Un hacha de doble toma posición central, y en el suelo una pequeña figura femenina con un azafrán que parece estar de pie en el símbolo de la montaña.

En el mito acadio posterior Ishtar desciende al inframundo para despertar a su hijo-amante Tamuz. Cuando está en el inframundo, la fuerza que impulsa la fertilidad desaparece: “El toro no monta a la vaca, el burro no se inclina sobre la burra…, el hombre duerme en su cuarto, la mujer duerme sola” (El mito de la Diosa, pág. 230).

Los templos de la diosa estaban adornados con grandes cuernos en forma de luna creciente, imagen de la capacidad de la luna para fertilizar la tierra y, como la vaca, para nutrir a su progenie.

Es una tierra donde los rayos abrasadores del sol ocasionaban la muerte de la vegetación, la gente agradecía la aparición de la luna y los frescos rayos lunares que proporcionaban el refrescante –así lo creían los sumerios- y fertilizante rocío. Ishtar era llamada “llena de rocío”. La leche, el agua, el semen, la lluvia y el rocío estaban relacionados con la luna como fuente de vida. La iconografía sumeria, derivada de la Neolítica, veía el cielo como la diosa y las nubes cargadas de agua como sus pechos, semejantes a las ubres de una vaca.

'El Libro de la Vaca Divina' o 'Libro de la Vaca Celeste' se encuentra representado en el primer féretro de Tutankamón y en los muros de las tumbas de Sethy I, Ramses II, Ramses III y Ramses VI.

Representación de la vaca celeste del primer féretro en la tumba de Tutankamón, según Erik Hornung, Der Ägyptische Mythos von der Himmelskuh. Imagen actual del féretro. Museo de El Cairo. Fotografía del Francisco Lopez

Tumba de Sethy I. Dibujo realizado por Robert Hay. Fotografía actual de la pared

La diosa Nut (la Rea griega). Nut con el cuerpo arqueado a modo de bóveda celeste, bordeando la estela de la Revelación, una tableta funeraria de Ankh-af-na-Khonsu, de la dinastia XXVI (apx. 725 aC) 

Audhumla, la vaca alimentadora

En la mitología nórdica el gigante Ymir u Olgelmir, la personificación del océano congelado, el Gigante de Hielo, andaba a tientas en la oscuridad en busca de alimento, y se encontró con una vaca gigantesca llamada Audhumla (la alimentadora). Ymir observó con placer que de sus ubres fluían cuatro grandes arroyos de leche, que le proporcionarían alimento más que suficiente.

Inanna es diosa de la fertilidad, guardiana de los animales domesticados y diosa de los animales salvajes, como lo demuestra su carro tirado por leones. La entrada al establo o aprisco de Inanna era la entrada al útero del que procedía todo ser vivo; la diosa regía este lugar como pastora. La entrada estaba enmarcada por una puerta especial, simbólicamente la vulva de la diosa.

Puerta del inframundo de la Diosa Inanna

Como reina de la tierra Inanna era la diosa de los cereales y vegetales cultivados, así como de los árboles frutales y silvestres. Una de sus epifanías era el manzano. Uno de estos árboles siempre se plantaba en su templo como símbolo de su capacidad para dar la vida. Sus principales imágenes animales eran el león y la vaca, pero también la paloma y la golondrina (diosa pájaro); la víbora y el escorpión, la serpiente y el dragón, como diosa del inframundo.

Todos los alimentos y bebidas se asimilaban al cuerpo de la diosa y se celebraban rituales que honraban esta procedencia. Ver el jarro de Uruk en el que se ve a un hombre que ofrece una cesta de productos de cosecha a la Diosa.



Jarro de Uruk o vaso de Warka en el que se ve a unos hombres realizando ofrendas a la Diosa. 

http://pladelafont.blogspot.pe/2012/11/inanna-ishtar-la-diosa-mesopotamica.html
Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-11T05:00:00.000-07:00
Inanna-Ishtar: la Diosa mesopotámica 2 de 3

Inanna es la diosa del cielo y de la tierra. Sus joyas de lapislázuli reflejan el azul del cielo y el azul de las aguas insondables del espacio que los sumerios llaman las “profundidades”. Lleva en la cabeza los cuernos de la luna. Se le conoce como la “verde” por el ondulado mar de verde cereal que la tierra luce como un manto en primavera. Otra de sus epifanías es como conductora de un carro tirado por leones. 


Los himnos sumerios de la Diosa anunciaban los que hoy todavía se ofrecen a María, reina virgen del cielo. Los atributos de la diosa eran, al igual que los de María, la luna creciente y la estrella matutina y vespertina (Venus). El consorte de Inanna (Dumuzi, semidiós y héroe de Uruk) moría, y descendía al inframundo cada año, fulminado por los rayos abrasadores del sol de julio que resecaban y achicharraban la tierra. Ascendía de nuevo bajo la forma de los primeros brotes de cereal que anunciaba la renovación de la fertilidad de la tierra. María tiene un hijo que sufre una muerte sacrificio, desciende al inframundo y resucita de entre los muertos. La diosa doliente y el dios agonizante que aparecen juntos en el mito lunar, ha sido conservado en los rituales de la Iglesia que saludan el nacimiento del hijo de una madre en Navidad, llora su muerte en Viernes Santo y celebra su resurrección el Domingo de Pascua.

Relieve Burney o de La Reina de la Noche. Representación de Ishtar/Ianna (a veces Lilith o Ereshkigal) en el Museo Británico. Siglo XIX o XVIII a.C.

Se han conservado cinco sellos del periodo acádico (2334-2154 a.C.) que representan a una diosa y su hijo: uno muestra a la diosa alzando al niño sobre su regazo. La presencia de la estrella de ocho puntas y la luna indican que se trata de la Diosa. Las dos figuras que se aproximan a la madre y al hijo, junto con la estrella, anticipan la imagen del Belén y la adoración de los Reyes Magos.



Sumeria.

Como hemos dicho la diosa sumeria Inanna tiene su equivalente semítico en Babilonia: Ishtar. La cultura sumeria, conocida desde hace 150 años, es importante porque el Antiguo y Nuevo Testamento están plagados de imágenes procedentes de Sumer a través de las culturas babilónicas, asiria y cananea. La mitología de griegos y romanos es testigo del legado de las imágenes sumerias.

Reconstrucción de la civilización sumeria al lado del río Tigris

Smith descubrió en Nippur las tablillas que contienen el relato del Diluvio; Layard excavó Nínive yWoolley descubrió los enterramientos de Ur. Los orígenes de los sumerios y de su lengua, que no es semítica ni indoeuropea, son todavía un misterio. Llegaron al sur de Mesopotamia absorbiendo las habilidades técnicas de los pueblos indígenas que allí estaban asentados. El área en torno a Basora, en la frontera de Irán-Irak fue testigo del nacimiento de esta civilización. Woolley resalta la intensidad del influjo sumerio en el IV milenio sobre Egipto. Uruk, la ciudad de Inanna, surgió en el 5000 a.C. El norte (Nippur, Acad, Babilonia…) tenía una población semita ya asentada en la zona cuando llegaron los sumerios, aceptando su dominio. Pero terminaron rebelándose y hacia 1750 a.C., con Hammurabi, el sur sumerio fue eclipsado. Los babilónicos (Hammurabi) conservaron la cultura sumeria, traducida a su lengua, el acadio. Así fue como Ishtar heredó la iconografía y los dramas rituales de Inanna. En principio, el Diluvio era una historia asiria, hasta que se encontró su origen babilónico y, finalmente, sumerio.

Ídolo primitivo mesopotámico que nos recuerdo a una diosa-huevo

La mitología sumeria surge de la fusión de cuatro culturas distintas. Se encuentran muestras de la iconografía de la Diosa madre en la cultura de El Obeid, pueblo desconocido asentado en la zona en el VI milenio a.C., con alfareros y artesanos de enorme talento. A parte de ellos está la cultura sumeria, que se llaman así mismos el pueblo “negro” o “de cabeza oscura”. Hasta hace poco en los manuales de historia se afirmaba que llegaron en la segunda mitad del IV milenio de una región no identificada con precisión, sin embargo, entre las numerosas hipótesis sobre su origen, la más aceptada hoy en día es la que argumenta que no hubo una ruptura cultural con el período de Uruk, es decir, que nadie llegó de fuera. En tercer lugar estaban los pueblos semíticos de lengua acadia (al norte) y, finalmente, en el III milenio a.C. se produjo una invasión de tribus indoeuropeas (arias) que introdujeron el carro de guerra tirado por caballos, y los guerreros a caballo. La llegada de tribus que adoraban a dioses celestes explica la triada sumeria de An,Enlil y Enki y el progresivo avance de Enlil (dios del cielo, del aire) hasta alcanzar la supremacía. Su ciudad era Nippur (acadios) y su poder era el de la “palabra” creadora, lo cual nos recuerda al dios bíblicoYahvé.


Hacia 2400 a.C. aumenta el poder semítico acadio, en el norte, y la Diosa pierde poder, igual que las mujeres. Es la época en la que parece haber dos mitologías: la de la Diosa y otra reciente en la que empieza a dominar el Dios. Kramer dice que hacia 2400 a.C. la madre tierra (Ki) dejó de ser adorada como madre del cielo (Enlil). Todavía no está claro como y en qué fecha el dios hijo evolucionó hasta convertirse en dios padre.

Los sumerios en el IV milenio a.C. descubrieron que el firmamento nocturno y las trayectorias de los planetas y las estrellas están sometidos a una regularidad matemática, la cual sería deseable como modelo para regular la vida humana. Se concibió el universo como ser viviente, como gran madre dentro de cuyo vientre existían todos los mundos, tanto el de la vida como el de la muerte. En los primeros poemas sumerios se refleja la alegría humana por el disfrute de la riqueza y el gozo del mundo material.

El templo sumerio como axis mundi.

Los zigurats son torres escalonadas, símbolo del axis mundi, que en la Biblia son caricaturizados en laTorre de Babel. El templo sumerio estaba coronado por los cuernos de la luna creciente y del toro: su interior abarcaba las tres dimensiones del cielo, tierra y el inframundo. A comienzos de la civilización sumeria los mundos visible e invisible se consideraron una unidad. El zigurat servía para conectar la tierra con el cielo, lo visible con lo invisible. En su cúspide estaba el lugar en el que las dos dimensiones se encontraban, donde se celebraba el matrimonio sagrado (Hierosgamos) que las reunía, liberando así los poderes generativos que renovaban la tierra.

Zigurat de Ur-Nammu

Los restos del de la antigua ciudad de Dur - Kurigalzu, en las cercanías de la actual Bagdad, que los viajeros antiguos identificaban con la Torre de Babel.
A la derecha, representación de la Torre de Babel de Abel Grimmer (1570-1619).

El templo evolucionó a partir del establo de vacas y el aprisco de ovejas, imágenes del cuerpo de la Diosa, santuario donde tenían lugar los grandes misterios de la fertilidad. De ahí evolucionó al zigurat, montaña sagrada, como símbolo del cuerpo de la Diosa. El templo simboliza la montaña cósmica primordial que existía antes de la creación del cielo y de la tierra. También en el Neolítico, un montículo o montaña simbolizaba a la Diosa. Robert Graves nos habla del montón de cenizas que mantenía el fuego en su interior, del que deriva el omphalos griego. En la Edad del Bronce las tumbas colmena y el onfalós pertenecen a esta iconografía.

Como la cueva paleolítica y el templo megalítico, el templo sumerio era a la vez útero y tumba. El santuario hueco bajo el templo –la cripta- era el inframundo y simbolizaba el útero de la diosa, donde misteriosamente tenían lugar los procesos de gestación y regeneración, y donde el dios sacrificado descansaba durante su sueño invernal “en la montaña”. De esta manera los animales que invernan, como el oso, la serpiente… pueden ser símbolos del inframundo.

Recreación de la vida sumeria al pie de un templo

La diosa Inanna: Nammu y Ki-Ninhursag.

Antes de narrar la historia de Inanna es necesario mencionar a otras dos diosas. La primera de ellas esNammu, diosa del océano o mar primordial, de la que deriva la diosa madre babilónica Tiamat. Los sumerios creían que el mar primordial era la fuente de la que emergió toda la creación. Nammu se representaba originariamente como diosa serpiente (su jeroglífico era el mar). La segunda en Ninhursag prototipo de la acadia Aruru.

Nammu puede compararse con la imagen hindú de Ananta, la “interminable”, la gran serpiente del abismo cósmico, sobre cuyos anillos “descansaba” el dios Visnú entre avatar y avatar. La imagen de la Diosa como gran serpiente reaparece en el Budismo Mahayana (la salvación por la fe y la devoción), donde la serpiente Mucalinda sirve de trono a Buda, protegiéndolo de las fuerzas destructivas del universo. Esta imagen es la que subyace en la diosa sumeria Nammu como la gran diosa serpiente del abismo y su hijo Enki, que se convirtió en uno de los tres dioses principales: el dios de la sabiduría.

Visnú durmiendo sobre la serpiente Ananta (“Infinito”). Relieve del 425 d.C.

Visnú durmiendo sobre la serpiente Ananta

Diosa con cabeza de serpiente y su hijo en brazos (c. 4000-3000 a.C. Ur). La serpiente Mucalinda sirve de trono a Buda, protegiéndolo de las fuerzas destructivas del universo

En Khafaje (Irak) se encontró un cuenco de esteatita labrado que muestra a la diosa de las serpientes y a la diosa de la regeneración (c.2700-2500 a.C.) La primera sujeta dos serpientes entre sus manos, como las diosas cretenses, y la segunda sujeta arroyos de aguas en cada mano (la serpiente simboliza el agua). También aparecen leopardos y leones, como en Çatal Hüyük.


Cuenco de esteatita labrado que muestra a la diosa de las serpientes y a la diosa de la regeneración (c. 1700-2500 a.C., Khafaje, Irak)

La otra diosa es Kininhursag, hija de Nammu, o Ninhursag como se la conocerá posteriormente, era la diosa de la vida y la fertilidad. En Acad era llamada Aruru. En su origen fue la gran madre de un pueblo agrícola diestro en la artesanía, que había sido adorada como creadora antes que los dioses. En el 3000 a.C. en El Obeid tiene un templo dedicado. Dos leones de bronce custodiaban su entrada. En los frisos decorativos aparece como un águila con cabeza de león, entre dos ciervos, epifanía de la diosa como descendiente de la diosa de los animales y la diosa pájaro neolíticas.
Ninhursag, en Tell al Ubaid, c. 2400 a.C.

Ki-Ninhursag es la madre de todo ser viviente, además la del propio planeta, de la tierra y del suelo rocoso. Regía el nacimiento de todo, por lo que su emblema o ideograma es la ∩ (la u invertida o herradura) que simboliza el útero, el aprisco o el establo. La comadrona divina de dioses, reyes, mortales y animales. Se ha sugerido que el lugar donde las mujeres se recostaban para dar a luz estaba asociado con el templo. Era la propietaria de todos los alimentos que se administraban y repartían desde el templo. Como dadora de leche se le representaba como la gran vaca, igual que en Egipto, que ofrecía su leche a todo el pueblo.

Diosa madre con su hijo (sellos cilíndricos c. 2300-2000 a.C. que pueden estar representando a Ki-Ninhursag en su papel de gran madre de todo ser viviente.

Friso del templo de El Obeid que muestra los sacerdotes y el ganado de la diosa Inanna junto a la puerta de su templo (c. 3000 a.C.)

El útero de la diosa también era el mundo subterráneo o morada de los muertos, pues no olvidemos que era la gran madre de la vida y la muerte.

http://pladelafont.blogspot.pe/2012/11/inanna-ishtar-la-diosa-mesopotamica.html
Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-10T05:00:00.000-07:00
Inanna-Ishtar: la Diosa mesopotámica 1 de 3

Su corona astada albergaba en el centro un cono que representaba la montaña sagrada, símbolo de las divinidades sumerias, así como el vestido de flecos y franjas. La estrella de ocho puntas del cilindro superior es el planeta Venus, considerado “hija” de la luna. La diosa apoya un pie sobre un león. Lleva un bastón con serpientes entrelazadas, junto con sus alas, símbolos que demuestran que desciende de la Diosa pájaro y de la Diosa serpiente neolíticas.

Inanna como reina del cielo y de la tierra (sello cilíndrico período acadio, c. 2333-2154 a.C.)


Cilindro mesopotámico con la imagen, en el centro de la diosa Inanna-Istar

An-Ki, la “montaña cósmica”, el templo sagrado

Inanna o Istar (llamada así en el norte de Sumeria) es una de las tres grandes diosas de la Edad del Bronce, junto con Isis de Egipto y Cibeles de Anatolia. Inanna es el eslabón que conecta a la Gran Madre del Neolítico con la Eva bíblica (su nombre recuerda al de Ana, la madre de la Virgen), con Sofía y conMaría. Su iconografía conforma las raíces de Sofía -la Hokmá o “Sabiduría” hebrea-, la Gran Madre de los gnósticos e, incluso, de la Sekiná medieval de la cábala judía. Veamos un himno sumerio dedicado a la diosa y veremos como nos recuerda a los himnos de la virgen María:

“¡Digo ‘¡salve!’ a la sagrada que aparece en los cielos!
¡Digo ‘¡salve!’ a la sagrada sacerdotisa del cielo!
¡Digo ‘¡salve!’ a Inanna, gran señora del cielo!”

De la misma manera, la cultura sumeria es la fuente de la que surgirán el “jardín del Edén”, el diluvio universal, la tradición sapiental y el Cantar de los Cantares. En Sumeria se cuenta la historia de que al principio existía Nammu -la diosa de las aguas primordiales- sobre las que se formó (en el mar) unamontaña cósmica que procedía de la unión del dios del cielo, llamado An (Anu en acadio) y de la diosa de la tierra, llamada Ki (es decir, que parió a An-Ki: cielo-tierra). An y Ki trajeron al mundo a Enlil (dios del aire o del aliento) y a Enki (señor de la tierra); el primero separó el cielo de la tierra y se llevó a su madre (Ki) para desposarla. De esta manera Enlil ocupa el lugar de la Diosa como creador y su morada es ahora el templo que antes fue el cuerpo de la Diosa, es decir, la “montaña primordial”. La creación no nace de la madre, ahora es obra de la “palabra” (aliento) que otorga a todas las cosas su ser al nombrarlas.

Imagen del dios Enki, portando sus símbolos característicos el ave, la cabra y las corrientes de agua.

J. Brueghel I y P. P. Rubens, ” El paraíso terrenal y la caída de Adán y Eva”, c. 1615

Enlil y Ki crearon los animales y las plantas. Los hombres fueron creados por Enki para servir a los dioses. Enki, conocido como Ea en las mitologías acadia y babilónica, señor de la tierra, es hermano del dios Enlil, e hijo de An. Su misión será la de crear a los hombres (junto con su esposa Ninmah) e impulsar a otras divinidades para que los creen. Ofrece a los humanos las artes, oficios y medios técnicos para la agricultura. Llamado Ea por los acadios, es el guardián de las leyes divinas y del me -el orden sin el caos, el gran atributo de la civilización el poder de los dioses-. Su ciudad era Eridu. Se le representa a menudo como un ser con cuerpo de pez del que surge una cabeza humana y con pies similares a los humanos.

Sello sumerio con Enlil, Ninmah, Enkí y Isimud (el dios mensjero)

Ki creó con la costilla de Enki una diosa, Nin-ti, que significa mujer de la costilla (Eva). Una mala traducción añadió todo lo demás. Enki creó un lugar donde el hombre podía vivir sin miedo a los animales (serpientes, hienas, escorpiones o leones) un lugar sin terror, pero Enki descubrió un comportamiento inadecuado en los humanos y los expulsó del paraíso (Dilmun).

Ninti, conocida como la madre de todos los vivientes, es la Eva del cristianismo

Enlil encargó el verano (dios Eles) y el invierno (Enten), adjudicándole a uno las cosechas y la agricultura y al otro los animales y el ganado, pero terminaron disputando por ello. Lo mismo que sucedió entre Ashnan (diosa del grano) y Lahar (diosa del ganado) quienes se pelearon después de una borrachera y Enlil y Enki tuvieron que mediar entre ellos. Estos personajes nos recuerdan la historia de Caín y Abel. En la mitología sumeria se habla de un Diluvio Universal, una historia que nos cuenta la historia a que durante 7 días y 7 noches llovió sin parar, comenzando a inundarse la tierra, pero Ziusudra, avisado por el dios Utu, creó un barco donde guardó ejemplares de semillas y animales, pudiendo salvarse de la inundación. Cuando dejó de llover, y apareció el sol, Ziusudra hizo el sacrificio de una oveja al dios Utu.

Los cilindros de estampación nos dan información sobre la cultura sumeria

http://pladelafont.blogspot.pe/2012/11/inanna-ishtar-la-diosa-mesopotamica.html
Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-09T05:00:00.000-07:00
Los sumerios y la astronomía
Carlos Anaya

La astronomía está considerada como la ciencia más antigua de todas. Los sumerios, a partir de la observación de su entorno, desarrollaron una visión del universo. Pensaban que la tierra flotaba en el centro de un gran mar llamado Nammu. Nammu era el origen de la creación. De él salieron los peces, las fieras, el cielo y la tierra. Un buen día, cielo y tierra se separaron. Por un lado, el cielo se encarnó en el Dios An, y la tierra en la diosa Ki. Ambos fecundaron un hijo llamado Entil, que fue el responsable de la atmósfera, del viento y de la tormenta.

Todo esto tenía lugar dentro de una gran cúpula de latón. En la base se encontraba el gran mar. En el medio, estaba flotando la tierra, plana por supuesto. En el Este y el Oeste había cadenas montañosas, por detrás de las cuales salían y se ponían el Sol y la Luna. Debajo de la tierra había un submundo donde iban a parar las almas de los muertos, algo así como el infierno.


El estudio del cielo celeste les llevó a pensar que la cúpula de latón no era única. Veían que, al fondo del todo, había una serie de puntitos de luz que no se movían. Pensaron que todas estas estrellas debían estar en una capa muy lejana. En otra más próxima se encontraban una serie de estrellas que se movían con independencia de los elementos ubicados en cúpulas del fondo. Se trataba de los planetas. Los sumerios fueron los primeros en identificar que había “estrellas errantes” que, durante todo el año avanzaban en una dirección pero, durante algún tiempo, deshacían el camino andado y retrocedían (movimiento retrógrado). En cúpulas más cercadas a nosotros estaban el Sol y la Luna.

Un hecho curioso es que, aunque descubrieron cinco planetas (Mercurio, Venus, Marte, Júpiter y Saturno) no consiguieron identificar que los dos planetas interiores aparecían tanto por la mañana como por la noche. De hecho, pensaron que eran diferentes según el momento en el que apareciesen.
El estudio del movimiento de los cuerpos celestes les ayudó a definir la eclíptica, que es la ruta que sigue el Sol a lo largo del firmamento. Gracias a este movimiento desarrollaron un calendario solar, que se dividía en dos estaciones: verano e invierno. El verano empezaba en el equinoccio de primavera y el invierno en el de otoño. El día de Año Nuevo, uno de los más importantes para esta civilización, tenía lugar en el equinoccio de primavera.


También crearon un calendario lunar. Gracias a él, asignaron 12 meses al año. Y, para ajustar este calendario con el solar, añadían un mes extra cada cuatro años. Prestaron especial atención al estudio de la Luna, llegando incluso a predecir cuándo tendrían lugar los eclipses.

Mucha gente piensa que el origen de las constelaciones a la debemos al pueblo griego. En realidad, fueron los sumerios quienes dividieron la eclíptica en 12 partes, y asignaron un símbolo a cada una de ellas.

Los primeros mapas celestes también corrieron a cargo del pueblo sumerio y bautizaron las estrellas más brillantes del firmamento.

Esta civilización es una de las más antiguas que se conocen y aún así destacaron en aritmética, geometría y álgebra. Desarrollaron tablas de multiplicar, se han descubierto textos en los que se plantean ejercicios geométricos y hasta divisiones. También ellos les debemos la creación del ábaco y las magnitudes. Era tal su dominio de las matemáticas que asignaron 360° a la circunferencia y dividieron el día en 24 horas. Cada hora la dividieron en 60 minutos y cada minuto en 60 segundos.

Como ves, este pueblo tan avanzado asentó las bases de la cultura clásica. Pueblos como los Babilonios, Egipcios o Griegos tomaron parte de sus conocimientos. Y muchos de ellos han llegado hasta nosotros, 6000 años más tarde.

http://www.astrofacil.com/Historia_Astronomia/Sumerios/Sumerios_2.html
Etiquetas: [revista masónica]  
Fecha Publicación: 2016-06-08T06:47:00.000-07:00
YA ESTA EN CIRCULACIÓN TRESTLEBOARD JUNIO 2016

TRESTLEBOARD JUNIO 2016

Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-08T05:00:00.000-07:00
PRUEBAS PALPABLES DE EXTRATERRESTRES EN LA ANTIGÜEDAD
 2 de 2

Sincelo (Jorge el Monje)

Según transmite Sincelo (Jorge el Monje), Seis dinastías de dioses reinaron durante 11.985 años. De nuevo, Hefesto dios del fuego, Helios o Sol, Agatodemon, Cronos o Saturno, Isis y Osiris y Tifón hermano de Osiris. Los primeros 9 semidioses que cita Sincelo son Horus (hijo de Isis y Osiris), Ares, Anubis, Heracles, Apolo, Amón, Titoes, Sosus, y Zeus, abarcando entre estos 9 semidioses un periodo de unos 2.645 años aproximadamente de reinado en Egipto.

A continuación, siguen sucediéndose dinastías de semidioses, espíritus, o héroes, abarcando entre todos ellos miles de años de reinados en Egipto, en unas cifras similares a las que establece Eusebio. Y todo esto, antes de que empezara a reinar en Egipto el primer faraón según la Historia oficial.
La primera Dinastía Legendaria de Egipto, según Sincelo:



Hay pequeñas diferencias entre las cronologías de Eusebio y Sincelo, pero ambas básicamente son muy similares en la línea y en el concepto esencial. Por ejemplo, Sincelo cataloga a Horus como el primero de los Semidioses, mientras que Eusebio lo nombra como el último de los dioses. Y además hay que tener en cuenta que ambos autores, Eusebio de Cesarea en el siglo IV, y Sincelo en el siglo IX, así como todos los demás, contextualizan siempre en algo los nombres de los Reyes según sus propias épocas, culturas, lenguas, y lugares de procedencia.

Todo el mundo ha concebido por ejemplo a Isis y Osiris como personajes únicamente mitológicos. Sin embargo el historiador Sincelo, por citar a uno cualquiera de ellos, basándose en las informaciones de Manetón, da fé de la existencia de este matrimonio de dioses, y establece que reinaron durante 433 años.

Si todos estos reyes hubieran sido figuras inventadas, probablemente no se hubieran hecho constar la duración de sus reinados en cifras tan exactas, sino que simplemente se habrían presentado esos períodos como espacios de tiempo indefinido. Llama la atención entonces por qué había tanta precisión en los cómputos de la duración de los reinados, como si hubieran sido acontecimientos completamente reales.

Gigantes e Híbridos

En cuanto al aspecto físico de los seres referidos en las antiguas cronologías, según refieren los escritos, se sabe que los Semidioses, héroes, etc., descendientes de los dioses, eran físicamente mucho más altos, voluminosos y fuertes que los seres humanos. Por eso se les llamaba también a menudo como “Gigantes”. A este respecto se han encontrado multitud de momias y esqueletos de individuos, repartidos por toda la Tierra, que vivieron en la antigüedad, que superaban los 2 metros e incluso los 3 metros de altura. Generalmente solían tener el pelo rubio y ojos claros. Por ejemplo, a través de las distintas fuentes de Manetón se habla del Monarca Sesocris, de quien se dice que su estatura era de 5 codos y 3 palmos (unos 3 metros).

1.- Estatua femenina de diosa con cabeza de reptil, procedente de Ur.
2.- Dios demonio con cabeza de chivo o carnero procedente del Valle de los Reyes. Egipto. (Museo Británico).
3.- Un dios alado con cabeza de águila procedente del Templo de Ninurta.

Seres transformados como híbridos, mitad animales mitad humanos, imágenes representadas constantemente en la antigüedad, consideradas hoy en día como mitología. Pero una mitología que sin embargo para los antiguos era una religión muy real. Los dioses, seres reales que eran ángeles caídos o demonios, aquellos que se rebelaron en el Cielo, y que según la Biblia, descendieron a habitar en la Tierra, podían materializarse y desmaterializarse a voluntad, y adoptar cualquier aspecto físico, por ejemplo, un híbrido de animal con humano….

Otras fuentes

* Por su parte, Julio Africano vuelve a referirse a los dioses, los semidioses, héroes y “espíritus”. Detalla que después del Diluvio, la primera casa real egipcia tuvo 8 reyes, el primero de los cuales fue Menes de Tis, que reinó durante 62 años. Fue arrollado por un hipopótamo (Eusebio precisa que era un dios en forma de hipopótamo) y pereció.

* Otros escritos antiguos recogen fragmentos procedentes de Manetón, como las selecciones latinas de Bárbaro, un autor que se cree que dependió de Julio Africano, y que podría identificarse con el Monje Aniano. Presenta pequeñas diferencias cronológicas habituales, pero igualmente se explaya en desarrollar largas genealogías de dinastías divinas y semidivinas.

Y otro fragmento del sacerdote egipcio de Heliópolis se recoge en la Crónica de Malalas, en torno al 500 d. C., en el que se explica que “el primer Rey de Egipto pertenecía a la tribu de Cam, el hijo de Noé, llamado también Naracó, pero anteriormente a éste, existieron otros antiguos reinos de Egipto, ya señalados por el sapientísimo Manetón”.

* No podemos olvidar tampoco el importante testimonio de Diodoro de Sicilia, un famoso historiador griego del siglo I a. C., que empleó 30 años en escribir una Historia Universal, para lo cual visitó todos los lugares y monumentos que mencionó. En Egipto fue ilustrado por los sacerdotes y eruditos egipcios de aquella época, y no dudó en escribir que los primeros monarcas del país del Nilo reinaban desde hacía 23.000 años. Otra vez asomaban dioses y semidioses en la cronología de Egipto, en un tiempo en el que todavía no reinaban los seres humanos.

* Hay muchos otros testimonios extraordinarios de seres extraterrestres en la Tierra, como por ejemplo las figuras pintadas en Tassili, reproduciendo lo que parecen seres y naves de fuera de la Tierra, raptando a mujeres, y en otras actitudes.

Pero además de estos valiosos escritos, existen otras fuentes, como por ejemplo las que recoge en su libro “En busca de la Edad de Oro” el investigador Javier Sierra, de la mano de Robert Bauval:

“Robert Bauval me remitió a otros documentos egipcios mucho más antiguos que los escritos de Manetón, para ayudarme a centrar el problema. Esos documentos son los ya célebres Textos de las Pirámides, hallados en monumentos de ese tipo de la V y VI dinastías, o en los menos conocidos Textos de la Construcción*, esculpidos a lo largo de los muros de los templos de Edfu y Dendera. En ellos, según Bauval, se encierra la pieza clave para entender quiénes fueron los verdaderos fundadores de Egipto”.

[* Textos de la Construcción: En el Templo de Edfu están grabados los Textos de la Construcción. En éstos se habla de unos constructores conocidos con el nombre de los Siete Sabios, procedentes de una isla arrasada por las aguas. Estos sabios fundaron una hermandad secreta (Shemsu-Hor), con el objetivo de preservar, generación tras generación, algunos de los conocimientos matemáticos y astronómicos más relevantes].

Por último, también tenemos La Biblia o Sagradas Escrituras como documento histórico que habla también de unos dioses que bajaron a la Tierra y de sus descendientes gigantes, llamados también “héroes de renombre”. También la Biblia relata acerca de una longevidad primitiva, sobre todo en la época antediluviana. En su primer libro, Génesis, se revela por ejemplo que Noé vivió 950 años. Enós vivió 905 años. Cainán vivió 910 años. Mahalaleel vivió 895 años, y así un largo etcétera.

¿Años convertidos en Meses?

Algunos autores ortodoxos han intentado explicar por qué los historiadores egipcios y los documentos encontrados hablaban de unos reyes antiguos tan longevos y de la existencia de unos seres considerados como dioses y semidioses. Según esta visión, los años en realidad serían meses, y todo lo referido a los dioses debía considerarse como simple mitología. Esa sería la única manera en la que podría explicarse el enigma de las “Cronologías Imposibles”. Pero este tipo de cómputo por meses no cuadra, porque entonces surgirían varios interrogantes:

1.- Si todos los historiadores y documentos antiguos, (piedras, estelas, papiros, etc…) a partir de la primera dinastía oficial de Menes, y siguiendo con las dinastías del Imperio Antiguo, Imperio Medio e Imperio Nuevo, contabilizan siempre los años como años y nunca como meses, ¿Por qué hay que considerar que los años se convierten en meses desde Menes hacia atrás en el tiempo?

2.- Dado el dominio magistral de las ciencias y los avanzados conocimientos celestes y astronómicos (en la antigüedad astronomía y astrología eran lo mismo) que tenían los egipcios, ¿cómo podrían confundir, o interpretar, un ciclo anual celeste con todas sus características, estaciones del año, paso de las constelaciones, solsticios, etc…, con un ciclo mensual?

Para cualquier astrólogo y astrónomo de hoy en día, esa explicación sería un disparate absolutamente espectacular. Se nos hace del todo imposible imaginar que los eruditos de Egipto pudiesen cometer semejante equivocación, antes al contrario, acusar de tal proceder viene a ser poco menos que un insulto para los conocimientos de los moradores de las riberas del río Nilo. La conclusión, evidente, es que un ciclo astronómico anual para los egipcios siempre fue de 1 año natural y nunca de 1 mes.

El mismo cómputo del tiempo sirvió para medir los reinados de los faraones humanos y el de los Reyes Dioses. Precisamente el movimiento y la vida de la bóveda celeste constituían para los egipcios la base de su religión, a la que confiaban sus almas, y respetar dichos ciclos cronológicos y celestes era algo absolutamente sagrado e imprescindible.

3.- La Historia y Ciencia oficiales han intentado interpretar los años como meses porque no les cuadran las cuentas. Se han inventado un cómputo de tiempo hecho a nuestra medida, a la de los seres humanos en la actualidad. Pero la contabilidad cronológica egipcia o babilónica iba por otro camino. Hemos visto ya, por ejemplo cuando hemos citado el Papiro de Turín, que los reinados de los Reyes se medía minuciosamente en años, meses y hasta en días. Luego entonces no hay justificación ninguna como para poder interpretar o confundir los años con los meses, ni los meses con los días.

¿Quiénes eran Los Akhu?

Algunas de las familias de Semidioses que reinaron en Egipto son denominadas “Akhu” o Espíritus. Akhu deriva de la raíz Akh, que significa luz, fulgor o brillo. Se puede traducir como espíritu transformado, espíritu luminoso, ser desarrollado o evolucionado, ser transfigurado, ser sobrenatural, etc… El Akhu tenía la cualidad de que podía dar a su ser cualquier forma que deseara. Un ser o espíritu se transfiguraba para intervenir en el mundo físico de la Tierra.

El Akhu se representaba como “un pájaro”, pero ante las personas se aparecía como si fuera un fantasma. Eran seres que podían intervenir tanto en el plano físico como en el plano invisible.

Cronologías imposibles en todo el mundo

Pero no sólo fueron los egipcios o babilonios, también los persas, hindúes, griegos, etc…, todos los pueblos antiguos tenían tradiciones de la gran longevidad de los primeros habitantes de la Tierra. ¿Todos los registros del mundo hablaban de dioses porque sí, y tenían los mismos errores de computación del tiempo, referenciando a unos reyes tan longevos? ¿De dónde podrían venir tales tradiciones sino del hecho mismo de que esos dioses existieron realmente, y que los habitantes de aquella época remota antediluviana vivían ciertamente muy largo tiempo?

¿Todo lo presentado aquí es simplemente la fabulación mitológica de los antiguos? Desde luego que no. Porque si por el contrario optamos por aceptar la versión de la ciencia oficial actual, entonces sí que tenemos que prepararnos para encontrar una explicación mucho más fantasiosa y manipulada, a la vez que contradictoria.

http://selenitaconsciente.com/?p=248705
Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-07T05:00:00.000-07:00

PRUEBAS PALPABLES DE EXTRATERRESTRES EN LA ANTIGÜEDAD 1 de 2



Una antigua civilización de dioses y semidioses habitó en la Tierra antes que los seres humanos, y hasta la época del Diluvio.


Existen indicios, evidencias, y pruebas, que demuestran que la Historia retrocede mucho más en el tiempo de lo que siempre se ha creído, en una época remota en la que todavía no existían ni los seres humanos. Pero sí habitaban y reinaban en la Tierra otros seres. Una época remota enterrada por la arena del paso del tiempo, pero de la que conservamos algunos recuerdos… 

En 1.991 el geólogo de la Universidad de Boston, Robert Schoch detectó que la Esfinge de Gizeh, en Egipto, había sufrido erosión de agua varios milenios antes de que comenzara oficialmente la Civilización de Egipto.

Por su parte, los investigadores Robert Bauval y Graham Hancock, autores del libro “El Misterio de Orión”, mediante la utilización de un programa informático que recreaba el paisaje astronómico en el pasado, calcularon que el conjunto de Gizeh fue posicionado hacia la Constelación de Orión sobre el año 10.500 a. C.


El geólogo de la Universidad de Boston, Robert Schoch, (a la izquierda), detectó erosión pluvial en la Esfinge de Gizeh, acontecida varios milenios antes del Imperio Antiguo Egipcio. Según los cálculos astronómicos de los autores de “El Misterio de Orión”, Robert Bauval (centro), y Graham Hancock, (derecha), el conjunto de Gizeh fue posicionado hacia Orión sobre el año 10.500 a. C.

MESOPOTAMIA

Nombre griego que significa “Entre los ríos” y que se refiere al país comprendido entre los ríos Tigris y Eufrates. Comprendía distintas regiones como Sumeria al sur, Acad en el centro, y Asiria, en el norte. En muchas ciudades de esta civilización, se han hallado muchos objetos y documentos antiguos que testimonian las huellas de un pasado remoto sorprendente.

Acad

Ciudad situada a 50 kms al noroeste de Babilonia, también llamada Akkad, Agade, Abu Habba, y Sippar, que significa “ciudad de libros”, lo que indica que esta población fue célebre a causa de sus bibliotecas. Según las crónicas halladas por los arqueólogos, fue la capital del octavo monarca antediluviano, Emenduranna, quien reinó durante 21.000 años.

Las Tablillas de Nippur

Nippur o la ciudad de Nimrod, a 80 kilómetros al sureste de Babilonia, fue excavada por la Universidad de Pensilvania bajo los arqueólogos Peters, Haynes y Hilprecht, entre 1.880 y 1.900. Se encontraron 50.000 tablillas que se cree que fueron escritas durante el tercer milenio a. C., incluyendo una biblioteca de 20.000 tomos, diccionarios y obras completas sobre religión, literatura, leyes y ciencias. También se hallaron archivos de unos Reyes muy longevos.

Prisma de Weld

El Prisma dinástico de Weld: La Lista de los Reyes Sumerios

Se conocen más de una docena de ejemplares de Listas de Reyes Sumerios, encontrados en Babilonia, Susa, y en la Biblioteca Real Asiria de Nínive, del siglo VII a. C. Se cree que todos proceden de un original que probablemente fue escrito durante la tercera dinastía de Ur o un poco antes. El ejemplar mejor conservado de la Lista de Reyes Sumerios es el llamado Prisma de Weld-Blundell.

El Prisma de Weld fue escrito en cuneiforme hacia el 2.170 a. C. por un escriba que firma como Nur-Ninsubur, a finales de la dinastía Isin. El documento ofrece una lista completa de los Reyes de Sumer desde el comienzo, antes del Diluvio, hasta sus propios días, cuando reinaba Sin-Magir, Rey de Isin (1.827 a. C – 1.817 a. C) incluyendo además y expresamente a los 10 Reyes Longevos que vivieron antes del Diluvio Universal.

Se trata de un prisma excelente, de barro cocido, que fue hallado por la expedición Well-Blundell en el año 1.922, en Larsa, hogar del cuarto rey antediluviano, Kichunna, unos pocos kilómetros al norte de Ur, y que posteriormente ha sido depositado en el Museo Ashmolean de Oxford. Se cree que el objeto es anterior en más de un siglo a Abraham, y fue encontrado a poca distancia del hogar del patriarca hebreo.

La lista comienza así: “Tras descender el Reinado del Cielo, Eridú (lugar donde según la Biblia estuvo el Jardín del Edén) se convirtió en la sede del Reino”. La Lista de los Reyes Sumerios, al igual que la Biblia, habla acerca del Diluvio: “Después de que las aguas cubrieran la tierra y que la Realeza volviera a bajar del Cielo, la Realeza se asentó en Kis”. El objeto de la Lista Real era demostrar precisamente que la monarquía bajó del Cielo, y que había sido elegida una determinada ciudad para que dominara sobre todas las demás.

Beroso (Berossus), el historiador y escriba babilonio del año 300 a. C., basando su historia en archivos del Templo de Marduk, copiados a su vez de inscripciones primitivas, muchas de las cuales han sido descubiertas, nombró a los 10 Reyes Longevos de Sumeria, que reinaron entre 10.000 a 60.000 años cada uno de ellos. “En los días de Xisuthro (Zinsuddu) –dice Beroso– ocurrió el Gran Diluvio”.

Tanto las Tablillas de Nippur como el Prisma de Weld dan los nombres y reinados como siguen:


“Entonces, (después de Utnapishtim) el Diluvio destruyó la Tierra”. Estos son exactamente los mismos reyes que cita el historiador babilónico Beroso.

EGIPTO

En las cronologías de la civilización egipcia nos encontramos también con la presencia de unos seres, conocidos como Dioses y Semidioses. Los historiadores ortodoxos prefieren utilizar otros nombres, y a veces los “semidioses” pueden ser traducidos como “manes”, y los Espíritus se quedan convertidos en “héroes”. Se busca una coherencia en una lógica imposible, aunque sea a costa de profanar lo “sagrado”. Algunos de los documentos históricos más significativos que registran el pasado de la civilización egipcia son por ejemplo el Papiro de Turín, la Piedra de Palermo, y los textos que escribió el sacerdote egipcio Manetón. Pero hay más.


El Papiro de Turín

También conocido como Canon de Turín, no se conserva completo, y está escrito en lenguaje hierático. Sededuce que originalmente debía contener más de 300 nombres de Reyes, detallando con precisión los años, meses y días de cada reinado. Recoge los reinados de 10 llamados Dioses o Neteru y de varias dinastías de semidioses, como las de los Shemsu-Hor (Compañeros de Horus) y los Venerables de Menfis.

La cronología del Papiro de Turín finaliza así: “Los Akhu, Shemsu Hor, 13.420 años; reinados antes de los Shemsu Hor, 23.200 años; total: 36.620 años”.

La Piedra de Palermo se encuentra en el Museo de Palermo.

La Piedra de Palermo

A juzgar por el último rey que aparece en el listado, debería pertenecer al reinado del Faraón Neferirkare (2.446 – 2.426 a. C.), Rey de la V dinastía. Se trata de la mitad de una enorme losa de diorita negra, que originalmente debía medir aproximadamente unos 2 metros de longitud y 60 cms de altura, y que actualmente se puede contemplar en el Museo de Palermo, aunque en realidad existen 7 fragmentos en total distribuidos por diferentes museos del mundo.

El documento, en escritura jeroglífica, da cuenta de 120 reyes predinásticos que reinaron antes de que existiera oficialmente la civilización egipcia. De nuevo aparecen los nombres de los misteriosos “Dioses” y “Semidioses” engrosando las genealogías reales egipcias.

Manetón de Heliópolis

Manetón fue un sacerdote egipcio de Heliópolis que vivió en el siglo III a. C., durante los reinados de Ptolomeo I y II poco tiempo después del historiador babilónico Beroso, siendo ambos casi contemporáneos. Las cronologías que detalló Manetón encajan perfectamente con el Papiro de Turín y la Piedra de Palermo.

Manetón escribió “La Historia de Egipto” en 3 volúmenes o tomos, que en realidad ya no existen. Pero nos han llegado fragmentos recogidos por distintos autores. Por un lado, las citas de Flabio Josefo (siglo I d. C.); y por otro, los escritos de los llamados “padres” (autores relacionados con la Iglesia), como Julio Africano (siglo III d. C.), Eusebio de Cesarea (siglo IV d. C.), y Sincelo, conocido como Jorge el Monje (siglo IX d. C.).

Eusebio de Cesarea

Lista de los primeros Reyes de Egipto, según Eusebio de Cesarea 

Pues bien, según recoge Eusebio, una dinastía de dioses reinó en Egipto durante 13.900 años: el primer dios fue Vulcano, el dios descubridor del fuego, después el Sol, Sosis, Saturno, Isis y Osiris, Tifón hermano de Osiris, y Horus hijo de Isis y Osiris.

A estos, siguieron dinastías de Semidioses héroes que reinaron durante 11.025 años. Lo que hace un total de 24.925 años. A partir de ese tiempo, aproximadamente sobre el 3.000 a. C. reinaría el primer faraón humano.

Parece que oficialmente es Menes el primer Faraón hombre, también identificado como Narmer, pero seguramente hubo algunos otros anteriores. De hecho se sabe que anteriormente a Menes reinaron otros monarcas como el Faraón Escorpión y el Faraón ka.

http://selenitaconsciente.com/?p=248705


Etiquetas: [anunnakis]  
Fecha Publicación: 2016-06-06T08:06:00.003-07:00
Posible presencia fenicia en América: la misteriosa inscripción de Bat Creek


La Piedra de Bat Creek fue descubierta en un pequeño túmulo cercano a Knoxville, Tennessee (Estados Unidos) en el siglo XIX. Los arqueólogos que realizaron excavaciones en el lugar en el año 1889 encontraron allí una pequeña tablilla de piedra grabada con misteriosos caracteres alfabéticos.
La inscripción fue descubierta por un equipo encabezado por el entomólogo Cyrus Thomas, de la Oficina Smithsoniana para la Etnología y el Estudio de los Túmulos. Ocho años más tarde, el Congreso de los Estados Unidos asignó al Instituto Smithsoniano la responsabilidad de reanudar estas excavaciones arqueológicas. El objetivo principal de la investigación era explorar los túmulos prehistóricos de la zona. A los pocos años de iniciarse los trabajos, los arqueólogos ya habían descubierto más de 40.000 piezas arqueológicas y redactado un informe de setecientas páginas acerca de sus hallazgos, que fue presentado en el año 1894.

Thomas se preguntaba si la inscripción de la tablilla podría estar escrita en un lenguaje precolombino. Estaba fascinado por la tablilla y los secretos que encerraba, aunque no poseía los conocimientos ni las herramientas necesarios para examinar el objeto de manera adecuada. En la actualidad, sus informes sobre las excavaciones no están considerados una fuente arqueológica seria. No obstante, este descubrimiento, conocido como la Piedra de Bat Creek, permitió a Thomas a dejar su huella en la historia.

UN EXTRAÑO LENGUAJE

En un principio, Cyrus Thomas estaba convencido de que la inscripción estaba escrita en alfabeto Cheroqui. El alfabeto Cheroqui fue creado por Secuoya, un platero cheroqui. Su nombre anglosajón era George Gist (o Guess), y creó un silabario que permitía escribir en lengua cheroqui. El silabario fue adoptado en el año 1825 por la Nación Cheroqui, analfabeta hasta entonces. En un principio estaba constituido por logogramas, pero con el paso del tiempo Secuoya creó un sistema de 85 caracteres con los que poder escribir en lengua cheroqui. Los símbolos tienen una apariencia similar a los alfabetos griego, latino y cirílico.

Grabado de la inscripción publicado en la obra de Thomas ‘Los cheroqui en la época precolombina’ (1890)

Unas siete décadas más tarde, en los años 60, otros dos investigadores, Henriette Mertz y Corey Ayoob, observaron que la inscripción se asemejaba a antiguas escrituras semíticas. La cosa no acababa ahí, ya que el especialista en lenguas semíticas Cyrus Gordon afirmó en los años 70 que el lenguaje identificado en el pasado como cheroqui era en realidad paleo-hebreo. Gordon dató la inscripción en los siglos I d. C. – II d. C., y propuso una lectura de los cinco caracteres de derecha a izquierda (tal y como se hace en lengua hebrea), transcribiéndolo como LYHWD, que significaría “para Judea.” Otras interpretaciones del texto sugieren que se leería LYHWD(M), “para los de Judea”, “sólo para Judea”, o “sólo para los de Judea”. Según esta hipótesis, el antiguo lenguaje hebreo utilizado en la inscripción estaría a mitad de camino entre la inscripción de Siloam y los manuscritos paleo-hebreos del Levítico hallados en Qumram.

Transcripción de un artista masón de la frase bíblica QDSh LYHWH en escritura paleo-hebrea (Macoy 1868: 134).

Otra teoría sugiere que la inscripción podría estar escrita en lengua Coelbren galesa. Según Alan Wilson, Baram A. Blackett y Jim Michael, los caracteres grabados sobre la tablilla pertenecerían al antiguo alfabeto Coelbren galés. Estos investigadores interpretaron la inscripción como “él es Madoc (nuestro) soberano.” De ahí que dedujeran que en el túmulo de Bat Creek se encontraba la tumba del príncipe Madoc, que habría viajado a América en el año 1170, o del hermano del rey Arturo II, que lo habría hecho en el 562 d. C.

Ambas hipótesis han sido bien investigadas, sin obtenerse una respuesta clara a las incógnitas que plantean. Por esta razón, los científicos se han visto obligados a buscar teorías alternativas para explicar el origen de la tablilla.

MÁS ENIGMAS SIN RESOLVER DE LA INSCRIPCIÓN DE BAT CREEK

La datación de la tablilla también se convirtió en objeto de polémica. El carbono-14 sugiere que fue creada entre los años 32 d. C. y 769 d. C., o como alternativa, entre el 45 a. C. y el 200 d. C. Estas dataciones se realizaron a partir de fragmentos de objetos hallados junto a la tablilla. Es imposible obtener resultados satisfactorios de una eventual datación de carbono-14 de la propia tablilla, ya que tras su descubrimiento ha sido manipulada por demasiada gente y afectada por numerosas sustancias que podrían alterar los resultados.

En la actualidad, la Piedra de Bat Creek pertenece a la Institución Smithsoniana, y forma parte de la colección del Departamento de Antropología de esta organización. Ha sido cedida al Museo de los Indios Cheroqui situado en Cherokee (Alabama) y también estuvo expuesta durante un tiempo en el Museo Frank H. McClung de la Universidad de Tennessee que se encuentra en Knoxville.

Bat Creek, Condado de Loudon, Tennessee (Estados Unidos).

El túmulo en el que fue descubierta la tablilla fue arado hasta quedar completamente plano, por lo que su localización se perdió. Sólo nos han llegado descripciones de él. Según las notas escritas por los arqueólogos del siglo XIX, el Túmulo de Bat Creek albergaba nueve enterramientos. El propietario del terreno taló los árboles que habían crecido sobre el túmulo 40 años antes de que dieran comienzo las excavaciones. Fue entonces cuando descubrió que parecía haber algo interesante en sus tierras. Años más tarde, los arqueólogos descubrieron que estaba en lo cierto. Las raíces de los árboles habían alcanzado las tumbas y casi tocaban los esqueletos.

ANTIGUOS VIAJEROS A AMÉRICA

Las leyendas sobre antiguos viajes a América no han sido aceptadas por la historia oficial, aparte de las expediciones medievales de noruegos, polinesios, japoneses y otros pueblos que supuestamente llegaron a América antes que Colón. Se ha llegado incluso a plantear la posibilidad de que los fenicios navegaran en la antigüedad hasta las lejanas tierras del que se conocería en el futuro como “Nuevo Mundo”. Esta civilización podría haber transportado a individuos de otras culturas semíticas en sus barcos, en lo que sería una posible explicación de la inscripción de la tablilla de Bat Creek.

No todos los investigadores están convencidos de la antigüedad de la tablilla de Bat Creek. Según algunos podría tratarse de un fraude creado en el siglo XIX. Existen numerosas razones que sustentan esta posibilidad. Hay quien cree incluso que su existencia podría deberse a la creciente influencia de los masones en la época.

Aparte de esto, numerosas interpretaciones relacionadas con la tablilla de Bat Creek sugieren que su objetivo era confirmar ciertas teorías sobre los orígenes de los antiguos habitantes de América. Según los defensores de esta hipótesis, los europeos querían demostrar que las tierras que estaban colonizando les habían pertenecido también en épocas remotas. La creación de una tablilla falsa para justificar esta idea es una posibilidad. Desgraciadamente, al haberse perdido la localización del túmulo y no disponer de más pruebas, todo apunta a que el enigma de la inscripción de Bat Creek continuará siendo un misterio sin resolver en el futuro.

http://selenitaconsciente.com/?p=248707
Etiquetas: [religiones]  
Fecha Publicación: 2016-06-05T05:00:00.000-07:00
Judíos, herejes y brujas 3 de 3 

En septiembre de 1347 llegaron doce galeras genovesas a Mesina, procedentes de Constantinopla, con ratas infectadas de peste bubónica. La peste se difundió desde Sicilia por todo el continente. 

La primera muestra de hostilidad hacia los judíos se produjo, como casi siempre, en la semana santa de 1348 en Tolón, donde fueron saqueadas las casas y asesinados los habitantes del gueto judío. Se les hacía responsables de la peste negra, y las matanzas se fueron extendiendo por todas partes a uno y otro lado del Pirineo, siempre con la condena de las autoridades. La reina Juana en Provenza y Pedro III en Catalunya condenaron la violencia. 

La causa del morbo se atribuía a los astros, a la corrupción del aire y de las aguas. El contagio se atribuía al contacto físico. La tesis de la conjura se volvía a proponer precisamente en Carcassona y Narbona, siendo recogida en Aviñón. Lo mismo sucedió en el Delfinado. El esquema era el consabido: personajes marginados confesaban envenenar las aguas. Los leprosos habían desaparecido y su lugar lo ocuparon los pobres y los mendigos, pagados por el inglés (guerra de los Cien Años en marcha). En 1348, la peste reinaba y la gente moría como moscas. Identificar a los responsables proporcionaba la ilusión de poder hacer algo para frenar la epidemia. En 1348 se perdonó a los pobres y mendigos, pero los judíos continuaron pagando las consecuencias siendo torturados en el Delfinado y en Saboya. En 1348 en Villeneuve, a orillas del lago Leman, son acusados y torturados varios judíos, que finalmente confiesan y afirman que el veneno que utilizan procede de Toledo, de donde lo trajo un judío metido en saquitos que repartió entre los judíos para que los entregaran en Venecia, Calabria y Puglia. A partir de este momento, la difusión de las acusaciones contra los judíos y de las confesiones que las acompañaban coincide con la historia de la difusión de la peste. El 6 de julio de 1348 el papa Clemente VI proclama en Aviñón una condena de la tesis del complot, que no tuvo consecuencia alguna, por lo que tuvo que promulgar una bula proclamando la inocencia de los judíos, recordando que ellos también morían de la peste y que la epidemia se había propagado a regiones en que no había judíos. 

Aparición de la brujería en los Alpes occidentales

En los Alpes occidentales -donde por primera vez había cuajado en torno a los judíos la acusación de haber difundido la peste-, partió al cabo de medio siglo, una nueva oleada persecutoria. Pero esta vez el papel de víctima, tras haber rozado fugazmente a los judíos, les tocó a otros. 


Dauphinée

En junio de 1409, en el momento culminante del cisma que laceraba a la Iglesia occidental, un concilio reunido en Pisa resolvió la competencia entre dos Papas en liza eligiendo a un tercero, el franciscano Pietro Filargis que tomó el nombre de Alejandro V. Inmediatamente promulgó una bula nombrando un inquisidor para la zona de Ginebra, Aosta, Tarantasia, el Delfinado, el condado Venasino y la ciudad de Aviñon. Intentaba cortar con ello la difusión clandestina de nuevas sectas y ritos prohibidos contrarios a la religión cristiana. En esta zona, dice la bula, hay muchos cristianos y judíos que practican la brujería, las adivinaciones, las invocaciones diabólicas, los conjuros mágicos, supersticiones y artes malvadas y prohibidas 

Los primeros documentos que narran la presencia de brujas son el Formicarius, escrito entre 1435 y 1437 porJohannes Nider durante el Concilio de Basilea y publicado por primera vez en 1475, fue el segundo libro impreso sobre la brujería. Nider no enfatizó la idea del aquelarre y fue escéptico con respecto a la afirmación de que las brujas podían volar de noche. El Formicarius es un importante trabajo dado que demuestra que, para inicios del siglo XV, ya estaban teniendo lugar los juicios y torturas de personas acusadas de ser brujas. Nider fue uno de los primeros en transformar la idea de la hechicería a su percepción más moderna de brujería. Antes del siglo XV, se pensaba que la magia era realizada por hombres educados y cultos, conocedores de intrincados rituales. En el Formicarius de Nider, la bruja es descrita como inculta y, más comúnmente, mujer, y como hemos visto más arriba, más capaz de pactar con el diablo que los hombres, dada su capacidad moral, física y mental inferior (Wikipedia).


Históricamente la brujería data de 1260, cuando aparece la palabra en una bula pontificia de Alejandro IV (Virtute Conspicuos) que condena a los brujos y brujas y a los cristianos que comercian con el diablo, vendiendo su alma, la de su mujer y sus hijos con la firma de un pacto. Teológicamente hablando, ya vimos como la primera vez que se define el concepto de Diablo fue el año 447 en el Concilio de Toledo. Se define como una figura oscura y monstruosa que huele a azufre, con cuernos, patas y orejas de asno, peludo con garras y un gran falo. La Brujería ha sido para muchos estudiosos un movimiento perfectamente organizado y dirigido por una única cabeza. Así para el fanático Montague Summers las brujas constituían un amplio movimiento político, un grupo organizado, antisocial y anárquico, una conjura en todo el mundo contra la civilización. La palabra sabbat, para referirse a las reuniones de brujas, aparece por primera vez entre 1330 y 1340 en los procesos inquisitoriales de la zona de Carcassone (Toulouse), donde unas pobres mujeres cuentan que eran poseídas por un macho cabrío que les enseño toda clase de secretos maléficos, el poder de las plantas venenosas, la profanación de cadáveres de niños recién nacidos, así como la celebración de banquetes en los que devoraban niños… Bajo el tormento de la tortura estas mujeres confesaron que podían hacer caer granizo, secar el trigo, helar las viñas, producir enfermedades mortales en hombres y animales... Anteriormente ya vimos como estas mismas acusaciones fueron reproducidas entre 1397 y 1406 en Suiza por el juez Peter von Greyerz contra Stedelen de Boltigern.

Hubo en el siglo XIV una gran crisis en esta zona, con carestías de alimentos que ocasionaron hambrunas y la peste. Se expulsó a grupos marginales, después de ser acusados falsamente, elaborando un complot contra ellos. Al terminar con los leprosos y los judíos, sólo quedaban los practicantes de la antigua religión, una gente que tenía visiones extáticas y que sufría procesos catalépticos, afirmando que viajaban durante sus sueños. Se convirtieron en presa fácil para el creciente catolicismo. Los católicos elaboraron un complot, como el que habíamos visto anteriormente contra los leprosos y los judíos, acusando a los practicantes de la religión extática de ser adoradores del demonio, y a todos los practicantes los englobó en la categoría de brujería. 

Las brujas –según el término utilizado en el Formicarius de Nider- surgieron en el siglo XV. Pero esta afirmación necesita una clarificación. La palabra bruja fue utilizada por Nider para referirse a los que practicaban magia o ritos extáticos, como la “secte de Vaudois”, nombre que alude al Cantón de Vaud, lago Leman, y que dicen que se reunían en los montes cercanos a Clairvoux. Por lo tanto, puede ser que la palabra bruja se utilice a partir del siglo XV, pero los practicantes de la antigua religión se remontan a la prehistoria.

En los dialectos del Delfinado y de Saboya se les llamaba “gafa” (bruja) derivado etimológico de “gafo” (leproso), y también snagoga (danza nocturna con seres míticos imprecisos) derivada de synagogue, en el sentido de reunión de herejes. Los montañeses del Valais, en 1428, se reunían nocturnamente y, cuando regresaban a sus casas, se encerraban en la bodega para beber el mejor vino y después cabalgaban sobre los barriles. 

Mapas de Valais (Suiza)

En el siglo XVI, ciento cincuenta años más tarde (1575), en el extremo opuesto de los Alpes, en Friul, se acusa al pregonero municipal, Battista Moduro, de ser “benandante” y de reunirse con otros para celebrar bodas, danzas, comer y beber. Se afirma que su asociación es benéfica, pues dicen que cuando regresan a sus casas, los benandanti impiden que los maliandanti vayan a las bodegas, se beban el vino y después orinen en las barricas. 



El Friul es una región italiana que comprende 7.846 km² localizada en el noreste del país, en la frontera con Yugoslavia y Austria. La región tiene tres idiomas: friulano, lengua similar al latín, en el norte; italiano en el sur y esloveno a lo largo de la frontera con la Yugoslavia. El friulano, furlan o informalmente marilenghe, es una lengua indoeuropea de la familia románica que, junto al romanche y el ladino, forma la rama de los Alpes centrales llamada retorromana. Su capital es Trieste, puerto y centro de construcción de buques. Es famosa por sus tejidos y sus productos lácteos. Su población es de 1.229.900 habitantes.

Y ahora, de regreso al pasado, nos trasladamos a 1319, doscientos cincuenta años antes, en los Pirineos, donde el sacristán Arnaud Gélis apodado Botheler, le cuenta al inquisidor Jacques Fournier que es un armier, es decir, el que tiene la facultad de ver las ánimas y de hablar con los espíritus; afirma que a los espíritus les gusta calentarse bebiendo buen vino, pero aunque beban mucho, el vino nunca mengua. Muchos de los "herejes" perseguidos por los inquisidores eran médiums y adivinos que trataban con los espíritus de los antepasados, es decir, eran chamanes, sacerdotes de la antigua religión.

http://pladelafont.blogspot.pe/2012/03/judios-herejes-y-brujas.html
Etiquetas: [religiones]  
Fecha Publicación: 2016-06-04T05:00:00.000-07:00
El complot 2 de 3

La fabricación del complot 

La vinculación de los judíos a los leprosos es antigua. Ya en el siglo I d.C. el historiador judío Flavio Josefopolemizaba con el egipcio Manetón quien sostenía que entre los antepasados de los judíos había también un grupo de leprosos expulsados de Egipto. Parece ser que la injuria de Manetón se difundió en el Occidente Medieval a través de la obra de Flavio Josefo “Contro Apione”, además de las acusaciones de adoración del asno y el homicidio ritual, que también había pretendido refutar -sin éxito- Flavio Josefo.

En 1215 el Concilio Lateranense obligó a los judíos a llevar sobre la ropa un círculo, generalmente amarillo, rojo o verde. También los leprosos tenían que llevar una capa gris, un gorro y una capucha escarlatas y, a veces, matracas de madera. Estos signos de reconocimiento se habían extendidos también a los agotes, cagots o “leprosos blancos”, a quienes sólo se distinguía de los sanos por la falta de los lóbulos de las orejas y -según dicen las crónicas antiguas- el aliento fétido. Estos enfermos sufría la Lepra Afimatoide, llamada por algunos autores como Danielsesn y Boeckelefantiasis anestésica, que presenta insensibilidad cutánea. Los cagots se refugiaron en los Pirineos, desde Bretaña, pasando por Guyenne, Gascuña, Euskadi, valle del Bazán, valle del Roncal y, sobre todo, en Beárn. Algunos afirman que eran los restos de los visigodos (antiguos Goths), otros aseguran que eran los restos de la armada de Abderrahman -vencida en Poitiers (733)- que se refugiaron entre el rio Adour y el priorato de Saint-Paul. Las investigaciones más recientes apuntan a que se trató de un grupo de delincuentes que se habían refugiado en las leproserías galas para escapar de la justicia, huyendo más tarde de ellas para refugiarse en las montañas. Ésta teoría aparece como más fidedigna.

En 1229, en Francia, se firma el Tratado de París con el cual Raymond VII, Conde de Toulouse se compromete a buscar y expulsar de sus tierras a los herejes, brujos y sus protectores. En ese mismo año, en el Concilio de Toulouse, se confía en los obispos la instauración de la fe católica, además de la persecución y castigo de los herejes y sus protectores; en aquella época la concepción de hereje aún no hacía referencia a una creencia en específico. Asimismo, en el Concilio se promulgan los derechos inquisitoriales y el tipo de castigo conforme a la falta cometida. El 1233, en Alemania se aprueba la ley presentada por el Arzobispo Sigifrido III que pretendía que las personas acusadas de herejía se convirtieran a la ley de Dios, en lugar de quemarlas en la hoguera.

a. Las torturas 

En 1307, 13 de octubre, en Francia, el Maestre templario Jacques de Molay es detenido por órdenes del Rey Felipe IV, “El Hermoso”, acusado de herejía, idolatría y sacrilegio contra la Santa Cruz. Molay admitió bajo tortura los cargos ante una asamblea de clérigos.

En 1318 el Papa Juan XXII promulga la primera bula en la historia donde se discutía el tema de la brujería (también condenaba la postura de los espirituales, conocidos como "fraticelli"). Recordemos que anteriormente sólo se hablaba de persecución y castigo por herejía y el documento más antiguo que trataba el tema (Canon Episcopi) negaba la existencia de las brujas.

En 1321, en Perigord, (donde se descubrió por primera vez el complot, que había sido avisado desde Carcassona) no estaba clara todavía la unión de los judíos con los leprosos, por lo que solamente se quemaron leprosos, quemas que se extendieron por Toulouse, Albi, Cahors, Limoges… Los prisioneros torturados confesaban y sus confesiones alimentaban la persecución. En Pamiers, cerca de Carcassona, el mismo año se detiene al clérigo Guillaume Agassa, responsable de una leprosería. Su proceso ha sido conservado, por lo que podemos saber que en 1329 confesó que dos leprosos se habían reunido con él en Toulouse para darle los venenos, que después vertió en los pozos de Pamiers. Bajo tortura dice que en Toulouse se reunió con todos los responsables de las leproserías de los alrededores, unas cuarenta personas, que bajo el patrocinio del rey moro de Granada y del sultán de Babilonia, urdieron el complot para matar a los cristianos y apoderarse de sus bienes y de su gobierno. Cuando entra en el proceso el inquisidor dominico Jaques Fournier (futuro Benedicto XII), obispo de Pamiers, el proceso deja de ser un proceso criminal ordinario y aparecen los crímenes contra la fe: renuncia a la fe cristiana (apostasía), la mezcla de la hostia (ultraje) con un brebaje cocido en una marmita con serpientes, sapos, lagartos y lagartijas, murciélagos y excrementos humanos. El espía o contacto con los sarracenos era un tal Jourdain, el cual les dijo a los leprosos que después de estar muertos o contagiados los cristianos, se produciría la invasión de los sarracenos. Agassa es torturado desde el principio, pero carece de imaginación, lo que desagrada a los torturadores, los cuales, aumentando los tormentos van insinuando a sus oídos las confesiones que quieren escuchar: el complot con los moros, la profanación de la hostia, el pisotear la cruz… todo hasta coincidir perfectamente con la interpretación previa de los jueces. 

El Edicto de Poitiers de 1321 también nombraba sólo a los leprosos como culpables. Sin embargo, desde el principio en Tours, Chinon y otras ciudades, hubo matanzas de judíos, considerándolos cómplices de los leprosos. El dominico Jean Larchevêque, mediante el consabido recurso de la tortura, había arrancado la confesión de un judío de haber participado en el complot, cosa que comunicó al rey en Poitiers. Sin embargo, este no nombró a los judíos, porque sus representantes, ante el estallido de la cólera popular, quisieron comprar su protección donando una fuerte cantidad de dinero para las arcas de Felipe V. 

Crónica de Nuremberg. Quema de judíos durante la Peste Negra

b. La carta de Bananias y las cartas de pergamino. 

En una carta escrita por Felipe de Valois (futuro Felipe VI) al papa Juan XXII dice que el 26 de junio de 1321 se vio, durante cuatro horas el sol inflamado y rojo como la sangre; durante la noche, se había visto la Luna cubierta de manchas y negra como el fondo de un saco. Hubo terremotos, globos incandescentes habían caído del cielo incendiando los techados de paja de las casas; en el aire había aparecido un terrible dragón que mató a muchas personas con su hálito repugnante. Al día siguiente, la gente empezó a atacar a los judíos por los maleficios que habían realizado contra los cristianos. Al registrar la casa del judío Bananias encontraron una carta y un sello de oro que tenía la forma de un crucifijo labrado con gran arte, en el que se representaba a un judío o sarraceno monstruoso sobre una escalera apoyada en la cruz y en el acto de defecar sobre el dulce rostro del Salvador. La carta de Bananias hablaba del pacto entre los judíos y el rey de Granada para entregar a los sarracenos el reino de Francia y la ilustre ciudad de París. Los judíos planearon envenenar las aguas, ayudados por los leprosos, a quines habían corrompido con sumas ingentes de dinero. En 1322 el papa Juan XXII expulsó a los judíos de sus propios dominios. Se desconoce el origen de la falsía, pero está claro que era para apoyar la teoría del complot judío y se busca alimentar una nueva oleada de persecuciones contra los judíos. En la carta se censuraba la avidez del monarca que prefirió hacer pagar un rescate a los judíos en vez de exterminarlos. 

Las cartas de pergamino son dos cartas escritas por la misma mano en 1321 y en francés. La primera se atribuye al rey de Granada y, la segunda, al rey de Túnez. Ambos reyes se dan por enterados del complot que han hecho los judíos, prometiéndoles a cambio la Tierra Santa. Les dicen que no hay que reparar en gastos para cumplir su misión. 

Finalmente, los auténticos fraguadores del complot contra los judíos, consiguieron que el rey Felipe V el 26 de julio de 1321 ordenara capturar a todos los judíos del reino. El dinero pagado por los judíos sólo retraso unos meses las matanzas. El verano del 1323 Carlos IV expulsó a los judíos de Francia. La segregación de los leprosos y la expulsión de los judíos era lo que habían pedido los senescales de Carcassona y de las ciudades de los alrededores. En el complot contra la humanidad habían intervenido el rey, el papa, Felipe de Valois (futuro rey), Jacques Fournier (futuro papa), Jean Larchevêque, señor de Parthenay y multitud de inquisidores, jueces, notarios y autoridades políticas locales. Ellos fueron los instigadores de la multitud para que mataran a los judíos y a los leprosos. La oleada de violencia contra los leprosos se extendió del sur hacia el sudoeste, con una prolongación oriental en la zona de Lausana.

Flemish Chronicle. Quema de judíos durante la Peste Negra (1348-1350)

Carlo Ginzburg afirma que sería absurdo suponer que todos los autores del complot actuaban de mala fe, que es irrelevante, además de inverificable. Los que encargaron, solicitaron o confeccionaron las pruebas de la presunta conjura –saquitos con veneno, confesiones falsas, cartas apócrifas- podían estar convencidos de la culpabilidad de los leprosos y los judíos. En Rivuhelos, no lejos de Teruel, se descubrió a un hombre –Diego Perez- que echaba polvos venenosos en las fuentes, el cual confesó que se lo habían ordenado dos judíos ricos del lugar, a los que los lugareños tenían ganas de ajusticiar. Como las autoridades civiles recelaban de la confesión, le enviaron un hombre disfrazado de sacerdote para que fingiera confesarlo, descubriendo que los había acusado falsamente por el terror de la tortura y porque los inquisidores le habían prometido dejarlo escapar, a cambio de acusar a los judíos. Los jueces condenaron a muerte a Diego Pérez, pero las turbas mataron, quemaron y despedazaron a los judíos. 

Los supuestos complots de los reyes moros y los judíos los vemos en 1212 en la Cruzada de los Niños, producto según Vicente de Beauvais, de un plan diabólico previsto por el Viejo de la Montaña, jefe de la misteriosa secta de los asesinos, que liberó a dos clérigos a cambio de que le llevaran todos los niños de Francia. Según la Crónica de Saint-Denis, la cruzada de los pastorcillos de 1251 era fruto de un pacto entre el sultán de Babilonia y un húngaro maestro en artes mágicas, que se había comprometido a llevarles al sultán a todos los jóvenes franceses a cambio de cuatro besantes de oro por cada uno. Llegado a Picardía, el brujo hizo un pacto con el diablo y echando unos polvos al aire, convirtió a todos los pastorcillos en animales, abandonándolos en los campos. Sin embargo, en la cruzada de los pastorcillos de 1320 ellos eran los verdugos. 

En todos estos relatos se entrevé el temor que suscitaba el mundo desconocido y amenazador que había más allá de los límites de la cristiandad. Como no se podía castigar al enemigo exterior, se mataba y quemaba al enemigo interior. Hubo varias matanzas y persecuciones de leprosos y judíos, pero en general, hacia 1338 empezaron a remitir las persecuciones de leprosos, restituidos en sus bienes por el papa Benedicto XII, el Jacques Fournier torturador de Agassa hacía veinte años atrás. Para los judíos toda iba a empezar de nuevo.

http://pladelafont.blogspot.pe/2012/03/la-fabricacion-del-complot.html
Etiquetas: [religiones]  
Fecha Publicación: 2016-06-03T05:00:00.000-07:00
La conjura de los leprosos y de los judíos 1 de 3

El complot 

1. La conjura de los leprosos y de los judíos 

“En febrero de 1321, -como se lee en la crónica del monasterio de Santo Stefano di Condom- cayó muchísima nieve. Los leprosos fueron exterminados. Volvió a caer muchísima nieve antes de mediada la cuaresma; luego se produjo un gran diluvio.” Carlo Ginzburg, Historia nocturna. Las raíces antropológicas del relato. Ediciones Península. Barcelona 2003.


Caricatura antisemita porque ilustra las características físicas y personales habitualmente asociadas a los judíos. La expresión facial representa la codicia y el rostro presenta una nariz prominente, barba abundante, cabello rizado y escaso al frente.

Carlo Ginzburg

Los leprosos fueron quemados en casi toda Francia, porque habían preparado venenos para matar a toda la población. El inquisidor dominico Bernard Gui dice que los leprosos habían echado polvos venenosos en las fuentes, pozos y ríos para transmitir la lepra a los sanos y hacerlos enfermar o morir. Parece increíble, dice Gui, pero aspiraban al dominio de las ciudades y de los campos; ya se habían repartido el poder y los títulos de condes y barones. Muchos, tras haber sido encarcelados, confesaron haber estado en reuniones secretas y que sus jefes habían dedicado dos años en urdir la conspiración. La destrucción y la reclusión de los leprosos habían sido autorizadas porFelipe V el Largo, rey de Francia, en el Edicto de Poitiers de 1321, en que por primera vez en la historia de Europa se establece un programa de reclusión masivo de personas. Hasta entonces los leprosos habían vivido en instituciones de tipo hospitalario, casi siempre administrados por religiosos, bastante abiertas al exterior y en las que se entraba por propia voluntad. El pretexto para su reclusión fue el descubrimiento de la conjura. 

El complot contra los leprosos tuvo tanto éxito que incluso historiadores modernos creen en él, como podemos ver en Zubiría-Consuegra R. La historia de la lepra, ayer, hoy y mañana. Medicina (Acad Col). 2003; 25,1:33-46). Este historiador afirma que en 1321 el rey de Francia, Felipe V llamado el Largo reprimió un complot que organizaron los leprosos para conseguir el retorno a una vida normal. Estaban resueltos, según se dijo, a envenenar las fuentes de agua de las poblaciones; a esta manifestación de inconformidad se la denominó Sublevación de los leprosos. El Rey ordenó capturarlos y los que confesaron (alrededor de 600) fueron quemados vivos; al resto se lo encerró aún más estrictamente y muchos fueron asesinados.

Job rascando su dolorosa y rezumante piel rodeado de gente. Biblioteca Nacional de París. Francia. Esta imagen del sufrimiento de Job pertenece a un manuscrito del siglo XII llamado “Moralia in Job”. Esta exégesis del libro de Job fue escrita por el Papa Gregorio en el siglo VI.

a) Los leprosos 

Recogiendo una ley lombarda del siglo VI, dada por el Rey Rotárico y unas ordenanzas de Pipino El Breve y Carlomagno, los leprosos se consideraron unos muertos-vivos y cuando les diagnosticaban la lepra perdían todos sus bienes, obligándolos a acogerse únicamente a la caridad pública. Civilmente se consideraban muertos, no podían heredar, testar, comprar o vender y tampoco servir de testigos, por la posibilidad de que contagiaran a los sanos. En el año 583, la asamblea de obispos reunidos en el Concilio de Lyón decidió crear las leproserías. Los enfermos podían seguir viviendo relativamente aislados del resto de la sociedad y fuera de los muros de la ciudad y de los conventos. La medicina científica de la Edad Media creía que la causa del mal era la comida o el aire dañados. En el Concilio de Orleáns la Iglesia decidió ocuparse de la alimentación y el vestido de los leprosos. Gregorio de Tours mencionó (hacia 560) hospitales para atender a los leprosos; en esta época se fundó la Orden de San Lázaro para llevar pacientes a estos "Leprosarios". A los enfermos se les prohibía entrar a las ciudades y dedicarse a vender alimentos o bebidas. Cuando los cruzados enfermaron de lepra, dicho mal dejó de ser pecado para convertirse en una enfermedad santa. El año de 1321 el Rey de Francia, Felipe V llamado el "Largo" reprimió un complot que organizaron los leprosos de Francia para conseguir el retorno a una vida normal. Al menos, este fue el pretexto para proceder a su exterminio. Se les acusó –falsamente- de envenenar las fuentes de agua de las poblaciones. El Rey ordenó capturarlos y los que confesaron fueron quemados vivos (600); el resto se encerró aun más severamente y muchos fueron asesinados. 


Philippe V le Long. Recueil des rois de France de Jean Du Tillet. Bibliothèque Nationale de France.

Tullido con lepra, de autor desconocido, y está fechado sobre el año 1450. Se encuentra en el Museo de Arte de Basilea

Todo empezó con las habladurías sobre una confesión que hizo llegar a Felipe V Jean Larchevêque, señor de Parthenay, en la que uno de los jefes de los leprosos declara haber sido corrompido con dinero por un judío, quien le había entregado el veneno que había que esparcir por fuentes y pozos. Los ingredientes eran sangre humana, orina, tres hierbas no precisadas y hostias consagradas, todo ello desecado, reducido a polvo y metido en bolsitas provistas de pesos para hundirse en el fondo de los pozos. Detrás de los leprosos y los judíos se escondía el rey moro de Granada que incapaz de vencer a los cristianos por la fuerza, había urdido este plan astuto para desembarazarse de ellos. Pero la conjura fue descubierta y los leprosos fueron quemados, al igual que los judíos en Aquitania. En Chinon, cerca de Tours, se había cavado una gran fosa a la que habían sido arrojados y luego quemados ciento sesenta judíos, hombres y mujeres. Muchos, dice el cronista Guillaume de Nangis, se arrojaban a las llamas cantando, como si fuesen a una boda. 

Chinon a orillas del río Vienne. Castillo construido por los duques de Anjou, los Plantagenet, más tarde reyes de Inglaterra. Chinon fue la cuna de Rabelais, autor de la serie sobre Gargantúa y Pantagruel.

Curación de Lázaro de Honrad von Soest. Siglo XV

b) Los judios y los Pastorcillos 

El primer sitio en el que se “descubrió la conjura” fue en el Perigord el Jueves Santo (16 de abril) de 1321. Los rumores se extendieron rápidamente por toda Aquitania, zona que había sufrido el año anterior los estragos de la banda de los “pastorcillos”, grupo de muchachos y muchachas adolescentes, procedentes de París, que iban descalzos y mal vestidos, y marchaban enarbolando el pabellón cruzado. Decían que querían embarcar para Tierra Santa. No tenían jefes (excepto el monje Jacob), armas ni dinero. Muchos los acogían benévolamente y los alimentaban por amor a Dios. Reunidos en Aquitania, los Parstorcillos, “para ganarse el favor popular”, afirma Bernard Gui, empezaron a intentar bautizar a los judíos a la fuerza. Los que se negaban eran despojados o muertos. Las autoridades se preocuparon. En Carcassona intervinieron en defensa de los judíos por su condición de “siervos del rey”. No obstante, mucha gente aprobaba la violencia de los Pastorcillos so pretexto de que no había que oponerse a los fieles en nombre de los infieles. Ese mismo año, los cónsules de Carcassona se desplazaron a París para quejarse de los judíos y exponer con brutal claridad su intención de librarse del monopolio del crédito ejercido por ellos y administrar las altas rentas que gozaban los leprosos. Estos ciudadanos de Carcassona instigaron a los Pastorcillos para que saquearan la comunidad judía y llevaran a cabo sus matanzas. En la exposición de sus quejas, además de envenenadores, acusaron a los judíos de practicar homicidios rituales y profanar la hostia consagrada. La zona de Carcassona había sufrido la represión cátara y, entre 1315-1318, una terrible carestía con grandes hambrunas; al parecer, los judíos se habían aprovechado para cobrar altos intereses, lo que estimulo el odio hacia ellos. 

Los Pastorcillos surgieron cuando el espíritu de las Cruzadas que invadía Europa ya estaba decayendo. A los poderosos todo les iba muy bien hasta que llegaron las derrotas. Cada nueva Cruzada era un fracaso. El clima de derrota desmoralizaba los cientos de movimientos que pretendían combatir en Oriente y en España en nombre de Dios. El dios del Amor no servía, parecía naufragar. El dios de Mahoma parecía más poderoso que el Cristo. Movimientos como los Pastorcillos reflejaban este estado de ánimo. Emprendieron una cruzada capitaneada por el monje Jacob, partiendo de Picardía hacia Tierra Santa, saquearon cuantos mansos y castillos mal defendidos se encontraban por el camino. Tenían prácticas poco ortodoxas, como la unión de once hombres con la misma mujer. Jacob acabó olvidando el objetivo de la Cruzada y empezó a predicar contra la Iglesia de Roma, la que defendía un dios del Amor y del perdón, un dios débil. Saquearon iglesias y monasterios en Tours y Orleáns, profanaron hostias, azotaron a frailes y monjas. Finalmente fueron declarados fuera de la ley y se organizó una gran cacería encabezada por los mismos burgueses que los habían instigado contra los judíos y los leprosos. En Marsella y Burdeos colgaron a los últimos Pastorcillos y los que lograron escapar a Inglaterra fueron exterminados por los soldados de Enrique III o vendidos como esclavos por los mercaderes que los habían embarcado en sus naves. 

Cruzada de los niños según Gustave Doré

c) Nacionalismo occitano y centralismo francés. 

Vemos que en Carcassona ha aparecido una clase mercantil agresiva, dispuesta a deshacerse rápidamente de la competencia de los judíos. Esta clase también se queja de los funcionarios regios que violan las prerrogativas de los tribunales locales, y obligan a las partes en litigio a personarse en París, con grave daño y gasto, para la celebración de los procesos. Puede ser que los proyectos de centralización administrativa –dice Carlo Ginzburg- que Felipe V intentaba llevar a la práctica en aquellos meses contribuyeran a agudizar estas tensiones. La tentativa central de debilitar las entidades locales alimentaba, en la periferia, la hostilidad frente a los grupos menos protegidos. Algunos de estos sucesos no eran más que un acto político hecho para asegurar la autoridad del poder central en aquella zona, como sucedió, según Julio Caro Baroja piensa, en la caza de brujos y brujas de Labour y en el proceso de las brujas de Zugarramurdi en 1610. Lo que apunta Ginzburg, como de pasada, en realidad puede ser la explicación de todos estos fenómenos que hemos visto. Carcassona era una ciudad de occitanos, no de franceses, orgullosos de su idioma y de sus tradiciones, rebeldes y poco dispuestos a aceptar el dominio de los francos extranjeros. La mayoría de los fenómenos que estudiamos se desarrollan en el espacio que llamamos la Occitania Catalana, que comprende las siguientes regiones o espacios administrativos: Andorra, Aragó, Catalunya, Illes Balears, País Valencià, Llenguadoc-Rosselló, Alvèrnia, Aquitània, Llemosí, Provença-Alps-Costa d’Atzur, Roine-Alps, Piemont, Sardenya, Còrsega i Vall d’Aosta. Debemos tener en cuenta que en el tiempo de los cataros el Rosselló-Llenguadoc estaba plenamente integrado en el condado de Barcelona y la Corona de Aragón. Destacaremos también que las relaciones entre Occitània y Catalunya eran de tipo familiar, cultural y político, hasta el punto que muchos historiadores aseguran que las cruzadas contra los cataros fueron instigadas por el rey de Francia con la ayuda del Papa, por el miedo que tenían a una eventual unión entre occitanos y catalanes que hubiese dado como resultado una superpotencia económica, social y política, cosa contraria a los intereses del francés y del papado. 

EUROPA LLATINA 


http://pladelafont.blogspot.pe/2012/03/la-conjura-de-los-leprosos-y-de-los.html
Etiquetas: [religiones]  
Fecha Publicación: 2016-06-02T05:00:00.000-07:00

Hace más de mil años había una religión extática, principalmente femenina, dominada por una diosa nocturna con muchos nombres. Su origen se perdía en el Paleolítico Superior, y había sido difundida en Europa por los celtas, que a su vez habían sido influidos por las creencias escitas derivadas de los chamanes euroasiáticos.

Hay datos que documenten esta teoría?

Los encargados de la Iglesia sabían que, desde muy antiguo, había regiones europeas donde se practicaba la brujería, la adivinación, las invocaciones diabólicas y los conjuros mágicos. Según los sacerdotes católicos, los aldeanos tenían muchas "supersticiones" y practicaban artes malvadas y prohibidas. Al señalar estos hechos, los clérigos, en realidad, hacían referencia a la presencia de una antigua religión practicada en su mayoría por mujeres, aunque había una variante practicada por hombres: la de las batallas por la fertilidad . Esta religión antigua de origen extático tendría sus orígenes en el chamanismo euroasiático. Sus ecos en Europa, a comienzos de la época moderna, eran las prácticas extáticas de mujeres que a) creían y decían, b) que por la noche, c) detrás de la diosa Diana, d) en la grupa de animales, y) recorriendo grandes distancias, f) obedeciendo las órdenes de la diosa como si fuera dueña y señora ...

Minerva Hernández. "La danza de la fertilidad"

En las páginas siguientes intentaremos rastrear los últimos vestigios del culto extático y la extensión de la antigua religión por Europa. Hemos visto cómo se fabrica un complot contra las personas más débiles de la sociedad, personas a las que se utilizaba como chivo expiatorio durante las épocas de calamidades y problemas económicos y sociales. La clase dirigente, para librarse de sus culpas, era proclive a inventarse un enemigo para que pagara las iras del populacho y así poder seguir manteniendo el poder. Hemos visto cómo en 1321 se fabrica el primer complot contra los leprosos y judíos de Francia suroccidental y noroccidental. El complot se repite contra los judíos en 1348 -seguramente porque ya se habían cargado a casi todos los leprosos- en el Delfinado, Saboya y alrededores del Lago Leman (Cantón de Vaud). Aquí mismo, a orillas del lago Leman, surgen en 1375 las primeras cacerías de brujos y brujas. No es casualidad que en 1409, una bula papal mencionara esta zona como un lugar donde proliferan las nuevas sectas y ritos prohibidos. También hemos visto como en la elaboración del complot se pasa de acusar a los leprosos a perseguir a los judíos. En cambio, no queda claro uno de los eslabones intermedios de la cadena, lo que explica la fusión o asimilación de judíos con las brujas.



El llamado " Canon Episcopi " (en su origen un capitular franco) es el punto de llegada de una serie de documentos que nos narran fenómenos religiosos celtas, como los que aquí vamos a relacionar.

a) Divinidades celtas mortuorias: la cabalgata nocturna.

En el siglo V a Turín había campesinos "embriagados" llamados "dianaticus" una especie de adivinos, también conocidos como "lunáticus" porque eran unos personajes exaltados que se manifestaban en público tomados de un frenesí religioso, dispuestos a mutilar en honor de sus dioses. Uno de estos dioses celtas se encontró dibujado en una baldosa cuadrangular de roussas (Delfinado) del siglo V dC. Se ve a un personaje en la grupa de un animal de largos cuernos, acompañado con la inscripción " Fiera como era " ( "con la cruel Era"). Inscripciones similares se han encontrado en Istria, Suiza y Galia Cisalpina. Era es una diosa celta cruel, detrás de la cual aflora la diosa griega Hera. A principios del siglo XV los agricultores del Palatinado creían en una divinidad llamada Hera, portadora de la abundancia, que vagaba volando por las noches en el período de doce días que hay entre la Navidad y la Epifanía, el periodo consagrado al retorno de los difuntos. El caparazón griega de la diosa recibía un relleno celta: la imagen de la cabalgata nocturna, la del vuelo ..., aspectos que son ajenos a las mitologías griega y romana.

Los testimonios más antiguos sobre la cabalgata de Diana son los procedentes de Prüm, de Works y de Tréveris, es decir, de la zona en que se han encontrado gran cantidad de representaciones de la diosa celta Epona cabalgando un caballo. El año 906 Reginone Di Prüm da instrucciones (procedentes de un capitular franco anterior) a los religiosos de la zona para que eviten una serie de creencias y prácticas supersticiosas que practican las mujeres de la zona, ya que sostenían que cabalgaban montadas sobre una bestia para la noche, junto a la diosa Diana. Por tanto, la diosa pagana Diana del capitular franco, recogido por Reginione no es más que una interpretación romana de Epona.


Epona, con una cesta de frutos, motivo derivado de los "cuernos de la abundancia". Las estatuas abundaban en la Galia y Alemania. Esta procede de Köngen, Alemania.

Diosa sumeria Inana

Las dos diosas, la Era de roussas y la Epona, son divinidades mortuorias, a menudo representadas con una cornucopia, símbolo de la abundancia, como se representaba a la Diosa Madre en la Prehistoria, como podemos ver en la mal llamada "venus" de Laussell, pues no es un símbolo erótico, sino la representación de una deidad.Epona recibió otros nombres como abundante, Satis o Richella. Epona, protectora de los caballos y los establos, es sólo una entre las divinidades que alimentaron las creencias que confluirían en la descripción estereotipada de la cabalgata nocturna de Diana. De hecho, en Epona se cerraban otras figuras de la religión celta ya en vías de disolución.

"Venus" de Laussel (França) i Abundia

b) i extendidos sosa

En el siglo XIII estas figuras reaparecen en un pasaje de Guglielmo de Auvernia en el que habla de unos espíritus que aparecen en forma de chicas o de matronas vestidas de blanco, ya sea en los bosques, ya sea en los establos, donde dejan gotear velas de cera en las crines de los caballos que trenzan cuidadosamente. Estas matronas (Matronae, matres, comadronas) son un eco tardío de las "matraz" del bajo Rin, de Francia, Inglaterra y la Italia septentrional, divinidades celtas en las que las mujeres rinden un culto extático, como símbolos de prosperidad y fertilidad .

Relieve de terracota de las Matres, de Bibracte, ciudad de Aedui a la Galia.

A estas divinidades (que pertenecen al conocido como " el compendio de Epona ") se refiere la expresión "mondranicht " ( "noche de las madres") que según B eda el Venerable se utilizaba en la Britania pagana para referirse a la noche de Navidad. En el mundo celta las noches comprendidas entre el 24 de diciembre y el 6 de enero son igual que los " zwölften " alemanes, es decir, los doce días durante los que vagaban los difuntos para visitar a sus familiares. Las Matres , como Epona, además de protectoras de las parturientas, también estaban relacionadas con el mundo de los difuntos.

Hacia el año 1000 Burcard de Works identificó con las Parcas paganas a las tres divinidades (las Matrae) en las que la gente dejaba, en determinadas noches, alimentos con tres cuchillos para que lo comieran. Durante mucho tiempo, las matres y las hadas, junto con las otras divinidades benéficas y mortuorios, habitaron invisiblemente Europa Celtizada.

En Sicilia, a partir de la segunda mitad del siglo XVI, se procesaron a mujeres que afirmaban encontrarse periódicamente con " las mujeres de fuera ", con el que viajaban volante algunas noches para asistir a banquetes en castillos lejanos o en los prados. Los actos a los que asistían los presidía una divinidad femenina llamada "la matrae", "la Maestra", "la Señora Griega", "la Sabia Sibila", "la Reina de las Hadas" ..., a veces acompañada de un rey. En 1640 una mujer de Palermo, Catalina Buni , confesó que iba con las "mujeres de fuera" por la noche, además, prometía públicamente llevar a la gente con ella y que las quería hacer cabalgar sobre un castrado, como lo hacía ella . Por todo ello, fue procesada y condenada por el Santo Oficio. Es más, aún en el siglo XIX " mujeres de fuera, mujeres del lugar, mujeres de las noches, mujeres de casa, hermosas señoras y patronas de casa " seguían manifestándose a hombres y mujeres, dispuestas a hacer una mala pasada a los que no las trataran con la debida referencia, o no tuvieran las casas bien adornadas. Esto me recuerda a una tradición de mi pueblo, la llamada bumberota de Pego, una mujer que se aparecía por las noches a los hombres, cubierta con una sábana blanca y los asustaba.

Bumberota de Pego (Alicante)

Carlo Ginzburg piensa que resultaría muy fácil explicar que los vuelos y las hadas que se mencionan en Sicilia son de tradición celta, leyendas que llegaron a la isla de la misma manera como llegaron los relatos del rey Arturo, a finales del siglo XI, llevados por caballeros bretones, que expandieron en Sicilia la " matière de Bretagne ". Pero no le resulta convincente la explicación, decantándose por la existencia de una gran diosa mediterránea pre-griega, que también habría inspirado figuras como Circe o Medea, a la que los primitivos isleños y todos los habitantes del Mediterráneo adoraban . Esta filiación cultural explicaría la presencia de nombres y topónimos similares (también del tipo Morg -) en el ámbito mediterráneo y celta. Según me parece entender, Ginzburg defiende un mismo origen para los fenómenos mediterráneos y celtas.


Mosaico del siglo XI en el sur de Italia (iglesia de Otrante), donde se identifica al rey que monta un macho Rex Arturus . La cabra sugiere algún tipo de identidad mística (algunos dicen diabólica) para el rey Arturo.

Este sustrato celta alimentó las novelas del ciclo artúrico: Artur aparece como un auténtico rey de los difuntos. Se representa a lomos de una especie de chivo, se le pone al frente de los héroes como Erec, Perceval o Lancelot que viajan hacia castillos misteriosos, atravesando puentes, prados, pantanos o el mar, que separan el mundo de los hombres del mundo de los difuntos . En ellos se ha reconocido un viaje hacia el mundo de los difuntos. La hermana de Arturo, Morgain la Fée, la Fata Morgana, es la reencarnación tardía de dos diosas célticas: la irlandesa Morrigan (vinculada a Epona) y la galesa Modroño (una Matronae). Carlo Ginzburgtambién afirma que gran parte de los nombres de personas y de lugares que se repiten en el ciclo artúrico deben vincularse a topónimos de la región del Lago Leman. Lo mismo que la reelaboración inquisitorial del antiguo mito celta del viaje al mundo de los muertos se ha hecho a partir del material folclórico de la misma zona.

http://pladelafont.blogspot.pe/search/label/Celtas
Etiquetas: [dialogo entre masones]  [herbert ore]  [masonic magazine]  [revista masonica]  
Fecha Publicación: 2016-06-01T05:00:00.000-07:00
¡SALIO!
DIALOGO ENTRE MASONES JUNIO 2016

DIRECTORIO
DIRECTOR GENERAL 
Herbert Oré Belsuzarri
DIRECTORES 
Mario López Rico
Vicente Alcoseri
Julio Mario Villarreal III

Artículos Publicados
Sintonizándonos los masones con ese grandioso egregor universal
San Juan Bautista “Patrono de la Masonería Operativa”
La masonería Operativa
Los signos lapidarios
Las Cortes de Cádiz y la Constitución de 1,812
La acacia
La medicina en el Oriente Próximo

TAMBIEN PUEDE HALLAR SU REVISTA EN:
Toda la Colección en masónica.es
Para leer Flipbook en ISSUU: 
Para leer Flipbook en FLEEPIT
Para leer o bajar archivo de SCRIBD
Para leer o bajar archivos todos los números en ONEDRIVE
Blog exclusivo revista “Dialogo Entre Masones”


DISFRUTE DE VUESTRA REVISTA
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-31T05:00:00.000-07:00
Las migraciones germánicas

1. INTRODUCCIÓN.

Vamos a estudiar la llegada masiva de los llamados bárbaros, gente necesitada de alimentos y de buen clima, que se atrevieron a invadir las tierras del Imperio Romano, sin duda, porque temían más a los que los empujaban: los hunos.

Los hunos era una confederación de tribus euroasiáticas unidos por una aristocracia que hablaba una lengua túrquica. Los hunos aparecieron en Europa en el siglo IV, y alcanzaron su apogeo bajo el mando de Atila .


Las crónicas de la antigua China llaman al pueblo los xiongnu , pastores nómadas y guerreros, que vivían en las estepas de Asia centro-, al norte de la Gran Muralla China. Muchos historiadores modernos piensan que los xiongnu mencionados en las crónicas chinas eran el hunos que aparecieron siglos más tarde en Europa e invadió el Imperio romano. 




Hacia el año 350, los xiongnu del norte, expulsados ​​de las estepas un siglo antes (seguramente por los chinos), se desplazaron hacia el oeste y saquearon varias ciudades en los límites del Imperio sasánida, donde fueron llamadosxiyon , xiongnu o xionites . Se asentaron en las provincias orientales del Imperio persa y acabaron dominando la zona de manera independiente, e incluso acuñaron moneda. Más tarde se dividieron nuevamente en dos ramas, losReino Kidarita y los ephtalites (heftalites) o "hunos blancos". Los heftalites entraron en guerra con los Reino Kidarita el siglo V y los forzaron a adentrarse en el Punjab, donde en 427 fueron derrotados por el emperador persaBahram V . Los hunos blancos también invadieron la India en los años sucesivos , hasta el punto de que varios historiadores creen que fueron ellos los que ocasionaron el declive y caída del Imperio Gupta hacia el 540.

Fuente: Cossack web



Por su parte, se supone que los hunos Reino Kidarita (región de Kidara, Pakistán. Wikipedia ) se asentaron en las estepas cercanas al mar Caspio, pero una serie de sequías que azotaron la zona en los siglos III-IV que les obligaron a abandonarlas y avanzar hacia Occidente. A mediados del siglo IV el rey hun Balamber atacó el reino de los alanos, que en estos momentos se extendía entre los ríos Volga y Don, y derrotó a este pueblo, obligándole a huir hacia el sur-oeste. Posteriormente avanzaron hacia la cuenca del Dniéper, donde vencieron a los ostrogodos en 375: una parte de estos se refugió en las tierras de sus vecinos visigodos, pero la mayoría fue forzada a servir en el ejército hun. Finalmente, los hunos cruzaron el Dniester en 376 y derrotaron también a los visigodos, que solicitaron asilo en el Imperio Romano de Oriente. Las tierras en poder de los hunos se extendían ya desde el mar Caspio hasta el Danubio.


Balamber y Atila. Fuente: Osmanli Devlet y Pedia Kidmak

Europa antes de la llegada de los Hunos

A finales del siglo IV circulaban por el Imperio Romano unos rumores alarmantes. Un oficial del ejército imperial, destinado a Tracia, llamado Amiano Marcelino , explicó la aterradora aparición en la orilla del Danubio de unos hombres que describió así:

" Pequeños y toscos, imberbes como eunucos, con unas caras horribles en el que apenas pueden reconocer los rasgos humanos. Se podría decir que más que hombres son bestias que caminan sobre dos patas. Llevan una casaca de tela forrada con piel de gato salvaje y pieles de cabra alrededor de las piernas. Y parecen pegados a sus caballos.Sobre ellos comen, beben, duermen recostados en las crines, traten sus asuntos y emprenden sus deliberaciones. Y hasta cocinan en esta posición, porque en vez de cocer la carne con la que se alimentan, se limitan a entibiarla manteniéndola entre la grupa del caballo y sus propios muslos. No cultivan el campo ni conocen la casa.Descabalgan sólo para ir al encuentro de sus mujeres y de sus niños, que siguen en carros su errabunda existencia de devastadores "( Rerum Gestarum Libri XXXI -a menudo llamada Historias - pretendía ser una continuación de las obras de Tácito ).


Amiano Marcelino. Rerum Gestarum Libri XXXI, a menudo llamada Historias.


Este mapa muestra el hundimiento del Imperio Romano a finales del siglo IV y principios del siglo V. Grandes ciudades como Augusta Treverorum (Tréveris moderna) y la misma Roma fueron saqueadas por las fuerzas invasoras de los bárbaros. Los historiadores debaten sobre las causas de lo ocurrido, pero uno de ellos fue el surgimiento de los hunos en Asia Central. A medida que avanzaban hacia el oeste, empujaban las diversas tribus germánicas y góticas. Estos, a su vez, buscaron refugio y saqueo en el interior del Imperio Romano. Fuente: owje.com


Pero esta es otra historia que averiguaremos más adelante, tratando de comprender el por qué los hunos llegaron a las tierras europeas y abandonaron su lugar habitual de residencia: las estepas asiáticas. Seguramente, también fueron empujados por el hambre, por el frío, por la sequía, o por todos estos factores unidos. Además, podría ser que otros pueblos se harta de su presencia y su hostilidad y los persiguieran, provocando su emigración.

Parece que en el siglo III el pueblo Chino construyó la muralla china para defenderse de los antepasados ​​de los hunos. La dinastía Hang los tuvo que expulsar, ya lo largo del siglo IV estuvieron por las estepas rusas hasta llegar a las orillas del Danubio, los límites de la civilización Occidental. Una vez asentados en las estepas cercanas al mar Caspio, sufrieron una serie de sequías que los obligaron a avanzar más hacia occidente.

El tema trata también de la caída del Imperio Romano, lo ocurrida por las contradicciones internas propias del sistema de explotación esclavista, donde trabajaban una gran cantidad de personas para alimentar a unos pocos parásitos que adquirieron los mejores títulos, o los más honorables (según aseguraban esta élite de ladrones y vagos a los que llamamos patricios). En la Edad Media los ladrones serían los reyes, los nobles y el alto clero: sus conquistas eran auténticos expolios de otros pueblos, bendecidos por la religión oficial de cada cultura.

No acepto que estos sanguijuelas sean los protagonistas de la historia, porque no es cierto. Ellos son las élites que se aprovechan del pueblo, nada más, y lo suelen hacer por la fuerza y ​​utilizando la violencia. Las sociedades avanzan por el esfuerzo cotidiano de las clases trabajadoras y de los pensadores, ya sea filósofos o científicos, y sobre todo, por los técnicos, los inventores y los constructores de maquinaria.

Los emperadores, los papas, los nobles ..., las llamadas clases altas, sólo destacan por su latrocinio, por su degeneración ética y moral y por ser unos auténticos asesinos que no dudan en matar para preservar su estatus social y económico.

Fuente: Educastur

En este comienzo de mi peculiar historia veremos un amplio espectro de estos parásitos, inmorales y ladrones, encabezados por los últimos emperadores romanos y los jefes de los pueblos hermanos, como Teodorico, Odoacro, Xilderic ... etc.

Hoy en día, hay todavía algunos profesores de historia que siguen esquemas de exposición de épocas pasadas, en las que los protagonistas de la historia -considerados como los auténticos motores del progreso-, son los nobles y el clero, es decir los parásitos y vagos que viven del trabajo ajeno. En cambio, los trabajadores, los auténticos productores, son denominadas como clases débiles, sin saberse muy bien los criterios con los que clasifican a las personas, ya que no tienen en cuenta la posición que ocupan en el sistema productivo. Parece que utilizan tramos o escalas de posesión de bienes materiales como baremo para su clasificación: utilizan razonamientos estadísticos, números y cifras, sin baremar para nada el hecho de que sean propietarios o no de los medios de producción. 





Este primer tema, como venimos diciendo, estudia la transición de las civilizaciones antiguas en la Edad Media, época que viene marcada por la penetración de las tribus germánicas en el espacio geográfico del Imperio Romano.Como fecha canónica de la primera invasión se suele citar la de el año 398 , en que los visigodos , acaudillados por Alarico irrumpieron en Italia saqueando los territorios del valle del Po hasta llegar a Asti, donde sitiaron al propio emperador Honorio. Sólo la intervención de Estilicó , que ofreció a Alaric, en nombre del emperador oriental Arcadi, el cargo de magister militum por Ilyricum (gobernador militar de la provincia del Lírica), pudo frenar la superioridad militar visigoda.

El soterramiento de Alarico I en el río Busento. "The burial of Alaric in the bed of the Busentinus" (1895) de Heinrich Leutemann (1824 a 1904). Escaneado por John Clark (Ridpath s Universal History. Section XII, p. 342). Fuente:Wikipedia

Ya hemos advertido de que, más que una historia total, será una recopilación de datos cronológicos propias de las invasiones germánicas. No vamos a profundizar en la historia política del Imperio Romano, ni nos fijaremos en su debilidad y su fraccionamiento. Tan sólo nos fijaremos en la debilidad de su organización militar, reflejo de una mala gestión económica y del latrocinio y la corrupción entre sus políticos, lo que favoreció las penetraciones germánicas a partir del siglo II d. Acabaremos haciendo una aproximación al mundo hermano en los siglos III-V para comprender el desarrollo de las migraciones.

http://www.lavelletaverda.com/2013/07/les-migracions-germaniques.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-30T05:00:00.000-07:00
La caída de Roma
Aunque el trabajo del esclavo individual no era muy productivo (los esclavos eran obligados a trabajar), resulta que el gran número de esclavos producían una plusvalía considerable. En el punto álgido del Imperio, los esclavos abundaban y eran baratos, las guerras de Roma básicamente equivalían a una gran caza de esclavos.

Esclavos romanos cosechando aceitunas y pisando uva

Pero en determinado momento, este sistema llegó a sus límites y entonces entró en un largo período de declive, lo que desencadenó una lucha violenta entre los ricos y los pobres en Roma. 

Tiberio Graco pidió que la riqueza de Roma se divide entre sus ciudadanos libres. Su objetivo era convertir Italia en una república de pequeños campesinos y no de esclavos, pero fue derrotado por los nobles y los propietarios de esclavos. Esto resultó a largo plazo un desastre para Roma.

Los hermanos Graco

Por culpa de las Guerras Púnicas los romanos libres abandonaron sus campos para alistarse en el ejército. Los campos abandonados eran vendidos a bajo precio a la oligarquía senatorial de Roma, la única que poseía dinero, convirtiéndose así en grandes latifundistas, al mismo tiempo esta plutocracia era la única que podía explotar todas las tierras confiscadas por el estado romano a los partidarios de Aníbal en Italia. Desde el final de la Segunda Guerra Púnica se había expandido por toda la Península Itálica el gran latifundio, y la mayor parte de las mejores tierras se concentraron en pocas manos Los hombres que habían servido a los ejércitos durante muchos años no podían volver a las sus tierras y pasaban a engrosar el número de parados.

Simultáneamente, la pequeña explotación agrícola dejó de ser rentable debido a la anexión de las fértiles tierras sicilianas y las del sur de Hispania, que inundaron Italia de grandes cantidades de cereales. En segundo lugar, se dio cuenta de que era más rentable trabajar los latifundios con esclavos que con mano de obra asalariada y libre, que además, por las continuas guerras, escaseaba y era más cara que los esclavos, a los que sólo había de vestir y alimentar pobremente. El gran latifundio ocasionó la aparición de un numeroso proletariado campesino, en paro forzoso y hambriento, que se refugió en Roma y en las grandes ciudades itálicas en busca de solucionar su desastrosa situación económica.

La secesión de la gente a la Mons Sacer, grabado por B. Barloccini de 1849. La Secessio Plebis(ocho episodios entre el 494 aC y el 287 aC) por los que los plebeyos, parte productiva esencial de Roma, marchaban de la ciudad paralitzant- la, amenazando con crear una nueva comunidad.

La lex agraria de Tiberio Graco pretendía el reparto de tierra procedente del ager publicusentre los ciudadanos más pobres. Para convertir el proyecto en realidad contaba con el apoyo de una facción senatorial en la que figuraba, entre otros, Apio Claudio Pulcro, Publi Muci Escévola y Publio Licinio Craso Dives Muciano (cuya hija estaba casada con su hermano Cayo ). Este círculo era contrario al que encabezaba Escipión Emiliano (al que también unían vínculos familiares, ya que Escipión estaba casado con Sempronia, hermana de Tiberio y de Cayo). La ley agraria de Tiberio era muy poca cosa: pretendía limitar a 500 iugera el máximo de tierra estatal por propietario, y establecía que la tierra restante debía ser devuelta para proceder a su reparto en lotes de 30 iugera (7'5 Ha) entre los ciudadanos sin tierras -en calidad de colonos a perpetuïtat- mediante el pago de una simbólica contribución.

Mosaico romano con un grupo de esclavos Trillo en trigo

Eran propuestas razonables, pero Tiberio cometió el error de conducir el proyecto desde una postura de demagogia y radical, una actuación populista y de calle que contrastaba con su posición social y su refinado estilo de vida. Según Plutarco , los ricos y los latifundistas, mirando por codicia y con rencor a la ley y con ira y temor a su autor, sedujeron al pueblo haciéndole creer que Tiberio quería introducir el reparto de tierras con la mira de lograr el gobierno y de trastornar todo.

La ley encontró un oponente legal en la persona de un tribuno de la plebe, Marco Octavio, pariente y amigo íntimo de Graco, que tenía grandes posesiones de tierras ya instancia de los latifundistas, vetó la propuesta de Tiberio, con lo cual se rechazó la ley, que no podía ser sujeta a votación con el voto de un tribuno en contra. 

Gay Graco era hijo de Tiberio Sempronio Graco y Cornelia, hermano de Tiberio Sempronio Graco y Sempronia, el joven gay Graco destacó por sus cualidades oratorias. Inició su carrera política sirviendo como Tribunus Militum , durante la Guerra contra Numancia, a las órdenes de su pariente, y más tarde enemigo, Publio Cornelio Escipión Emiliano , a la vez que su hermano Tiberio. Sempronio Graco ejercía el puesto de Tribuno de la Plebs, desarrollando las medidas de reforma agraria. Durante el asedio de Numancia fue reclamando por su hermano para formar parte de la comisión de reparto de tierras. Luego fue elegido miembro de la comisión agraria, cargo que desempeñaría hasta su muerte. Ese mismo año, su hermano Tiberio moría cerca del Capitolio en una confrontación armada con los conservadores dirigidos por su primo Publio Cornelio Escipión Nasica Serapio. A los 22 años,Cayo Sempronio Graco se convirtió en heredero político de su hermano y propietario del inmenso patrimonio de los Graco.

Publio Cornelio Escipión Emiliano

Gay fue nombrado cuestor del cónsul Lucio Aurelio Orestes en Cerdeña, isla en la que permanecería como pro-qüestor. Los senador enemigos los acusaron de manejar mal la isla y el incriminaron de instigador de la rebelión en la colonia de Fregellae, sin embargo, el complot fracasó y fue elegido Tribuno de la Plebs y continuó los proyectos que Tiberio no pudo llevar a cabo.

Las leyes promulgadas por Gay obligaban al Estado a vender a la población romana cereal a un precio uniforme y bajo (ley frumentaria ). Además, promulgó una ley que ordenaba el reclutamiento de los jueces de los tribunales sólo entre ciudadanos que no pertenecieran al orden senatorial.

La oligarquía senatorial, impotente ante las transformaciones, encontró la ocasión de deshacerse del tribuno aprovechando que estaba en Cartago fundando la colonia de Junonia.El tribuno de la plebe Marco Livio Druso , colaborador de la oposición, presentó una serie de proyectos demagógicos -irrealitzables en su mayoría- que consiguió no sólo enrarecer el ambiente político al regreso de Gay, sino minar muy considerablemente su popularidad.

Marco Livio Druso

La rogatio Sempronia de socio te nomine Latino , que proponía la ciudadanía por los aliados latinos y el derecho de sufragio a los itálicos fue su último proyecto y desencadenó una violenta oposición senatorial. En el mismo año, cuando se iba a discutir la rogatio , Gay perdió su tercera elección como tribuno de la plebe, y antes de resignarse a ver su programa político detenido por la oposición conservadora, trataron de imponerse por medio de la violencia.

El Senado decretó por primera vez un senatus consultum ultimum que otorgaba poderes extraordinarios a los cónsules Quinto Fabio Máximo y Luci OPIM para contener los disturbios y restablecer el orden. Flaco y Graco fueron declarados enemigos de la República: el primero murió con sus hijos y el segundo huyó con su esclavo Filócrates , al que ordenó que le matara a fin de no caer en manos de sus enemigos, cuando se encontraban escondidos en el bosque de Furrina, en las laderas del Janícle, un cerro situado en la orilla oeste del río Tíber.Cai Graco ofreció su cabeza a su esclavo para que el decapitase. El esclavo se lo cortó de un solo corte y luego se hundió la espada, que todavía estaba chorreando sangre de su amo, en su corazón.

La muerte de Cai Graco por F. Auvray (Museo de Bellas Artes, Valenciennes)

La baja rentabilidad de las fuerzas productivas obligó a poner nuevos impuestos, como elannua , para mantener el ejercido del limas. Estos fueron tan elevados que aumentó la masa improductiva que vivía a costa del Estado. Aunque resentidos con los ricos, compartían un interés común en la explotación de los esclavos, la única clase realmente productiva durante el período de la República y el Imperio. La gran revuelta de esclavos dirigida por Espartaco fracasó porque los esclavos no se vincularon con el proletariado de las ciudades. En la medida en que este último continuó apoyando el Estado, la victoria de los esclavos era imposible. Pero el proletariado romano, a diferencia del proletariado moderno, no era productivo, era sólo una clase parasitaria que vivía a costa del trabajo de los esclavos. El fracaso de la revolución romana reside en este hecho.

Escena de la película de Ridley Scott Gladiator (2000)

Los legionarios romanos no eran leales a la República, sino a su comandante, el hombre que les garantizaba su salario, su botín y un pedazo de tierra cuando se jubilaban. Los jefes militares comienzan a adquirir una independencia cada vez mayor, levantándose por encima de la sociedad y apareciendo como el árbitro final de las continuas luchas de poder en Roma.Finalmente Julio César , un general brillante, comenzó a concentrar todo el poder en sus manos.

Julio César (100-44 aC)

Bruto y los demás conspiradores que asesinaron César no tenían coraje personal y sus motivos tal vez fueran nobles o no. Pero eran unos utópicos sin esperanza. La república que intentaban defender era un cadáver corrupto desde hacía mucho tiempo. El mismo título de "emperador " ( imperator en latín) es un título militar, inventado por no utilizar el título de rey que era demasiado ofensivo para los oídos republicanas. Pero, era un rey en todo, menos en el nombre.

El Senado estaba desprovisto de todo poder y autoridad real. Los emperadores continuaron "consultando" al Senado, e incluso consiguieron no reír cuando lo hacían, escribe con ironíaAlan Woods ( Civilización, barbarismo y la visión marxista de la historia , de Alan Woods . Rebelión ) . El ambiente predominante era el escepticismo, la ausencia de fe y pesimismo en el futuro. Las viejas tradiciones, la moralidad y la religión, cosas que actúan como un fundamento poderoso para mantener unida a la sociedad, iban perdiendo su credibilidad. En lugar de la vieja religión, la gente busca nuevos dioses. En su período de declive, Roma se vio inundada con una plaga de sectas religiosas procedentes de Oriente. La cristiandad era una de esas sectas.

El II Concilio de Nicea (787)

Cuando la gente cree que el mundo en que viven tambaleaba, que han perdido el control de su existencia, que sus vidas y destinos están determinados por fuerzas invisibles, entonces aparecen las tendencias irracionales y místicas. La gente cree que está cerca el final del mundo.Los primeros cristianos creían esto fervientemente, pero muchos otros recelaban de ello. En realidad, lo que se aproximaba era el final, no del mundo, sino de una forma particular de sociedad, la sociedad esclavista. El éxito de la cristiandad se encuentra aquí y estaba relacionado con este ambiente general. El mundo era horrible y pecaminoso. Había que dar la espalda al mundo, a todas sus obras y mirar hacia otra vida después de la muerte.

En el período de declive, la filosofía romana estaba dominada por el subjetivismo: el estoicismo, el escepticismo o la filosofía neo-platonista de Plotino, con su abierto misticismo y superstición, que al final, proporcionó una justificación filosófica a la cristiandad .

Cuando los bárbaros invadieron el Imperio, toda la estructura estaba al borde del colapso, no sólo económica, también moral y espiritualmente. No es extraño que los bárbaros fueran bienvenidos como liberadores de los esclavos y sectores más pobres de la sociedad.

http://www.lavelletaverda.com/2013/07/la-caiguda-de-roma.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-29T05:00:00.000-07:00
La crisis del Bajo Imperio

Parece que la "crisis" son un conjunto de fenómenos y factores que desencadenan la desintegración de la antigua Sociedad Romana. Responden a causas internas y externas que desatan un proceso de transición del mundo antiguo al mundo medieval (feudalismo).

Las manifestaciones de la crisis las encontramos en diversos ámbitos, como la economía, la Sociedad, la política, las mentalidades ...

El trabajo en la antigua Roma era considerado indigno

Ya desde el siglo III se manifiesta un retroceso importante de la producción esclava. Este tipo de producción resulta rentable mientras el avituallamiento de mano de obra esclava no merme, gracias a las expoliaciones romanas. Pero, cuando el ímpetu expansivo y ladrones romanas dejan de crecer, la mano de obra esclava resulta cada vez más cara.Además, los esclavos, mal pagados, no son muy productivos y tampoco se reproducen adecuadamente en cautiverio.Por otra parte, los pequeños agricultores que todavía hay por todas partes, son el más productivos. Los gobernantes les exprimen obligándoles a pagar fuertes impuestos en especie por sostendré el ejercito de las fronteras. Muchos se arruinan y abandonan los campos, dado las tierras a los poderosos y buscando su protección. La gente libre de las ciudades se convierten en una plebe alimentada y sustentada por el dinero del Imperio, aunque un gran número de artesanos y jornaleros huyen de la ciudad y malviven vagabundeando por los caminos y el agro del Imperio, engrosando los movimientos de protesta social conocidos como bagaudes , un "ejército" sin disciplina ni leyes formado por esclavos huidos, bandoleros y campesinos sin tierra que se rebelan contra el poder establecido.

Detalle de un mosaico de Conimbriga, Portugal. Parece una representación de un vagabundo que recorría las vías romanas. Fuente: ArteHistoria .

Este retroceso de la producción en general (esclavos y campesinos libres), disminuye el excedente de alimentos y otras mercancías. Al mismo tiempo, las invasiones bárbaras aumentan la inseguridad del Imperio. Se extiende el colonato , sistema en el que los pequeños propietarios de condición jurídica libre renuncian a su condición, aceptando la tutela y protección de los señores poderosos, entregando sus tierras a cambio de refugio para su familia. Aumenta la autonomía de los grandes generales y de los ricos, los que pagan tarde o no pagan impuestos al Imperio. Las ciudades se cierran dentro de las murallas; aumenta el autoconsumo y la autarquía.

Desde el punto de la relaciones sociales se observa un aumento de la bipolarización social, un claro aumento de la riqueza del orden senatorial ( "clarísima") que concentra cada vez más tierras y más poder jurídico. Paralelamente, aumenta el número de la plebe empobrecida que se refugia en las ciudades -sobre todo Roma- donde es alimentada con cargo a los presupuestos del Imperio. Una minoría de " honestiores " (etimológicamente significa los más honestos, los más honrados ... pero, en realidad, eran los mas lladrons) y "potentes" goza de toda la riqueza, mientras la mayoría, formada por humiliores sobreviven en la miseria y la explotación. Etimológicamente " humiliores " significa los más humildes, los más pobres. El humiliores es el que se encuentra rebajado en tierra (ad humun).Humillar es rebajar porque se supone que la tierra es el más bajo (ínfimo) que hay en el mundo.

Fragmento de un fresco de la antigua roma llamada "Bodas Aldobrandini"

La población libre -camperols, jornaleros, artesanos, pobres y sin terrestres, así como el clero inferior, constituían la categoría de los humiliores (o inferiores). Por encima estaban los honestiores y por debajo sólo estaban los esclavos : el idoneus o doméstico y el vilior o rústico.

La reorganización fiscal iniciada por Constantino resultó perjudicial para la mayoría del pueblo romano. El emperador encargó a los prefectos del pretorio ( praefecti praetorio ) el cobro de un nuevo impuesto llamado anonna , con el objeto de contribuir al sostenimiento de las numerosas tropas de limitanei surgidas de la reforma militar. El incremento de la presión fiscal hizo que los más desfavorecidos huyeron de las ciudades para no pagar el impuesto, convirtiéndose en proscritos o en facinerosos que engrosaron el movimiento de protesta social más extendido del Bajo Imperio: la bagauda . Las grietas sociales de un impuesto pensado para defender el Imperio de la amenaza exterior, contribuyó también, sin duda, a que el impacto de las migraciones de los pueblos bárbaros fuera mayor de lo que en realidad fue. 




Composición de una legión romana

En la actualidad, todos los expertos concuerdan en señalar estas transformaciones sociales como factores desencadenantes (si se quiere, antecedentes) del nuevo sistema de organización social que triunfaría en la época historiográfica inmediatamente posterior: el feudalismo. La concesión de lotes de tierra a limitanei , la heredabilidad de estas concesiones y, especialmente, el incremento de los vínculos de dependencia personal propiciados por la extensión del pago de la anonna , fueron los soportes de origen latino para que el sistema feudal encontrara el camino abonado para su establecimiento.

Limitanei del siglo IV

Con el paso del tiempo, estos soportes de origen latino se mezclarían con las estructuras de dependencia militar personal de origen bárbaro, el famoso comitatus , como la llamaban las fuentes latinas. Pero para que todos los elementos aglutinantes del feudalismo se encontraran, debía producirse el acontecimiento fundamental: la desaparición de un fuerte poder central, el Imperio Romano, que ayudara a la dispersión de estos vínculos personales como única forma de asegurar la convivencia pacífica. Por este motivo, la caída del yugo latino comenzó a fraguarse desde el mismo momento en que un nómada y belicoso pueblo estepario irrumpir en los márgenes del Danubio para reventar el precario equilibrio logrado por los últimos emperadores de la ciudad del Tíber. Naturalmente, se trata de la entrada en escena de los hunos.

Expansión del Imperio Romano (fuente: Ed. Santillana)

El pueblos hermanos, estibados por los hunos, se establecieron en el Occidente europeo mediante un sistema de pactos que aumentaron las tierras del antiguo Imperio y, al mismo tiempo, los hermanos se convirtieron en elementos esenciales para la defensa del limas .

También trataremos de resumir las características comunes de estos pueblos bárbaros y los rasgos principales de su evolución, reino por reino. Pero, antes estudiaremos un artículo muy interesante de Rebelión titulado Civilización, barbarismo y la visión marxista de la historia , de Alan Woods . Resumidamente viene a decir.

Actualmente abundan los historiadores que rechazan del marxismo -como si lo hicieran del demonio- y defienden un tipo de historiografía que ven como una serie de eventos desconectados o "accidentes", donde resulta imposible encontrar ninguna ley interna que la cuente. Para ellos, la única fuerza motriz de los acontecimientos históricos es el papel del individuo, los llamados "grandes hombres". Son muchos los que niegan la existencia de las leyes que dominan el desarrollo social humano y sus explicaciones tienen una fuerte carga subjetiva y moralista. "· Sacuden la cabeza ante el espectáculo interminable de violencia sin sentido, de la" inhumanidad del hombre contra el hombre "(y la mujer) y otras cosas por el estilo. En lugar de una visión científica de la historia, tenemos la visión de un sacerdote "(Civilización, barbarismo y la visión marxista de la historia , de Alan Woods . Rebelión ). Pero lo que necesitamos no es un sermón moral, sino una visión racional del cambio histórico. 

Tapiz de Bayeux con naves vikingas.

En el período reciente ha puesto de moda entre algunos círculos intelectuales "de izquierdas" negar la existencia del progreso en la historia. Estas tendencias representan la reacción contra el imperialismo cultural y la "eurocentricitad".Se dice que cualquier cultura humana es igual de válida que cualquier otra del mundo. En este sentido, los intelectuales europeos progresistas piensan que así están "compensando" al resto del mundo por el sistemático pillaje y violación perpetrado contra los pueblos de las antiguas coloniales por nuestros antepasados, saqueo que, por supuesto, continúa en la actualidad aunque con disfraces diferentes. Estos intelectuales se limitan a hacer gestos simbólicos y olvidan la verdadera lucha contra el imperialismo y el capitalismo a escala mundial, la que tan sólo triunfará aplicando el método científico al estudio histórico.

La historia humana no es una línea ininterrumpida hacia el progreso. A lo largo de la línea ascendente, hay otra línea descendente. En la historia ha habido períodos en que, por diferentes razones, la sociedad ha retrocedido, el progreso se ha detenido y la civilización y la cultura se han hundido. Este fue el caso de Europa después de la caída del Imperio Romano.

"Guerreros germánicos" como se muestra en Germania Antiqua de Philipp Cluver (1616)

Recientemente, ha habido una tendencia por parte de algunos académicos a reescribir la historia y presentar a los bárbaros desde una óptica más favorable, comparando el nivel de su civilización con la romana. Esto no es "más científico" o "más objetivo", simplemente es pueril.

Los bárbaros se presentaban como comerciantes pacíficos, mercenarios y colonos, mientras temían a su enemigo.Los comerciantes bárbaros observaban cuidadosamente los puntos fuertes y débiles de las naciones con las que entraban en contacto. Si existían signos de debilidad, a las relaciones comerciales "pacíficas" seguirían las bandas armas en busca de saqueo y conquista. En realidad, el comercio entre las naciones civilizadas y los bárbaros, estaba invariablemente relacionado con la piratería, el espionaje y la guerra.

Marco Aurelio demuestra su clemencia con los bárbaros (siglo II). Museo Capitolino de Roma

Este historiadores "idealistas" defienden que los bárbaros no hicieron invasiones de masas dirigidas por guerreros, sino pequeños grupos de emigrantes pacíficos que buscaban nuevos asentamientos. Esto no es cierto. Los bárbaros buscaban un territorio sobre el que asentarse. Las razones para estos movimientos de masas de los pueblos en el siglo V probablemente son variadas, desde un cambio de clima o la presión de otras tribus bárbaras que venían de Oriente.Con toda probabilidad se trate de una combinación de estos factores y otros. En general, las causas de esta migración de masas se pueden poner bajo el título de accidente histórico.

La primera regla firme que podemos desarrollar es que cuando la cultura de un pueblo invasor está en un nivel más bajo que el pueblo conquistado por él, con el tiempo, será absorbido por la cultura de los conquistados y no viceversa.Se podría responder eso que este proceso ocurrió porque el número de invasores era relativamente pequeño. Pero esto no se sostiene. En primer lugar, porque en estas vastas migraciones participó un gran número de personas, en realidad pueblos enteros. En segundo lugar, hay muchos ejemplos históricos que demuestran lo contrario.


La masacre de Amritsar, también conocida como la masacre del Jallianwala Bagh (el jardín Jallianwala) fue una matanza ocurrida el 13 de abril de 1919, en la que las tropas británicas comandadas por el general Reginald Dyer ametrallaron a una multitud de miles de hombres, mujeres y niños sijs, hinduistas y musulmanes desarmados, que estaban reunidos en el jardín de Jallianwala para el festival de Vaisakhi (Año). Son asesinados unos 1800, y quedan varios miles de heridos. Los habían cerrado en el patio, bloqueando las cinco puertas de ingreso al recinto.

Los mongoles que invadieron la India y establecieron la dinastía Mogul que duró hasta que los británicos conquistaron la India, fueron completamente absorbidos por la forma de vida india que era más avanzada. Exactamente lo mismo ocurrió en China. Sin embargo, cuando los británicos conquistaron la India, no fueron absorbidos por la cultura nativa, sino lo contrario, como explica Marx, destruyeron completamente la vieja sociedad india que había resistido durante miles de años. ¿Cómo fue esto posible? Sólo porque Gran Bretaña era culturalmente superior, un poder que viene determinado por el económico.


Los soldados británicos cometen una brutal ejecución de los soldados cipayos en la rebelión de 1857.

Que quiere decir esto? Los conquistadores europeos despreciaban a los indios, al menos como semi-bárbaros, cosa totalmente falsa. La cultura hindú, bajo el antiguo método asiático de producción, alcanzó niveles prodigiosos en los terrenos del arte, escultura, arquitectura, música y poesía fueron tan brillantes que incluso provocaron la admiración de los representantes más cultos de el Imperio Británico.

Al mismo tiempo, resulta deplorable la forma en que los supuestamente civilizados británicos aplastaron a los indios, con una combinación de engaño, mentiras, asesinatos y masacres. ¿Por qué los británicos no fueron absorbidos por la cultura india como les pasó a los mongoles? Después de todo, en este caso, es verdad que el número de británicos que se asentaron en la India era insignificante comparado con las masas de este vasto subcontinente. Después de doscientos años, fueron los indios los que aprendieron inglés y no viceversa. Hoy, medio siglo después de la salida de los británicos, el inglés es todavía la lengua oficial de la India y permanece como la lengua franca de todos los indios y pakistaníes cultos. Cómo se puede explicar esto? Sólo porque el capitalismo representa un nivel más elevado de desarrollo que el feudalismo o el modo asiático de producción. Este es el factor decisivo. Quejarse de esto, protestar contra el " imperialismo cultural " y otras cosas por el estilo puede tener un cierto valor testimonial al denunciar la conducta verdaderamente bárbara de los imperialistas en general. Pero desde un punto de vista científico estos comentarios no nos llevan muy lejos.

Varios sobrevivientes de la tribu herero en Namibia, masacrada por Alemania a principios del pasado siglo

Abordar la historia humana desde un punto de vista sentimental es peor que inútil. La historia no conoce la moralidad y funciona según diferentes leyes. La tarea de cualquier persona que quiera comprender la historia es en primer lugar dejar de lado todos los elementos moralistas, ya que no existe ninguna moralidad suprahistórica, ninguna "moralidad en general", sino sólo moralidades particulares que pertenecen a períodos históricos particulares y formaciones socioeconómicas definidas y no tienen relevancia fuera de ellas.


Desde un punto de vista científico, por tanto, no tiene sentido comparar los niveles morales de la conducta de los romanos y los bárbaros, los británicos y los indios, los mongoles y los chinos. Las prácticas inhumanas y bárbaras han existido en cada período de la historia, si tomamos una vara de medir para juzgar la raza humana, deberíamos sacar conclusiones muy pesimistas. En realidad, se podría sostener que cuanto mayor es el grado de desarrollo, mayor la capacidad de infligir sufrimiento a un mayor número de personas. La situación del mundo en la primera década del siglo XXI parece confirmar esta sombría valoración de la historia humana.

Los romanos tenían un nivel cultural más alto que los bárbaros y se puede demostrar fácilmente con el siguiente hecho. Aunque los bárbaros lograron conquistar a los romanos, ellos mismos fueron rápidamente absorbidos, e incluso perdieron su propia lengua y acabaron hablando un dialecto del latín. Del mismo modo, los francos, que dieron su nombre a la Francia moderna, eran una tribu germánica que hablaba una lengua relacionada con el alemán moderno. Lo mismo ocurrió con las tribus germánicas que invadieron España e Italia. 

Batalla de Romanos y Bárbaros. Sarcófago de Ludovisi, siglo III dC

Los historiadores idealistas insisten en que no hay culturas superiores e inferiores. Dicen que los bárbaros sabían construir barcos y navegar; que llevaron oficios y talento al Imperio, afirmando que sus técnicas eran inmensas. Basta con mirar algunas de las obras de metal, madera o joyería de este periodo. Pero los romanos sabían construir no sólo barcos, también carreteras, acueductos, ciudades y muchas otras cosas. Estos historiadores pasan por alto el insignificante detalle que estas cosas fueron destruidas o se hundieron por el abandono de los bárbaros, y que esto llevó a desbaratamiento catastrófico del comercio y una profunda caída en el desarrollo de las fuerzas productivas y la cultura que retrocedió mil años atrás.

El barbarismo significa para los marxistas, normalmente, la etapa entre el comunismo primitivo y la primera sociedad de clases, cuando se empezaron a formar las clases y con ellas el estado. El barbarismo es una fase transicional, donde la vieja comuna se encuentra en un estado de decadencia y donde las clases y el estado están en proceso de formación. Como las otras sociedades humanas (incluido el salvajismo , la fase de las sociedades cazadoras y recolectoras basadas en el comunismo primitivo y que realizaron maravillosas obras de arte en las cuevas de Francia y el norte de España), los bárbaros ciertamente tenían cultura, y fueron capaces de producir objetos de arte muy bonitos y sofisticados. Sus técnicas de guerra demuestran que también eran capaces de hazañas extraordinarias de organización y esto se demostró cuando derrotaron a las legiones romanas. Los romanos comenzaron a copiar las mismas tácticas militares que los bárbaros, introdujeron el arco corto perfeccionado por los hunos y otras tribus para disparar desde el caballo.


La destrucción de Varus. La Batalla del bosque de Teutoburgo, también llamada Batalla de la selva de Teutoburgo o Desastre de Varo, fue un enfrentamiento armado que tuvo lugar en zona montañosa cerca de la ciudad alemana de Osnabrück, Baja Sajonia, en el otoño de el año 9 d. C., entre una alianza de pueblos germánicos encabezada por queruscos y su caudillo Armenio, y un ejército romano mandado por Publio Quintilio Varo, gobernador de la provincia de Germania Magna, que entonces se extendía hasta el Elba.

El período del barbarismo representa una parte muy larga de la historia humana, y se caracterizó por la transición del modo de producción basada en la caza y la recolección , el pastoreo y la agricultura , es decir, del salvajismo paleolítico , pasando por el barbarismo neolítico, el barbarismo más elevado de la Edad de Bronce, que permanece como el umbral de la civilización.

Aquí está el embrión de donde crecieron las aldeas y las ciudades, la escritura, la industria y todo lo demás que sirve de base para lo que llamamos civilización. Las raíces de la civilización se encuentran precisamente en el barbarismo, y aún más, en la esclavitud. El desarrollo del barbarismo llevó a la esclavitud o al que Marx llamó la manera asiática de producción .

Karl Marx (1818-1883)

Friedrich Engels (1820-1895)

Mientras que no negamos la existencia de la cultura bárbara, los marxistas no dudamos en afirmar que esta última fue históricamente sustituida por las culturas de Egipto, Grecia y Roma que crecieron a partir del barbarismo, lo superaron y sustituir. Negar este hecho sería obviar la realidad.


http://pladelafont.blogspot.pe/2013/07/la-crisi-del-baix-imperi.html


Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-28T10:13:00.002-07:00
La decadencia romana

Amià Marcelino en sus Historias ya percibía la decadencia de Roma y la atribuía a la desidia de sus gobernantes, el hedonismo de su población ya la presencia en sus fronteras ya su ejército de numerosos pueblos bárbaro. Su diagnóstico acertado ya apuntaba en una doble dirección: la descomposición interna y el peligro exteriores, haciendo buena la sentencia de que no se puede conquistar un gran Imperio si antes éste no se destruye a sí mismo (Donado J-Echevarría, A. 2011, p. 35).

El Imperio romano. Fuente: La Historia con mapas

Ya hemos visto cómo en el siglo III, ante la crisis imparable, los emperadores romanos intento frenarla con reformas, sin embargo, una fiscalidad pesada ahoga cada vez más al pueblo. Los ricos pagan los impuestos tarde o no los pagan. Ante la caída del poder estatal, los grandes propietarios suplantan al Estado en sus dominios senatoriales;además, día a día controlan un poco más la vida social y económica. El pueblo, cada vez más empobrecido, se acoge a la protección de los poderoso para escapar del fisco y buscar defensa contra los ataques bárbaros. En todas partes la sociedad se jerarquiza, el hijo sucediera al padre, tanto en las magistraturas como en el campo. Los colonos son adscritos a la tierra y corren la misma suerte. En todas partes se establece un régimen de castas que nos acerca a los tiempos medievales.

Una villa romana. Fuente: Departamento de Latin

La sociedad se ruralizado y las ciudades pierden importancia. Por todas partes asistimos a un creciente empobrecimiento, aunque este es más perceptible en Occidente que en Oriente. Sin embargo, la unidad monetaria se mantiene por la creación del solidus de oro (Costantí) que sería adoptado también por las monarquías germánicas. 

Solidus de Constantino

Diocleciano y Constantino

Diocleciano intentó solucionar las dificultades que conlleva regir un imperio tan vasto, que se extendía desde el norte de África hasta Gran Bretaña, desde Hispania hasta el Éufrates, creando la figura de Augusto para auxiliarlo, en la que poco después añadía la de dos césares . El abandono de Roma como residencia del emperador fue otro de los síntomas de la crisis que atenazaba el Imperio. Constantiniano con la fundación de Constantinopla y el traslado de las principales magistraturas del Imperio en esta ciudad, contribuyó, todavía más, al hundimiento de la parte occidental del Imperio. Todos estos hechos, hábilmente aprovechados por los Papas, como veremos más adelante, contribuyeron a afianzar su poder y su prestigio. En el 395, a la muerte de Teodosio , el imperio se divide definitivamente: Oriente bajo la gobernación de arcadas y y Occidente de su hermano Honorio .
Teodosio, Honorio y Arcadio 


Aparentemente nos encontramos ante una estructura majestuosa e impresionante, donde el emperador es un monarca absoluto y su corte causa admiración. Desde el 392 el cristianismo es la religión oficial del Imperio. La Iglesia adquiere día a día un papel fundamental en la vida del mismo, mientras que la antigua religión oficialmente sólo se mantiene en las zonas rurales ( pagus ). Su estructura administrativa será un calco de la del Estado y, poco a poco, la irá sustituyendo en aquellos lugares en los que su acción va declinando. En el siglo V los cristianos son mayoría en el Imperio y los emperadores tienen en su religión un factor de cohesión del mismo, aunque, muchas veces, serán víctimas de sus disputas teológicas y deberán adherirse a una determinada facción, enfrentándose -se los contrarios.

Interior de la basílica de los Santos Nereo y Aquiles. Iglesia de Roma del siglo IV. Fuente: Kalipedia

Cuando se produzca el desastre de Adrianópolis (378) o el saqueo de Roma por Alarico (410), serán varios los autores que atribuyan el origen de estos males a la difusión del cristianismo y el abandono de la religión tradicional.La Batalla de Adrianópolis fue un enfrentamiento armado que se libró en las llanuras al noroeste de la ciudad romana de Adrianópolis (actual Edirne, en la Turquía europea). En ella se enfrentaron las fuerzas de Fritigerno , ninguno de los visigodos, y el ejército del Imperio Romano de Oriente comandado por el propio emperador Valente I , que murió en la batalla y el ejército fue aniquilado. Fue la mayor derrota romana desde la batalla de Arausio y el último combate en el que los romanos emplearon sus clásicas legiones, ya que a partir de entonces comenzaron las batallas a poner más énfasis en la caballería y las pequeñas divisiones armadas, como los c omitatenses . La interpretación de San Agustín que Roma fue grande mientras cultivar las virtudes morales que le hicieron magna en épocas pasadas y que sus pecados actuales le habían ha llevado la cólera divina, impregnó toda la historiografía medieval y abrió camino a un tipo de historia desconocido hasta entonces por los romanos, en el que Dios se mete en la vida de los hombres y en el que las victorias o derrotas son el resultado del comportamiento moral de los hombres.

Fuente: Wikipedia

Sólido romano con la efigie del emperador Valente. Fuente: Wikipedia

Ilustración del libro de San Agustín, La Cité de Dieu (Vol I), traducía del latín por Raoul de Presles. Representa el saqueo de Roma por Alarico (con sombrero negro). El iluminador es el Maître François (c. 1475, París)

La iglesia podía contribuir a reforzar el Imperio, como pensar Constantino y sus sucesores; el ejército, por el contrario, podía contribuir a debilitarlo. En los primeros siglos del ejército imperial estaba compuesto fundamentalmente por soldados romanos, provenientes de todo el Imperio, pero desde la época de Constantino y especialmente, de Teodosio , se van integrando elementos bárbaros, debido a la extensión del limas y al hecho de que los romanos podían liberarse del servicio militar mediante el pago de un rescate metálico. Esta solución era bien vista por los emperadores que la apoyaron sin reserva, ya que esto les permitía contratar directamente las tropas que les interesaban, en los lugares donde se necesitaban. Teodosio favoreció la presencia masiva de bárbaros en sus ejércitos, en calidad de foederati . Los elementos más destacados alcanzaron las más altas magistraturas militares (Estilicón y Aecio) interviniendo y condicionando muchas veces la política y la sucesión al trono. Se calcula que, en el momento de las invasiones, el ejército romano estaba compuesto por unos 200.000 efectivos repartidos por todo el limes. Francos, vasos, burgundios, sàrmates ... todos menos romanos. Roma, sin darse cuenta, había puesto su suerte a manos de sus invasores.

Flavio Estilicón con su esposa Flavia Serena y su hijo Euqueri.

FUENTES.

Arce, J., La frontera (anno dominio 363), Madrid, 1995.

Bloch, M., Sur las grandes invasiones, quelques positions de problemas, "Revue de Synthese", LX (1940-1945).

García Moreno, L., Las claves de los pueblos germánicos, 500 aC-711, Barcelona, ​​1992.

Musset, L., las invasiones. las oleadas germánicas, Barcelona: Labor, 1967.

http://pladelafont.blogspot.pe/2013/07/la-crisi-del-baix-imperi.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-28T05:00:00.000-07:00
Crisis del siglo III

La crisis del siglo III hace referencia a un período histórico del Imperio romano, de cincuenta años de duración, comprendido entre la muerte del emperador Alejandro Severo, en el año 235, y el acceso al trono del Imperio por parte de Diocleciano en el año 284.

Se producen fuertes presiones de los pueblos exteriores al Imperio y una fuerte crisis política, económica y social en el interior del Imperio. Tanto en Italia como en las provincias irán surgiendo poderes efímeros sin fundamento legal, mientras que la vida económica se verá marcada por la incertidumbre de la producción, la dificultad de los transportes, la ruina de la moneda, etc.

Comida extravagante, fresco de Herculano

De este período se han diferenciado dos subperíodos:

1. Anarquía militar (235-268), ausencia de una autoridad, los soldados de los ejércitos fronterizos, de los limes imperiales, designan y eliminan emperadores a su voluntad. El descontrol es tal que varias provincias de occidente y oriente se escinden para formar elImperio Galo y el Imperio de Palmira respectivamente, en un intento de hacer frente con sus propios medios a los peligros exteriores que amenazan el Imperio.

Ruínas de Palmira

2. Emperadores ilirios (268-284). Tras los años anteriores de anarquía militar, en que la seguridad y la unidad del imperio se habían visto gravemente comprometida, diferentes emperadores de origen ilírico y danubiano lograron reunificar el Imperio y sentar las bases para restablecer la situación. Con el nombramiento de Diocleciano y el establecimiento primero de la Diarquía y después de la Tetrarquía, se da por superada la crisis del siglo III.

Ruinas del anfiteatro de Pula (Croacia)

Los problemas empezaron en el año 235, cuando el emperador Alejandro Severo fue asesinado por sus soldados a la edad de 27 años después de que las legiones romanas fueran derrotadas en la campaña contra la Persia sasánida.

Entonces comenzaron los generales a pelearse por el control del Imperio y se descuidaron las fronteras que sufrieron frecuentes incursiones por parte de godos, vándalos y alamanes por el norte, así como de los sasánidas en el este.

El año 258 el Imperio se dividió en tres estados separados que competían entre sí. Las provincias romanas de Galia, Britania e Hispania, por inspiración de sus guarniciones militares, se separaron para formar el efímero Imperio Galo, y dos años más tarde, en el año 260, las provincias orientales de Siria, Palestina y Egipto se independizaron tomando el nombre deImperio de Palmira, con respaldo sasánida), dejando en el centro al Imperio romanopropiamente dicho que estaba basado en Italia, los Balcanes, Asia Menor y las provincias leales del norte de África.


1. Fraccionamiento del Imperio Romano el año 271.

El año 268 una gran hueste de godos invadió el Imperio, pero fueron derrotados en la batalla de Naissus en 268. El poder romano cae en manos de una serie de enérgicos y duros emperadores-soldados. Las victorias del emperador Claudio II el Gótico durante los dos años siguientes hicieron retroceder a los alamanes y recuperaron Hispania del Imperio Gálico. Cuando Claudio murió en el año 270 de la peste, el prestigioso general Aureliano, que había comandado la caballería en Naissus, le sucedió como emperador y continuó la restauración del Imperio.


Aureliano, personificación del Sol, derrota al Imperio de Palmira, y celebra en el reverso ORIENS AVG, el Sol Naciente Augusto.

El reinado de Aureliano (270-275) supuso un período de crisis, con reiterados ataques de vándalos, visigodos, palmirenos (véase Zenobia), persas… derrotándolos a todos. Al final del año 274 el Imperio romano fue reunificado del todo, y las tropas fronterizas volvieron a sus puestos. Más de un siglo transcurriría antes de que Roma perdiera otra vez el control sobre las amenazas externas.

La reina Zenobia ante el emperador Aureliano, de Giovanni Battista Tiepolo (1696–1770). Museo del Prado, Madrid

El Imperio se debilitó como consecuencia de las guerras internas y de las invasiones. Docenas de ciudades antiguamente prósperas, especialmente en el oeste del imperio, resultaron arruinadas tras las guerras, sus poblaciones se dispersaron y, debido al colapso del sistema económico, la mayoría no pudieron ser reconstruidas. Las otras principales ciudades, incluyendo la propia Roma, se encontraron rodeadas de gruesos muros defensivos que no habían necesitado durante muchos siglos.


Murallas de Ávila

Otro problema fue la cuestión de la herencia del gobierno imperial, pues el derecho de sucesión nunca había sido definido claramente en el Imperio romano y se había permitido legalmente una gran flexibilidad para que los emperadores pudieran adoptar personas adultas que heredarían supuestamente su poder, lo que condujo a continuas guerras civiles al proponer distintas facciones sus candidatos favoritos a emperador.

Una dificultad final era el tamaño inmenso del imperio, así como la disminución de una burocracia ágil y eficaz en las provincias, lo que impedía que los gobernantes pudiesen hacer frente a amenazas múltiples.

Reconstrucción de Roma

2. El Dominado (284-305)

A comienzos del siglo IV el emperador Diocleciano hizo una serie de reformas, en la etapa conocida como el Dominado (284-305) que permitieron al Imperio sobrevivir durante más de cien años en el oeste (aunque sin recobrar su antiguo esplendor), y más de mil en el este. Diocleciano convirtió al Estado romano en una pesada y costosa maquinaria que contribuyó a la decadencia de las formas de vida urbana, especialmente en Occidente.

Diocleciano (244-311)

Los puestos de gobierno municipal, que antes eran honores ávidamente buscados, se convirtieron en cargas hereditarias, principio que también se extendió a los oficios artesanales. Las clases altas (nobilissimus, clarissimus, splendissimus) dejaron de encontrar estimulante el ejercicio de la política urbana, cada vez más onerosa, y optaron por retirarse a sus villas rurales, cada vez más convertidas en latifundios autosuficientes cuya conexión con el comercio a larga distancia se fue enrareciendo. Así, pues, se agravaba la tendencia a la feudalización que se fue intensificando durante los siguientes siglos, el periodo denominado Antigüedad Tardía , un período en el que el estado de las comunicaciones y el bandidaje, hizo que cada vez resultaran más incontrolables las jurisdicciones imperiales.

http://www.lavelletaverda.com/2013/07/crisis-del-siglo-iii.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-27T05:00:00.000-07:00
La Antigüedad tardía (476-711)

Algunos utilizan esta calificación para referirse al periodo de transición entre la Edad Antigua y la Edad Media. Cronológicamente cubriría el periodo que va desde la crisis del siglo III, que marca el comienzo de la descomposición de la Antigüedad clásica, hasta la expansión musulmana y la constitución del Imperio carolingio (finales del siglo VIII), procesos que representaron el asentamiento definitivo del mundo medieval.

Henri Pirenne (Mahoma y Carlomagno) puede considerarse el creador del concepto de Antigüedad Tardía, según él, la caracterización definitiva de lo medieval se encuentra en la aparición del Imperio de Carlomagno y la llegada del Islam a Europa; y los procesos que acarrearon: la ruptura de la unidad de la cuenca del Mediterráneo (en lo económico y en lo ideológico, una verdadera frontera de civilizaciones) y el cierre en sí misma de Europa Occidental o Cristiandad latina, previamente separada de la Cristiandad oriental del Imperio bizantino.

Henri Pirenne, Mahoma y Carlomagno

Para los historiadores materialistas (Perry Anderson, Transiciones de la Antigüedad al Feudalismo), el periodo de la Antigüedad tardía coincidiría con la transición del modo de producción esclavista al modo de producción feudal.


La Antigüedad tardía es un amplio periodo de transición en todos los ámbitos: en lo económico para la transición entre el modo de producción esclavista y el modo de producción feudal; en lo social, para la desaparición del concepto de ciudadanía romana y la definición de los estamentos medievales, en lo político para la descomposición de las estructuras centralizadas del Imperio romano que dio paso a una dispersión del poder; y en lo ideológico y cultural para la absorción y sustitución de la cultura clásica por las teocéntricas culturas cristiana o islámica (cada una en su espacio).



Rómulo Augústulo renuncia a su corona ante Odoacro. Grabado de Charlotte Mary Yonge (1823-1901)

De forma convencional se acepta que el inicio de la Edad Media comienza el año 476, con la caída del Imperio romano de Occidente cuando Rómulo Augústulo es depuesto por los hérulos del rey Odoacro en la ciudad de Roma.

Tremisis de Rómulo Augusto (31 de octubre de 475–4 de septiembre de 476)

Podemos considerar que ese proceso empieza con la crisis del siglo III, vinculada a los problemas de reproducción inherentes al modo de producción esclavista, que necesitaba una expansión imperial continua que ya no se producía tras la fijación del limes romano. Posiblemente también confluyeran factores climáticos para la sucesión de malas cosechas y epidemias; y de un modo mucho más evidente las primeras invasiones germánicas y sublevaciones campesinas (bagaudas), en un periodo en que se suceden muchos breves y trágicos mandatos imperiales.

Desde Caracalla la ciudadanía romana estaba extendida a todos los hombres libres del Imperio, muestra de que tal condición, antes tan codiciada, había dejado de ser atractiva. El Bajo Imperio adquiere un aspecto cada vez más medieval desde principios del siglo IV con las reformas de Diocleciano que acentuaran las diferencias sociales. Se difumina la diferencia entre los esclavos, cada vez más escasos, y los colonos, campesinos libres, pero sujetos a condiciones cada vez mayores de servidumbre, pierden la libertad de cambiar de domicilio, teniendo que trabajar siempre la misma tierra; herencia obligatoria de cargos públicos -antes disputados en reñidas elecciones- y oficios artesanales, sometidos a colegiación -precedente de los gremios-, todo para evitar la evasión fiscal y la despoblación de las ciudades, cuyo papel de centro de consumo y de comercio y de articulación de las zonas rurales cada vez es menos importante; los poseedores de tierra se aristocratizan, a la vez que se ruralizan, avanzando hacia el feudalismo, sobre todo en Occidente, que queda desvinculado de Oriente con la partición del Imperio.


Villa romana de Sant Boi. Fuente: Arqueólogos

Tras los cambios económicos y estructurales se producen los cambios de superestructura. El hombre sufre y tiene la sensación de que ha llegado al final de un ciclo, al final del mundo, sufrimiento que se ve aliviado por religiones providencialistas como el cristianismo, que prometen una vida feliz en al más allá. Implantación del cristianismo como nueva religión oficial por el Edicto de Tesalónica de Teodosio I el Grande (380) precedido por el Edicto de Milán (313) con el que Constantino I el Grande recompensó a los cristianos por su supuesta ayuda en la Batalla del Puente Milvio (312), un puente de piedra que atravesaba el Tíber conectando la Vía Flaminia con la capital imperial.

Constantino presidiendo el Primer Concilio de Nicea (325)

El sistema de gobierno impuesto por Diocleciano –la Tetrarquía- (forma de gobierno en la que el poder lo ejercen cuatro personas conocidas como tetrarcas) acabó cuando este emperador y Maximiano renunciaron al poder y los administradores provinciales comenzaron a disputarse el control del Imperio, para lo que necesitaban un líder joven y fuerte para restablecer el orden. Gobernaba entonces el débil Constancio Cloro, del que era pariente Constantino. Cuando Constancio murió, el 25 de julio de 306, sus tropas proclamaron Augusto a Constantino en Eboracum (York), mientras que en Roma, el favorito a la sucesión era el heredero de Maximiano, llamado Majencio. 

Giulio Romano, Battaglia di Ponte Milvio. Fresco de la sala de Constantino, El Vaticano.

Majencio ordenó levantar su campamento en frente del Puente Milvio, estratégico e inexpugnable camino de acceso a Roma. Allí acudió Constantino y, mientras preparaba la batalla, tuvo una visión nocturna que lo llevó a combatir bajo la protección del Dios cristiano. La descripción de esta visión varía en función de la fuente que la relate. Algunos aseguran que esta visión consistía en la aparición de la señal de la cruz acompañada por una voz que le decía a Constantino «en este signo, conquistarás» en griego. Lactancio afirma que la visión le dijo que debía «delinear la marca celestial en los escudos de sus soldados». El futuro emperador obedeció y marcó los escudos con el símbolo de Cristo; Lactancio describe este signo como un «staurogram», una cruz latina con su extremo superior redondeado en forma de P. A pesar de ello, no existen pruebas de que Constantino utilizara alguna vez el staurogram; de hecho, ciertos historiadores defienden que empleó la famosa chi-rho, letras iniciales griegas X y P (Ji y Ro) del nombre en griego de Cristo (χριστóς).

Fragmento de Giulio Romano, Battaglia di Ponte Milvio. Fresco de la sala de Constantino, El Vaticano.


Cruz chi-rho y la staurgram

Eusebio en su "Vida de Constantino" cuenta que Constantino y sus hombres se encontraban marchando cuando el emperador levantó la vista y observó que, por encima del Sol, se alzaba una cruz luminosa con estas palabras: «Εν Τούτῳ Νίκα», cuya traducción al latín es “in hoc signo vinces” - «en este signo, vencerás». En ese momento Constantino no tenía claro cuál era el mensaje que trataba de transmitirle esta revelación, no obstante, esa noche soñó con Cristo, que le decía que debía emplear ese signo contra sus adversarios. En este relato Eusebio describe el lábaro, el estandarte militar que usó Constantino durante el conflicto que le enfrentó a Licinio.

El lábaro de Constantino

Este símbolo no estaba destinado a representar a Cristo, ya que no existen evidencias que prueben que el chi-rho era considerado una marca cristiana antes del reinado de Constantino. Se cree que los griegos usaron ya un estandarte de una figura parecida al lábaro, el vexillum, un estandarte en forma de cruz que servía para sostener una tela o bandera con inscripciones. El lábaro fue utilizado desde la época del Emperador Adriano, siglo II. Este símbolo lo utilizó Constantino por primera vez en una moneda de oro (c. 315), lo que viene a demostrar que Constantino había empezado a emplearlo por esta época, aunque no de una forma destacada. Sólo hizo un uso extensivo del chi-rho y del lábaro durante el conflicto con Licinio.


Vexillum de una legión romana

Moneda del emperador Constantino I

Centenionalis a nombre del emperador Constante

Maiorina a nombre de Majencio


Lábaro en el díptico consular de Probo

También el Sol Invictus -el Sol Invicto- era empleado frecuentemente en el labrado de monedas y monumentos constantinianos años después de esta victoria. La visión de Constantino ha sido interpretada como un fenómeno meteorológico (p. e. un halo) que podría haber sido modificada con el fin de encajar con las creencias de los seguidores cristianos del emperador.

Moneda de Constantino, con una representación del Sol Invictus y la inscripción SOLI INVICTO COMITI, c. 315. Fuente: Wikipedia

La curia romana también falsificó el documento conocido como Donación de Constantino (Latín: Donatio Constantini) un decreto imperial apócrifo atribuido a Constantino I según el cual, al tiempo que se reconocía como soberano al Papa Silvestre I, se le donaba la ciudad de Roma, las provincias de Italia y todo el resto del Imperio romano de Occidente, creándose así el llamado Patrimonio de San Pedro.

La autenticidad del documento era puesta en duda ya durante la Edad Media, pero el humanista Lorenzo Valla pudo demostrar fehacientemente en 1440 que se trataba de un fraude de la curia romana, ya que mediante el análisis lingüístico del texto no podía estar fechado alrededor del año 300, como pretendía la Iglesia. El análisis lingüístico del texto incorporaba giros idiomáticos y palabras que no existían en el latín de los años finales del Imperio Romano. Inclusive el texto mostraba la palabra "feudo" que era un concepto desconocido en Europa a inicios del siglo IV, por lo cual la fecha de redacción de la "Donación" debía ser forzosamente posterior. Pocos años antes, el cardenal y humanista Nicolás de Cusa también había planteado que el documento era una falsificación.

Un fresco del siglo XIII. El Papa Silvestre I y Constantino I. Fuente: Wikipedia

A continuación veremos resumidos la serie de hechos catastróficos que afectaron al Imperio romano. Seguramente su concatenación supusieron un duro golpe para acelerar su caída, sin embargo, la causa última está en las contradicciones internas del modo de producción esclavista.

-Sucesivos saqueos de Roma por los godos de Alarico I en el 410, por los vándalos en el 455, por las propias tropas imperiales de Ricimero en 472 y por los ostrogodos en 546.

-La pavorosa irrupción de los hunos de Atila (450-452), con la Batalla de los Campos Cataláunicos y la extraña entrevista de Atila con el papa León I el Magno que acaeció en el río Mincio, cerca de Mantua, y logró la retirada de los hunos.. No sabemos qué le dijo. Algunos, como Prisco, cuentan que Atila fue presa de un temor supersticioso: temía sufrir el mismo destino de Alarico, que murió poco después del saqueo de Roma en el 410. Próspero de Aquitania afirma que el papa León con su elocuencia, ayudado por las apariciones de San Pedro y San Pablo, le convenció para que se retirara de la ciudad.

El encuentro de León Magno con Atila. Rafael Sanzio, 1513- 1514. Museos Vaticanos, Roma, Ciudad del Vaticano. San Pedro y San Pablo aparecen flotando en el cielo.

Para algunos historiadores, puede que las epidemias y hambrunas que coincidieron con la invasión de Atila debilitaran su ejército, o que las tropas que Marciano envió al Danubio le forzaran a regresar, o quizá ambas cosas.

- El derrocamiento de Rómulo Augústulo (último emperador romano de Occidente), por Odoacro el jefe de los hérulos en 476.

http://www.lavelletaverda.com/2013/07/la-antiguedad-tardia-476-711.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-26T05:00:00.000-07:00
Hiperinflación romana

Internamente el Imperio sufrió una hiperinflación causada por años de devaluación de la moneda. Esto había comenzado anteriormente, bajo los emperadores Severos, quienes aumentaron el tamaño del ejército en un 25% y duplicaron la paga básica de los soldados. Al acceder al poder, los emperadores con reinados cortos necesitaban obtener dinero rápidamente para pagar el "bono de accesión" del ejército (prácticamente una recompensa para los soldados que habían apoyado al nuevo emperador), mientras que otros directamente pagaban sobornos a los cuerpos de tropa para que mantuvieran fidelidad al nuevo régimen.

Desde el asesinato de Sejano bajo el reinado de Tiberio el año 31 D.C. se había pagado sumas de dinero (el llamado donativium) a los miembros de la Guardia Pretoriana como "recompensa" a su lealtad, pero este sistema había degenerado en una abierta corrupción de estas tropas.

Guardia Pretoriana

Lucio Elio Sejano (20-31 a. C) fue un militar romano, amigo y confidente del segundo emperador Tiberio. Subió al poder a través de la guardia imperial, conocida como la Guardia Pretoriana, de la que fue Prefecto hasta su muerte. Sejano reformó la Guardia Pretoriana, pasando de ser un simple grupo de guardaespaldas del emperador, a una poderosa rama gubernamental con gran influencia que participaba en la administración civil y en la seguridad pública. Sejano acumuló gradualmente poder político, consolidando la influencia que ejercía sobre Tiberio y eliminando a sus adversarios políticos, entre ellos el hijo del emperador, JulioCésar Druso. Cuando Tiberio se retiró a la Isla de Capri en 26, Sejano quedó en posesión de toda la administración y actuaba como gobernante de facto. El Prefecto se convirtió en uno de los hombres más poderosos y temidos de la ciudad, pero su carrera terminó en el año 31, año de su elección consular, cuando él y sus seguidores fueron ejecutados debido a la existencia de sospechas de que conspiraban contra Tiberio.

Tiberio Julio César Augusto, nacido con el nombre de Tiberio Claudio Nerón (42 a.C–37 d.C) Julio César Druso, hijo de Tiberio y enemigo de Sejano.



Después de que el Senado emitiera un Damnatio memoriae sobre Sejano, todos los recuerdos del pretoriano fueron eliminados. Moneda con la inscripción Lucius Aelius Sejanus.

La degeneración de la Guardia Pretoriana llegó al extremo de que mataran al emperadorPertinax el año 193 D.C. y, prácticamente, vendieran el cargo imperial al procónsul Didio Juliano a cambio de 6.250 denarios de plata para cada miembro de la Guardia Pretoriana. Tal costumbre de pagar sobornos a cambio de lealtad se generalizó pronto a las legiones del ejército regular romano.

Publio Helvio Pertinax (126-193)

Didio Juliano

Pertinax fue emperador durante el breve periodo comprendido entre el asesinato del emperador Cómodo, cometido el 31 de diciembre de 192, y la muerte del propio Pertinax, producida el 28 de marzo de 193. Se conoce poco de su reinado, que duró sólo 86 días. Tras su muerte, se convirtió en el primer emperador del tumultuoso Año de los Cinco Emperadores(Pertinax, Didio Juliano, Pescenio Niger, Clodio Albino y Septimio Severo).

Fue sucedido por Didio Juliano, cuyo reinado fue igualmente corto. Otros tres prominentes romanos retaron a Juliano: Pescenio Níger, gobernador de Asia Menor, fue proclamado por sus soldados y lo reconocieron en Siria, Asia y Egipto. Clodio Albino lo era de Britania, ySeptimio Severo comandaba las legiones de Panonia cuando éstas lo proclamaron emperador. Severo marchó sobre Roma para eliminar a Juliano y efectivamente le decapitó el 1 de junio de 193; retiró del poder a la Guardia Pretoriana y ejecutó a los soldados que habían matado a Pertinax. Consolidando su poder, se enfrentó a Pescenio en Cicico y Nicea en 193 y finalmente lo derrotó en Issos en 194. Clodio Albino inicialmente apoyó a Severo creyendo que sería su sucesor, de hecho éste le nombró César. Cuando se dio cuenta de que éste tenía otras intenciones, personificadas en el acceso al trono de Caracalla, se autoproclamó emperador en 195, aunque fue vencido por Severo en Lugdunum (Lyon) el 19 de febrero de 197.

Busto de Pescenio Níger y Clodio Albino

Lucio Septimio Severo (146–211) fue emperador del Imperio romano hasta el 211, con el nombre oficial de Lucius Septimius Severus Pius Pertinax Augustus. Fue el primer emperador romano de origen norteafricano (madre romana, padre púnico-bereber) en alcanzar el trono, y el fundador de la Dinastía de los Severos que continuarían sus hijos, Caracalla y Geta (herencia compartida del trono el 211), y otros familiares; poco después de la muerte de su padre el hijo menor (Geta) fue asesinado por su hermano Caracalla, se supone que Caracalla se adelantó de esta manera a un levantamiento de Geta con sus partidarios, como lo demuestra el hecho de que, luego de la muerte de Geta, fueron ejecutados también unos 20.000 testigos de su implicación en el asesinato.

Septimio Severo. Busto en alabastro de Septimio Severo. Museos Capitolinos, Roma.

El Estado romano dependía de los impuestos, pero éstos eran difíciles de cobrar en un imperio tan vasto y de hecho su recaudación era un proceso lento y complejo. Por tanto la forma más fácil en que un emperador podía recaudar dinero era simplemente reducir la cantidad de plata o de oro en las monedas y acuñar éstas con metales más baratos. En tiempos de Augusto, la proporción había sido la siguiente: 1 libra de oro = 40 áureos de oro = 1000 denarios = 4000 sestercios.

Algunos tipos de áureos de oro. Fuente: coleccionescaballero

Denarios de plata. Fuente: coleccionescaballero

No obstante, el año 215 el emperador Caracalla cambió la proporción ordenando que de cada libra de oro se extrajeran 50 monedas, lo cual implicaba reducir en 20% la proporción de oro y por consiguiente devaluar la moneda. La alteración de la moneda tuvo el efecto previsible de causar una inflación desbocada: la población empezó a atesorar los denarios que aún no habían sido devaluados, mientras que la moneda devaluada se desacreditó rápidamente, como el antoniniano de Caracalla.


Nacido como Lucius Septimius Bassianus (188–217), Caracalla fue un emperador romano de la dinastía de los Severos, con el nombre oficial de Marcus Aurelius Severus Antoninus Augustus. El sobrenombre de «Caracalla» hace referencia a una capa larga de origen galo cuyo uso introdujo en Roma; aunque dicho sobrenombre nunca se utilizó oficialmente, es por el que se le conoce en toda la historiografía.

Desde fines del siglo II y a partir del reinado de Caracalla las monedas de metales preciosos desaparecieron y sólo circulaban sestercios de latón. Por este motivo, era mejor cobrar impuestos en especie. Los valores nominales del dinero continuaron figurando en las monedas de oro y plata, pero la moneda de plata, el denario, fue reducido de su peso en plata, sustituyéndolo por cobre o bronce, perdiendo su antiguo poder adquisitivo.

Algunos ejemplos de sestercios. Fuente: coleccionescaballero

Paulatinamente, a lo largo del siglo III los sucesores de Caracalla continuaron dicha política, reduciendo la composición del denario hasta un 50% de plata, pero manteniendo el valor facial y peso de éste, trayendo su inevitable pérdida de valor y una consiguiente inflación. La moneda romana tenía un poder adquisitivo sumamente bajo al iniciarse el siglo IV y el comercio se llevaba a cabo principalmente a través del trueque. Todos los aspectos del estilo de vida romano se vieron afectados por esta situación, pues no sólo se perjudicaba el comercio y la pequeña industria, sino también a la agricultura, principal actividad económica del Imperio.


Antoninianos romanos. Fila superior, de izquierda a derecha: Heliogábalo (plata 218-222), Decio (plata, 249-251), Galieno (253-268 acuñado en Asia Menor). Fila inferior: Galieno (cobre 253-268), Aureliano (cobre y plata 270-275), Imitaciones bárbaras (en cobre). Fuente:Wikipedia


Denarios romanos. Arriba, de izquierda a derecha: c. 157 AC República romana, c. 73 DC Vespasiano, c. 161 Marco Aurelio, c. 194 Septimio Severo. Debajo: de izquierda a derecha: c. 199 Caracalla, c. 200 Julia Domna, c. 219 Heliogábalo, c. 236 Maximino. Fuente: Wikipedia

Durante el reinado del emperador Aureliano en 274 el denario romano prácticamente no contenía plata, y resultó inútil el esfuerzo económico de Aureliano en revertir la situación. Al inicio del reinado de Diocleciano el denario casi había colapsado en su valor y este emperador suspendió definitivamente su uso, instituyendo en su lugar el argenteus. Diocleciano ejecutó una profunda reforma monetaria desde el año 301 para sanear la moneda romana, poniendo fin transitorio a la crisis financiera.

Aureliano y Diocleciano

http://www.lavelletaverda.com/2013/07/hiperinflacion-romana.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-25T05:00:00.000-07:00
¿Por qué triunfaron los bárbaros?

La contradicción básica de la economía esclavista es que, paradójicamente, se basaba en la baja productividad del trabajo. El trabajo esclavista es sólo productivo cuando es empleado a escala masiva. La condición previa para ello es un suministro amplio y continuo de esclavos a bajo coste. Como los esclavos se reproducían lentamente en cautiverio, la única forma de tener un suministro suficiente de esclavos era con perpetuas guerras.

Jacques-Louis David. El rapto de las Sabinas (1779) 799, Museo del Louvre, París.

Cuando el Imperio llegó a los límites de su expansión bajo Adrià , esto se convirtió en algo muy difícil. Las migraciones de masas que provocaron el colapso del Imperio fueron un fenómeno común entre los pueblos pastores nómadas de la antigüedad y ocurrieron por varias razones: necesidad de tierras de pastoreo como resultado del crecimiento de la población, cambios climáticos, etc. Los pueblos más asentados de las estepas occidentales y Europa oriental, fueron expulsados ​​de sus tierras debido a la presión de las tribus nómadas más atrasadas que venían de oriente, los hsiung-uno , más conocidos como los hunos . Los hunos no tenían conocimientos de agricultura, pero su horda era una formidable máquina de lucha.Su caballería sin paralelo en el mundo en aquella época. Se dice de ellos que su país era el lomo de un caballo.

Ulpiano Checa. Los hunos entrando en Roma (1887). 

Desafortunadamente para Europa, los hunos en el siglo IV se toparon con una cultura más avanzada, una civilización que conocía el arte de la construcción, que vivía en ciudades, que poseían un ejército disciplinado: China. Los civilizados chinos construyeron la Gran Muralla para mantenerlos fuera.

La Gran Muralla China (Foto: picture-alianza / dpa)

Derrotados por los chinos, los hunos enfilaron hacia occidente, dejando tras de sí una estela de destrucción y devastación. Atravesaron el que ahora es Rusia y se toparon con los vasos en el año 355 en la actual Rumanía. Aunque las tribus godas tenían un nivel de desarrollo superior que los hunos, fueron obligadas a huir a Occidente. Los supervivientes -unos 80.000 hombres, mujeres y niños desesperados sobre primitivos carrocería salieron de las fronteras del Imperio Romano en el momento en que el declive de la sociedad esclavista había llegado a un punto donde su capacidad para defenderse estaba seriamente debilitada.

Grabado alemán del siglo XIX. caravana germánica

La decadencia de la economía esclavista, la naturaleza monstruosamente opresiva del Imperio con su enorme burocracia y agresivos impuestos agrícolas, estaba ya minando todo el sistema. El campo iba a la deriva. Alaric , que parece ser una persona relativamente ilustrada, parece que perdonó a los ciudadanos de Roma, sin embargo, no pudo controlar los hunos y esclavos liberados, que se dedicaron al asesinato, saqueo y la violación. Destruyeron y fundir valiosas piezas de escultura y obras de arte. Esto sólo fue el principio del fin.

Saqueo de Roma por Alarico en 410. Recreación de National Geographic (1962).

A pesar de campaña a favor de los "amigos de la sociedad bárbara", el efecto inmediato de la embestida bárbara fue destruir la civilización y lanzar la sociedad y el pensamiento humano mil años atrás, dice Alan Woods.

Las fuerzas productivas sufrieron una interrupción violenta. Las ciudades fueron destruidas o abandonadas conforme la población huía al campo en busca de comida. Los únicos restos arquitectónicos que dejaron los hunos fueron las cenizas de las ciudades que quemaron. Y no sólo los hunos. El primer acto de los vasos fue quemar la ciudad de Mainz. ¿Por qué lo hicieron? ¿Por qué no se limitaron a ocuparla? La respuesta está relacionada con el retraso del desarrollo económico de los invasores. Eran un pueblo agrícola y no conocían nada de las ciudades. Los bárbaros en general eran hostiles a las ciudades y sus habitantes (una psicología que es muy común entre los campesinos de todos los periodos, segundo Alan Woods enCivilización, barbarismo y la visión marxista de la historia ).


Terrenos como la Pannonia (Hungría) sufrieron una destrucción a una escala inimaginable.Después de la destrucción de las ciudades y la extirpación de la raza humana, la tierra se cubrió de hierba, densos bosques y zarzas inexpugnables; otras tierras romanas sufrieron el mismo castigo, un proceso de devastación, violación y pillaje continuado durante siglos, dejando tras de sí una herencia terrible de atraso, en realidad, de barbarie, que llamamos la Edad de las Tinieblas.

Las hambrunas y las plagas culminaron en la peste negra y los recurrentes pandemias, que repetidamente reducían la población. Los supervivientes sufrían raquitismo. Los extraordinarios cambios climáticos llevaron tormentas y riadas, que provocaron desastres mayores para que el sistema de alcantarillado del Imperio, como la mayoría de la infraestructura romana, ya hacía mucho que no funcionaba. Se habla mucho de la Edad de las Tinieblas, el año 1500, mil años después de su abandono, las carreteras construidas por los romanos todavía eran las mejores del continente. Las otras estaban en tal estado de abandono que eran inservibles; lo mismo ocurrió con todos los puertos europeos hasta el siglo XVIII, cuando de nuevo comenzó a florecer el comercio.

La danza de la muerte (1493) di Michael Wolgemut, excepto el " Liber chronicarum " de Hartmann Schedel.

Entre las artes que se perdieron se encontraba la obra: no había edificios de piedra, excepto las catedrales, que se levantaron a lo largo de diez siglos. Las herramientas agrícolas básicas de los siervos eran las piquetas, horcas, rastrillos, guadañas y hoces. Como escaseaba el hierro, no había rejas de arado con rueda, ni vertederes. La ausencia de arados era un fuerte problema para los campesinos que tenían que remover a mano la tierra dura. Aunque había caballos y bueyes, su uso era limitado. El collar del caballo, los arneses y el estribo no existieron hasta el año 900. Por lo tanto, era imposible atar los animales en tándem. Los agricultores trabajaban duro, sudaban y, a menudo, caían agotados antes de que sus animales. 

Vía romana en Cáparra (Extremadura)

Gonçal Vicens en Caparra antes de excavar la vía romana

El ascenso del sistema feudal después del colapso de Roma, estuvo acompañado por un largo período de estancamiento cultural en toda Europa. Con la excepción de dos inventos: el molino de agua y el viento, no hubo inventos durante aproximadamente mil años. En otras palabras, existió un eclipse total de la cultura. Esto fue el resultado del colapso de las fuerzas productivas, lo que, en última instancia, depende la cultura. Si no se comprende esto, entonces es completamente imposible tener una comprensión científica de la historia.


Las muy ricas horas del duque de Berry

El arado. Fuente: esacademic.com


Molino de viento tradicional de Mallorca. Fuente: 123RF

El pensamiento humano, el arte, la ciencia y la cultura cayeron hasta el nivel más primitivo, sólo experimentó una relativa recuperación cuando los árabes introdujeron en la Europa medieval las ideas de los griegos y los romanos. Durante el Renacimiento la lenta recuperación del comercio llevó a la aparición de la burguesía y la recuperación de las ciudades, las más destacadas en Flandes, Holanda y el norte de Italia.

Scriptorium. Escuela de Traductores de Toledo. Libro de los Juegos 1v. De Alfonso X El Sabio

El conjunto de la historia humana consiste precisamente en la lucha de la humanidad para levantarse por encima del nivel animal. Los raspadores de piedra y hachas manuales fue el principio de un proceso a través del cual los hombres se convirtieron en humanos gracias al trabajo. Desde entonces, las sucesivas fases de desarrollo social se han producido sobre la base de los cambios en el desarrollo de la productividad del trabajo, es decir, de nuestro poder sobre la naturaleza.

El avance económico ha sido tan lento como para ser imperceptible en el lapso de una vida. La relación entre el desarrollo de la cultura humana y las fuerzas productivas estaba claro para este gran genio de la antigüedad llamado Aristóteles , que explicó en su libro Metafísicaque " el hombre comienza filosofar cuando tiene satisfechos sus medios de subsistencia ", y añadió que la razón por la que en Egipto se descubrieron la astronomía y las matemáticas, era para que la casta sacerdotal no tenía que trabajar.

Esta es una comprensión materialista de la historia.


Zodiaco de Dendera (Egipto) y su recreación

Es la respuesta a todas las tonterías de los utópicos que imaginan que la vida sería espléndida si pudiéramos "volver a la naturaleza", es decir, volver a un nivel de existencia animal.

La posibilidad real del socialismo depende del desarrollo de los medios de producción a un nivel superior que la mayoría de las actuales sociedades capitalistas desarrolladas. Marx en La ideología alemana escribe que "donde la pobreza se generaliza, toda la vieja porquería resucita".Por "la vieja porquería" se entendía la opresión, la desigualdad y la explotación. Las revoluciones socialistas intentadas hasta hoy han degenerado en dictaduras porque se han hecho en países atrasados ​​y aislados donde las condiciones materiales para la construcción del socialismo estaban ausentes.


El desarrollo de la industria, la agricultura, la ciencia y la tecnología han transformado el planeta y sentado las bases para una revolución total que por primera vez nos convertiría en seres humanos libres.

Procedemos de la esclavitud, el barbarismo y el feudalismo. Cada fase del desarrollo humano tiene sus raíces en todas las fases anteriores. Esto es verdad tanto en la evolución humana como en el desarrollo social. Hemos evolucionado de las especies más bajas y estamos genéticamente relacionados. Estamos separados de nuestros parientes vivos los chimpancés por una diferencia genética inferior al dos por ciento. Pero este pequeño porcentaje representa un salto cualitativo enorme.

Coming Home (2008) de Michael Kutsche. Fuente: michaelkutsche.com

Del mismo modo, el desarrollo del capitalismo ha puesto las bases para una nueva etapa, cualitativamente superior (si superior), del desarrollo humano, a la que llamamos socialismo (Alan Woods en Civilización, barbarismo y la visión marxista de la historia ) .

La crisis actual del mundo no es otra cosa que un reflejo de que el desarrollo de las fuerzas productivas están entrando en conflicto con la camisa de fuerza de la propiedad privada y el estado nacional. En determinado momento este conflicto, llegará a un punto crítico. Ninguna clase dominante en la historia ha entregado su poder y privilegios sin una lucha feroz. La crisis del capitalismo representa no sólo una crisis económica que amenaza los puestos de trabajo y el nivel de vida de millones de personas en todo el mundo. Si el proletariado, la única clase genuinamente revolucionaria, no logra derribar el dominio de los bancos y los monopolios, el escenario estará preparado para el colapso de la cultura y el retorno al barbarismo.

La muerte ronda a 12 millones de personas en el "Cuerno de África" ​​. Foto Reuters.

En realidad, para la mayoría de la población occidental (y no sólo en occidente) las manifestaciones más obvias y dolorosas de la crisis del capitalismo no son económicas, sino aquellos fenómenos que afectan a su vida personal en los puntos más sensibles y emocionales: la ruptura de la familia, la epidemia de crimen y violencia, el colapso de los viejos valores y la moralidad y nada que lo sustituya, el constante estallido de guerras, todo esto provoca un sentimiento de inestabilidad, una ausencia de fe en el presente o el futuro.

Las guerras y las masacres del ejército de EEUU. De Tim Kelly en The US Military and masacres, The Future of Freedom Foundation (2012)


La democracia formal, que los trabajadores europeos y estadounidenses consideran como algo normal, en realidad es una estructura muy frágil que no dudará en emprender el camino hacia la dictadura en el futuro. Y bajo la débil capa de cultura y civilización modernas, hay fuerzas que se parecen al peor de los barbarismos. Los recientes acontecimientos en los Balcanes son un recuerdo de ello. Las normas civilizadas se pueden romper fácilmente y los demonios del pasado pueden resurgir incluso en la nación más civilizada. Sí, la historia conoce una línea descendente y una ascendente!

Durante miles de años la cultura ha sido el monopolio de una minoría privilegiada, mientras que la gran mayoría de la humanidad ha quedado excluida del conocimiento, la ciencia, el arte y el gobierno. Incluso ahora, esto es así. No estamos realmente civilizados. Nuestro mundo no merece ese nombre. Es un mundo bárbaro, habitado por personas que no han superado todavía su pasado bárbaro.

http://www.lavelletaverda.com/2013/07/per-que-van-triomfar-els-barbars.html
Etiquetas: [ARTICULOS]  
Fecha Publicación: 2016-05-24T05:00:00.000-07:00
Efectos de la crisis del siglo III

1.Econòmics

Una de las consecuencias de esta crisis fue la interrupción de la extensa red comercial interna de Roma. Desde la Pax Romana (periodo de paz establecido por César Augusto -a veces se llama Pax Augusta - cuya duración fue de cerca de 207 años: del 27 aC al 180 dC) la economía del Imperio romano había dependido del comercio entre los puertos mediterráneos y el extenso sistema de carreteras romanas. Los mercaderes podían viajar de un extremo a otro del Imperio en pocas semanas con relativa seguridad, llevando productos agrícolas producidos en las provincias y artículos manufacturados hechos en las grandes ciudades del Este, y intercambiarlos por monedas de plata y oro realmente valiosas.

Mural romano de Stabia. Pujanza del Comercio en el mundo helenístico. (Fuente: Historia Antigua. JM Roberts. Ediciones BLUME, 2002, a través de sofiaoriginals )

Grandes haciendas producían cosechas para la exportación, y usaban los beneficios resultantes para importar comida y productos manufacturados, y esto creó una gran interdependencia económica entre los habitantes del Imperio al existir provincias especializadas en la producción de ciertos bienes gracias a los factores climáticos, demográficos, culturales, etc., asunto que estudió por el historiador Henry St. Lawrence Beaufort en The Birth of the Middle Ages, 395-814 .


Isis Giminiana fresco. Pintura popular de Ostia antica. Fuente: Wikipedia

Metales de las minas de los planos de Europa occidental; pieles, lanas y ganado de los distritos pastorales de Britania, Hispania y las costas del mar Negro; vino y aceite de Provenza y Aquitania; madera, brea y cera del sur de Rusia y el norte de Anatolia, frutos secos de Siria, mármol de las costas del Egeo y -lo más importante- grano de trigo del norte de África, Egipto y el valle del Danubio para las necesidades de las grandes ciudades, todas estas mercancías, bajo la influencia de un sistema altamente organizado de transporte y comercialización, se movían libremente de un extremo a otro del Imperio.

Comercio en la época romana

Una de las causas del derrumbe de esta red comercial fue la desaparición del valor intrínseco real de la moneda, lo que hizo que fuera rechazada y considerada no apta para pagar mercancías. La ausencia de esta moneda fiable desencadenar el incremento desmesurado de los precios. La desconfianza en la moneda incrementar el intercambio de mercancías en especie, haciendo cada vez menos rentable el comercio.

monedas romanas

La depresión del comercio perjudicó, a su vez, a la fabricación de manufacturas, que ahora no tenía mercados donde colocar sus productos y que por lo tanto comenzó a extinguirse.Inclusive, la agricultura y la ganadería sufrieron grave retroceso ya que la mayor parte de su producción se destinaba al comercio interprovincial del Imperio. Si bien la minería seguía siendo una actividad económica importante, tenía como cliente casi exclusivo al propio Estado romano y se sustentaba sólo en el trabajo forzoso de los esclavos, por lo que su efecto multiplicador sobre el resto de la economía romana era casi nulo.

Frescos eróticos pompeyanos, pintura romana


Escenas de la vida cotidiana romana


Agatha Daimon con forma de serpiente, Casa del Centenario de Pompeya. Agatodemon representa en la mitología griega a un demonio (daimon) benéfico, que acompaña durante toda la vida a las personas y se manifiesta cuando es necesario. Como espíritu acompañante personal, es similar a la del genio romano, lo que garantiza buena suerte, salud y sabiduría.

A ello se une que la economía romana estaba basada, desde los días de Augusto, a aprovechar los recursos de las regiones recientemente conquistadas para sustentar la burocracia y la corte imperial, Al cesar la expansión territorial tras las conquistas de Adrià y Trajano, el Imperio Romano no disponía de nuevos territorios las riquezas pudieran sostener los gastos gubernamentales cada vez más crecidos, que pronto causaron un serio déficit.

Los "Paisajes de la Odisea", encontrados en 1848 en una casa de la colina del Esquilino, en Roma.

El desasosiego difundido por la inflación y el empobrecimiento generalizado hizo que los viajes de los comerciantes no fueran tan seguros como en el pasado al aumentar el número de bandoleros y reducir la seguridad dada por las legiones en muchas provincias, mientras las tropas estaban más ocupadas a servir como apoyos políticos de los diversos candidatos al trono.

La crisis financiera hizo el intercambio más difícil aún, en tanto la depreciación de la moneda causó que los productores y comerciantes recibieran un dinero devaluado por sus productos y que a su vez los compradores requirieran grandes cantidades de ese mismo dinero devaluado por formar una masa de metal precioso con la que comprar otros productos, lo que hacía más difícil el transporte de dinero. Las transacciones comerciales entre las provincias del Imperio se redujeron muchísimo y esto llevó a cambios profundos que, de muchas maneras, presagiaban el carácter de la próxima Edad Media.

Los terratenientes, incapaces de exportar con éxito sus cosechas a grandes distancias, comenzaron a producir bienes para la subsistencia y el intercambio puramente local. En vez de importar bienes manufacturados (cada vez más caros y que ya no podían pagar), los terratenientes comenzaron a producir muchos productos localmente, a menudo en sus propias haciendas, dando comienzo así a la economía de autarquía que se generalizaría en los siglos siguientes, alcanzando su forma final en el feudalismo, donde el metal precioso era cada vez más escaso y por tanto la moneda comenzaba a desaparecer, mientras que el comercio se practicaba sólo en ámbitos locales muy reducidos.

Labores agrícolas, 818 d. C., Salzburgo .

2. Impactos sociales

La población libre de las ciudades, mientras tanto, comenzó a desplazarse a zonas rurales en busca de comida y protección debido a que el aumento de precios hacía cada vez más difícil obtener alimentos en las urbes para los que no fueran comerciantes, burócratas o soldados.Desesperados por la necesidad de sobrevivir, muchos de estos plebeyos libres de las ciudades, así como muchos pequeños agricultores, se vieron forzados a renunciar a derechos básicos de ciudadanía para recibir protección de los grandes aristócratas convertidos en terratenientes.Los primeros se convirtieron en una clase de ciudadanos medio libres llamados "colonus".Estaban ligados a la tierra y, gracias a reformas imperiales posteriores, sus lugares se hicieron hereditarios. Esto proporcionó un modelo temprano de servidumbre, que formaría la base de la sociedad medieval feudal.

Vendimia en un mosaico romano del siglo IV

Barbacoa romana a la hora de descanso?

Incluso las propias ciudades comenzaron a cambiar de carácter. Las grandes urbes abiertas de la antigüedad dieron paso lentamente a las ciudades amuralladas más pequeñas, tan comunes en la Edad Media, por temor a los ataques externos y ante la falta de tropas imperiales que estuvieran dispuestas a guarnecerlas. Inclusive los antiguos comerciantes urbanos comenzaron a arruinar si su ciudad no era sede de alguna gran autoridad imperial, en tanto ésta era casi la única fuerza militar y económica capaz de asegurar la pervivencia del comercio. También numerosos aristócratas romanos abandonaban las ciudades de provincias para refugiarse en sus grandes propiedades rurales donde se hacían económicamente autosuficientes y podían mantener una autoridad efectiva sobre masas de campesinos, creando el embrión de los señores feudales de siglos posteriores.

Legiones romanas, la vida en el campamento militar

Estos cambios no estuvieron restringidos en el siglo tercero, sino que ocurrieron lentamente sobre periodos muy largos, y se vieron puntualizados por reveses temporales. Sin embargo, a pesar de las extensas reformas de emperadores posteriores, la red comercial romana nunca se recuperó del todo, y la vida urbana entró en una larga fase de decadencia incluso en la misma capital, Roma (en el siglo V sólo Bizancio conservaba el dinamismo de la típica gran urbe romana). La disminución del comercio entre las provincias las condujo a una "insularidad" creciente entre cada región del Imperio. Los grandes terratenientes, la autosuficiencia se había incrementado, prestaban menos obediencia a la autoridad central de Roma y eran abiertamente hostiles hacia sus recaudadores de impuestos, representantes de un Estado que en verdad no tenía fuerza para proteger a estos terratenientes ni por imponer su propia autoridad en las provincias.

La medida de riqueza en este periodo empezó a tener que ver menos con la autoridad civil basada en las urbes y más con el control de grandes haciendas agrícolas. La población común perdió poder político y económico respecto a la aristocracia, y la antigua clase media disminuyó hasta casi extinguirse en la mayoría de las ciudades, en tanto el comercio y la industria que las sostenía no pudo sostener por más tiempo (excepto en Bizancio). La crisis del siglo tercero marcó así el comienzo de un largo proceso evolutivo que transformaría el mundo antiguo en el mundo medieval.

http://www.lavelletaverda.com/2013/08/efectes-de-la-crisi-del-segle-iii.html